Balacera entre narcomenudistas; detienen a Alfredo Árcega Silvetti

 

Confesó dedicarse al tráfico de drogas pero en 48 horas podría estar libre

 

Edmundo Velázquez

 

 

Después de escapar de una balacera, Alfredo Árcega Silvetti, uno de los líderes del narcomenudeo en la cuidad de Puebla, fue detenido la noche del domingo en la zona del puente de México, en los límites con Cholula.
Un integrante de la banda de “Los Silvetti” fue atacado el domingo por la noche cuando salía del restaurante La Silla, ubicado en la avenida Juárez. Según la Procuraduría General de Justicia, los atacantes eran un grupo de adversarios de la misma banda.
En la persecución —de la cual la Procuraduría General de Justicia no ha dado una versión oficial y se especula con datos parcos e incongruentes—, la Hummer 2006 donde viajaba Alfredo Árcega Silvetti recibió dos impactos de bala que lesionaron en la espalda a su acompañante Julio César González Flores. Un balazo más llegó a la llanta derecha trasera del vehículo.
La persecución terminó en la colonia Arcos de Santa Cruz, donde la Hummer se impactó contra una casa habitación. Del choque salieron ilesas Estefanía Roldán Lascuráin y dos primas de Árcega Silvetti —Ilse y Jocelyn Acosta Galeana—. Las tres acompañantes también viajaban en el vehículo.
Cuando los agentes de la Policía Judicial llegaron al lugar del choque, Alfredo Árcega intentó sobornar a los agentes con 30 mil pesos en efectivo para que lo dejaran libre, así que fue asegurado por el delito de cohecho, además de daños en propiedad ajena por la barda deteriorada por su vehículo Hummer.
Alrededor de la una de la madrugada, el detenido rindió su declaración a la PGJ, en la cual dice tener 32 años de edad; además, relató que cuando salió del restaurante La Silla se percató de que al parecer una patrulla de vialidad lo perseguía. Para evitar ser detenidos, ya que se encontraba en estado de ebriedad, aceleró para darse a la fuga.
“Cabe destacar que durante la persecución, sujetos no identificados, quienes después se percató no eran de vialidad, sino sujetos con quienes tenía viejas rencillas, dispararon en su contra. Los impactos provocaron la ponchadura de una llanta así como lesiones a uno de sus acompañantes, impactándose la unidad en una vivienda de la colonia Arcos de Santa Cruz”, relató la procuradora Blanca Laura Villeda Martínez.
La funcionaria subrayó que no hubo acción alguna de cuerpos policíacos oficiales durante la balacera.
De acuerdo a Villeda Martínez, Alfredo Árcega Silvetti reconoció en su declaración que desde hace tiempo se dedica a la venta de droga en territorio poblano, aunque, fuentes de la PGJ informaron que al detenido se le obligó a firmar esta declaración.
Existe también la versión de que Alfredo Árcega declaró en un principio ser empresario y dedicarse a la administración de un billar. En ese mismo documento admitió ser sorino de Oscar y Jesús Fernández Silvetti, pero dijo no dedicarse a la venta de estupefacientes, pero sí ser consumidor. Esta declaración no transcendió ante la luz pública, hecho por el que los abogados del Alfredo Árcega presentarán una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos.
“También tenemos información proporcionada por la Diedo, en la que se establece que Alfredo Árcega Silvetti es investigado por sus nexos con una banda delictiva dedicada al secuestro, que se encuentra consignada al Juzgado Sexto de lo penal. A (esta banda le) distribuía droga y lo consideraban su mentor y protector para poder dedicarse a la actividad del secuestro. Incluso le decían ‘El Papá’”, agregó la procuradora.
La PGJ informó que a Árcega Silvetti se le buscaba por su relación con el grupo de secuestradores, bajo el proceso 404/2006.

 

Cuenta regresiva


Debido a que se le detuvo por delitos del fuero común, Árcega Silvetti podría salir libre cuando cumpla 48 horas de aseguramiento, mientras no se le comprueben mayores cargos o algún delito federal.
Los delitos por los que se le acusa son daño en propiedad ajena y cohecho, los cuales alcanzan fianza.
“Esto entorpece la investigación que estábamos haciendo. Este incidente, por cuestiones ajenas a la institución, nos impidió continuar la averiguación de la forma en que la veníamos siguiendo”, señaló Villeda Martínez.
Sobre el vehículo Hummer 2006, el detenido dijo que es de propiedad de su cuñado; además, la camioneta tiene un permiso vencido al que Árcega Silvetti colocó una placa —LZA-88-78 del Estado de México— que no aparece en el registro de vehículos.
También se investiga con los distribuidores Hummer en Puebla para cerciorarse de la legal propiedad del vehículo.
Al momento, el acompañante herido está hospitalizado en la clínica La Paz, bajo custodia.

 

¿Segunda detención?


Aunque la PGJ busca antecedentes del detenido, se especula que en ocasión pasada, el 9 de marzo del 2005, a Alfredo Árcega Silvetti lo detuvieron, pero proporcionó otro nombre.

En esa ocasión fue liberado por el Ministerio Público del fuero federal. Los tres detenidos aquella vez respondían a los nombres de Arturo Madrid Díaz, Raúl Ruiz Pérez y Alfonso Vergara Ramírez. “No estamos seguros de que se trate de la misma persona”, admitió la procuradora.


 
 
Todos los Columnistas