Protege IEE a Necoechea

 

Selene Ríos Andraca

 

El ex consejero presidente del IEE, Alejandro Necoechea Gómez, recibió un bono extraordinario por más de 180 mil pesos, reconoció el órgano electoral a través de un comunicado de prensa. Sin embargo, el actual Consejo General, encabezado por Jorge Sánchez Morales, protege a Necoechea y a los 11 funcionarios que también fueron beneficiados con remuneraciones, al aducir que carece de facultades para investigar las razones del recurso extraordinario.
El viernes pasado, el Instituto Electoral del Estado de Puebla remitió un boletín de prensa a los medios para justificar el acuerdo  registrado como IEE/JE/016/2006 de Junta Directiva —realizada en octubre de 2006—, con el cual Alejandro Necoechea se adjudicó a sí mismo y a 11 directores del órgano electoral el pago de “prestación de fin de año 2006 para personal de este organismo”.
El organismo electoral destinó un millón 728 mil 199 pesos para el pago de las remuneraciones, de las cuales la más alta es la de Alejandro Necoechea, quien recibió 187 mil pesos. Le siguen el director y el secretario general, José Antonio Bretón Betanzos y Noé Julián Corona, con 144 mil pesos. (Ver anexo 1).
De acuerdo al boletín, Alejandro Necoechea fue el único consejero que recibió bono extraordinario, excluyendo así a los ex consejeros Mario Iglesias García Teruel, José Manuel Rodoreda, José Félix Urbano Noé Ávila, Miguel Ángel Flores Muñoz, Alexis Juárez Cao Romero, José Pascual Urbano Carreto, Enrique Ramírez Valverde y Edgar Manuel Cruz Domínguez.
El documento señala que los ex consejeros no incluidos en la lista solamente recibieron “parte proporcional de primas vacacionales, vacaciones y aguinaldo, no reportándose el pago de liquidación alguna respecto a ninguno de ellos”, y no una compensación similar a la que se adjudicó Necoechea Gómez.
Los doce funcionarios beneficiados fueron: Alejando Necoechea Gómez, ex consejero presidente del IEE; Noé Julián Corona Cabañas, secretario General; Rubén Gutiérrez Rosas, encargado de la Unidad Jurídica; Dalhel Lara Gómez, contralora interna; José Antonio Bretón Betanzos, director General; Marcelina Sánchez Muñoz, directora de Organización Electoral; Sofía Quirós Hernández, ex encargada del despacho de la Dirección Administrativa; Sergio Ayala Jasso, encargado de la Unidad del Servicio Electoral Profesional; Ana Silvia Santillana García, directora de Capacitación Electoral y Educación Cívica; Amalia Oswelia Varela Serrano, directora de Prerrogativas, Partidos Políticos y Medios de Comunicación; José Antonio Chávez Camacho, coordinador de Informática, y Adriana Álvarez Hernández, encargada de la Unidad de Transparencia y Acceso a la Información.
Los argumentos —que no están sustentados con documentos de las actividades— por los que los 12 funcionarios fueron beneficiados son, según el acuerdo de la Junta Ejecutiva: “La responsabilidad y desarrollo de las actividades ordinarias establecidas sistemáticamente en los Programas de Trabajo 2006 de las Unidades Técnicas y Administrativas efectuadas por el personal del Organismo, y la responsabilidad y actividades extraordinarias realizadas para el presente año”.
Aunque los argumentos son ambiguos y no se sostienen con documentos oficiales, el Consejo General, encabezado por Jorge Sánchez, se rehúsa a iniciar una investigación sobre las razones de la remuneración, aduciendo que: “Dentro de las atribuciones del Consejo General no se encuentra la de revisar la cuenta pública de anteriores administraciones de este organismo”.
El acuerdo de Junta Ejecutiva celebrado en octubre de 2006 determinó: “el pago de prestación de fin de año correspondiente al año dos mil seis, para personal que labora en este Organismo Electoral; en términos de lo argumentado en el considerando 4 de este acuerdo”.

El considerando cuatro del referido acuerdo señala: “Que, el artículo 226 del Estatuto del Servicio Electoral Profesional del Organismo, en su fracción VI, establece que el personal del Servicio y Administrativo tendrá derecho a un aguinaldo que estará comprendido en el presupuesto de egresos y que será equivalente a la retribución de cuarenta días de trabajo, cuando menos. La Dirección Administrativa fijará las proporciones y el procedimiento de pago en aquellos casos en que el trabajador hubiere prestado sus servicios menos de un año, así como en su fracción VII establece que el personal del Instituto tendrá derecho a recibir una compensación derivada de las labores extraordinarias que realicen, de acuerdo con el presupuesto del Instituto”.


 


 
 
Todos los Columnistas