publicidad  
 
Abrir el índice

 

 
       
   
   
   

 Lamenta Alatriste Batalla devenir de la historieta

 

En 'Aprende a dibujar con el ejemplo', el autor comparte sus secretos como dibujante

 

Diana Gutierrez / Agencia Reforma

 

Para Sealtiel Alatriste Batalla, ilustrador octogenario, el dibujo es la memoria; sin embargo, dice, el devenir de la historieta en pornografía dibujada ha transformado las necesidades del dibujante.


“Los historietistas, por llamar la atención, utilizan recursos atrevidos en detrimento del contenido”, lamenta.


Johnny Galaxy, Yamba y el mismo Tarzán nacieron del lápiz de quien ahora comparte su método en el libro Aprende a dibujar con el ejemplo, editado por Aguilar.


“El trazo del historietista exige rapidez porque es tanto el material que le piden que no es posible tener un modelo para cada dibujo. Hay que aprenderse de memoria cómo son los músculos, las posiciones corporales”, apunta.


Alatriste Batalla, quien entregaba cerca de 70 cuartillas por semana, considera que sólo “dibujando, dibujando y dibujando” lo logró.


Dedicado profesionalmente a la historieta desde los 19 años, el ahora retirado artista copiaba los “monitos” de tiras legendarias como El mago maravilla y Dick Tracy.


“Ya no puedo dibujar porque la vista se me ha deteriorado mucho y ya no distingo las proporciones. Entonces ahora dedico mi tiempo al cine y a leer novelas de aventuras”, dice

La historieta, señala, es el cine en estampas, y viceversa.


De ahí que la enseñanza académica del dibujo no satisfizo al ilustrador, fanático del movimiento.

Aunque estudié un año en la Academia de San Carlos, la historieta me cautivó. Es diferente al trazo aprendido en la escuela. Yo quería hacer gente corriendo, nadando, dando de golpes”.
Así, Alatriste Batalla, basado en el principio de la observación y la práctica, forjó su estilo.


Para dotar de expresión a los personajes, explica, y que el lector la experimente, es imprescindible la exageración de sus rasgos, gestos y características físicas.


Pero no todo fue afortunado en sus casi 60 años de trayectoria.


“Inicié una aventura editorial por mi cuenta con la revista Rex, el hombre de bronce, que fue un rotundo fracaso y me llevó a la ruina. Después, ya enderezado el rumbo, resultó que la gente me decía que todos mis personajes lucían igual”, expresa.
El padre del escritor Sealtiel Alatriste no escatima en recomendaciones para quienes están convencidos de que el dibujo es la manifestación de la fantasía.

 

 


 

 

 

 

 

 

Versión Online

Columnistas

 
Haga cic aquí para ampliar la imagen

   

 
RSS Feeds
En tu Movil
Video
En tu E-Mail
 
   
Estadisticas

© Copyright, 2007 www.diariocambio.com.mx
Avenida 16 de Septiembre 4111, Col. Huexotitla, CP. 72240, Puebla, Pue. - México
Tels.(+222)576-0975 / 576-0977
Abrir el ndice