El contenido de las columnas y de opinión son responsabilidad de quien las escribe y no reflejan precisamente la linea editorial de este medio

Reconocen fallas en carretera de Puebla

 

Argumenta SCT estatal que los retrasos y obras anticipadas fueron para evitar crisis sociales

 

Benito Jiménez / Agencia Reforma  

 

El titular de la SCT y Javier Sánchez Galicia, director de Comunicación Social del gobierno del estado ·Cambio Foto/ tere murillo

Desde la construcción de la carretera poblana, donde la semana pasada fallecieron al menos 60 personas por un alud, se presentaron derrumbes y deslaves que ponían en riesgo el tránsito en ese camino del poblado de Eloxochitlán.


La obra, que comenzó en mayo de 2002, tuvo retrasos, cancelaciones y se terminó anticipadamente.

 

Por si fuera poco, al inicio los planos se exhibieron en forma magnética sin existir una presentación impresa debidamente validada con la firma responsiva del proyectista; es decir, el proyecto careció de legalidad.


Un informe de revisión de la Secretaría de Desarrollo, Evaluación y Control de la Administración Pública, realizado del 8 de abril de 2002 al 6 de junio de 2005, arrojó además que la empresa contratista recibió pagos por conceptos no ejecutados relativos a trabajos de desmonte.

Rómulo Salvador Arredondo, secretario de Comunicaciones y Transportes de Puebla, reconoció en otro informe --fechado en agosto de 2006-- que la supervisión de la obra no fue eficiente y que los retrasos en su realización fueron por culpa de los pobladores, que obligaron a un segundo proyecto.


“La documentación soporte del presente informe demuestra que los retrasos en la ejecución de la obra no son imputables ni al contratista ni a esta dependencia, sino a las acciones llevadas a cabo por los vecinos y los pobladores de la región inconforme”, indica en la misiva enviada a Víctor Manuel Sánchez, Secretario de Desarrollo, Evaluación y Control de la Administración Pública de la entidad, quien le enteró a Arredondo de las irregularidades detectadas por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) en la construcción de la carretera.


Desde el año pasado, la ASF advertía una deficiente planeación de la obra al no considerar características climáticas y ambientales de la región que incidieron en retrasos y cancelaciones de los trabajos de la carretera Azumbilla-Tlacotepec de Díaz en el tramo Chichicapa-Acolmunga, que se comenzó a construir el 6 de mayo de 2002, con fecha de entrega el 1 de diciembre de ese año.

En su segunda etapa comprendía los municipios San Sebastian Tlacotepec, Ajalpan y Eloxochitlán, donde el pasado miércoles un alud aplastó al autobús 24 de la línea Sierra Negra.

A decir de Arredondo, en junio de 2002 surgió la inconformidad por parte de autoridades auxiliares y vecinos de las comunidades aledañas a la construcción de la carretera, principalmente del municipio
de Ajalpan, debido a que el tramo no cruzaba por sus comunidades, por lo que el de noviembre de ese año elaboró el dictamen técnico a un nuevo proyecto.


La empresa contestó a Arredondo que las modificaciones del proyecto inicial rebasaban a la constructora en su capacidad financiera y técnica, por lo que se declaró imposibilitaba para el segundo proyecto.


“Al no ser imputable al contratista la falta de continuación de los trabajos no era procedente efectuar retenciones, sanciones y mucho menos contemplar la recisión del contrato.

“El cambio de condiciones no consistió en simples modificaciones al proyecto contratado, sino en un nuevo trazo con mayores conceptos de obra, los cuales rebasaron su capacidad financiera y técnica”, apuntó Arredondo.

No obstante, la obra se concluyó pero con la planeación del primer proyecto.

 

Arredondo niega una deficiente planeación de la obra, pues en el proyecto entregado al contratista, establece que se consideraron las características ambientales, climáticas y geográficas de la región.

“Por lo tanto, estos factores no incidieron en ningún retraso y cancelación de los trabajos ya que como se ha dicho la causa de la terminación anticipada tuvo su origen en una inconformidad ciudadana”, agregó Arredondo.

 

Publicidad

Versión Online

 

© Copyright, 2007 www.diariocambio.com.mx