Anatere dobla las manos, pide ciudadanía poblana


Señala que el PRI está en su derecho de elegir al próximo perdedor


Héctor Hugo Cruz Salazar/ Olivia López Pescador

 

Ana Teresa Aranda Orozco “dobló las manos” y ayer por la mañana acudió a solicitar al Congreso del estado su carta de ciudadanía poblana a fin de cumplir con los requisitos que marca la convocatoria de su partido y la ley electoral del estado, pese a que en reiteradas ocasiones “La Doña” aseguró que no haría el trámite y que le bastaba con el hecho de haber contendido ya dos veces en procesos locales, en 1989 como candidata a la alcaldía y en 1998 como aspirante a la gubernatura.
El argumento de Aranda Orozco para solicitar su ciudadanía fue en el sentido de que quería evitar que la sociedad tenga la percepción de que no quiere cumplir con la legalidad.
No obstante, “La Doña” no dejó a un lado las críticas hacia su partido, pues también reveló que había adelantado su solicitud, ya que la dirigencia lanzó la convocatoria para la elección interna de candidato a la alcaldía de Puebla sin que se le avisara.
Tras calificar como un olvido por parte de su partido, el hecho de que no le hayan avisado la fecha exacta de la publicación de la convocatoria, indicó que debido a que tenía que acudir al Congreso a hacer este trámite, la reunión privada de acercamiento entre los tres aspirantes a la alcaldía con la dirigencia se suspendió para la próxima semana, ya que se iba a ver muy mal que no estuviera presente en la reunión.
Luego de entregar en la Oficialía de Partes del Congreso del estado la petición formal de cinco hojas para  la obtención de la carta de ciudadanía, en donde refiere que nació en la ciudad de León, Guanajuato, el 26 de enero de 1954, está casada con Luis Alejandro Orea, tiene seis hijos, ha residido en Puebla desde 1977,  por lo que tiene su domicilio conyugal en el estado, ha tenido un particular interés por los asuntos de Puebla, ha ejecutado acciones en pro de la comunidad y ha contendido por diversos cargos, recordó ante esta instancia que consta en los archivos del Congreso, que con fecha 12 de septiembre de 1989 presentó la documentación necesaria establecida en el artículo 20 fracción III de la Constitución de Puebla, pero fue desestimada.
Por ello, Ana Teresa Aranda indicó que nuevamente acudió ante el Congreso a solicitar su ciudadanía y lo hará las veces que sean necesarias.
Tras presentar como prueba las copias de su registro como candidata a la gubernatura en 1998, como diputada federal de representación proporcional, copia certificada de su acta de matrimonio, copia del acta de nacimiento de su hijo, copia de los certificados de estudios de sus hijos, copia del pago de arrendamiento de un inmueble, del pago de luz, renta, teléfono, agua, entre otros documentos más, indicó que aunque ya estaba superado en 1989 este trámite, luego de la negativa del comité municipal en otorgarle el registro en la contienda interna, esto los llevó a valorar esta situación, por lo que decidió pedir nuevamente la ciudadanía.
“Nosotros no podemos darle a los ciudadanos de Puebla una imagen de que no queremos cumplir con la legalidad, no queremos dar la imagen de que un empeño personal detenga esta gran oportunidad que tiene AN y que tiene Puebla,  de tener  una presidenta municipal”, dejó en claro la panista, quien ha vivido en Puebla desde hace 30 años.
Aunque hay algunas voces que indican que ya no le da tiempo al Congreso para entregarle la carta de ciudadanía a Ana Teresa Aranda, ésta comentó que aunque confía en que el  Congreso sí le entregará la ciudadanía poblana a más tardar en julio,  y espera que este poder muestre independencia del ejecutivo, como lo ha declarado el propio presidente de la Gran Comisión, Pericles Olivares, dijo además que afortunadamente hoy en día existen otras instancias como el TEPJF, en caso de que se la negaran nuevamente.
 Indicó que ya logró que se le quitara la trampa a la convocatoria del PAN de sólo registrarse teniendo la ciudadanía, por lo que ahora lo puede hacer teniendo sólo la solicitud, por lo que sólo habrá de esperar que el Congreso le de la ciudadanía, para estar completa. Mencionó que una vez publicada la convocatoria, por vez primera en años estará abierto el partido sábado y domingo, en horario político, para que los panistas que trabajan puedan registrarse para la convención.
A pregunta expresa de cómo ve a Javier López Zavala como posible candidato del PRI a la alcaldía, respondió que el PRI está en todo su derecho de elegir a su perdedor, y en cuanto a la posibilidad de que Gabriel Hinojosa busque la Presidencia Municipal por el partido Alternativa u otro instituto, señaló que a él  lo respeta totalmente.
Por último negó haber mandado a hacer una encuesta al interior del PAN, “seguramente la mandó a hacer Antonio Sánchez, y le están poniendo su firma.”

 


 
 
Todos los Columnistas