Se radicalizan los disidentes


Exigen al gobernador se defina y diga si escuchará o no sus demandas en contra de la alianza


Amenazan los integrantes del Consejo Democrático Magisterial Poblano con realizar un paro total de labores, tomar las oficinas de la SEP y hasta carreteras, si no se inician las negociaciones


Olivia López Pescador

Notas Relevantes

Notas Anteriores

 

El Consejo Democrático Magisterial Poblano advierte que encabezarán nuevamente una mega marcha el 18 de noviembre, con el objeto de que el gobernador del estado Mario Marín dé su última palabra, si está dispuesto a escucharlos en sus demandas en contra de la alianza por la calidad o va a comenzar la represión contra los docentes.

 

En virtud de los resultados de ese día, van a determinar si emprenden paros totales de clases, toman la SEP o empiezan a tomar las carreteras, reveló Miguel Guerra Castillo, vocero de este consejo.


“La marcha será la última instancia para que Mario Marín decida si ya inicia la represión contra los maestros o por fin decide escucharnos él, porque ya hablamos con su secretario de Educación Pública, de Gobernación, con los diputados, ante los medios de comunicación hemos clamado a ver si nos escucha.”


Remarcó que está en las manos del gobernador si se van a hacer efectivas las averiguaciones previas contra los docentes que están encabezando el movimiento magisterial, “sólo de él depende que las cosas no se pongan graves”.


Comentó que ya están en el proceso de “formalización del movimiento”, por eso están elaborando las actas de desconocimiento de los líderes y la elección de representantes, “porque no es posible que el consejo siga siendo señalado como un movimiento sin cabezas. Por este motivo, el 18 de noviembre se hará pública la convocatoria del congreso seccional de las secciones 23 y 51, con el 51 por ciento de las firmas de los docentes y de los delegados se convocará a las asambleas, sin la intervención de gordillistas”.


Guerra Castillo explicó que el consejo democrático está trabajando en la demostración de la legalidad y legitimidad del consejo, para que a partir del congreso sean reconocidos por el gobierno del estado, aunque la profesora Elba Esther Gordillo se niegue a reconocerlos.


Aseveró que los maestros adheridos al consejo democrático se sienten presionados, porque están recibiendo advertencias de “ajustes de cuentas” por parte de la SEP en coordinación con los dirigentes del SNTE, tanto regionales como seccionales; ya que existen actos de intimidación, de coacción por escrito y de descuentos.


“Ojalá no nos obliguen a declarar un paro total de labores o un cierre de carreteras, todo eso, la asamblea que se reúna el día 18 de noviembre, lo podrá decidir.


Miguel Guerra, vocero del consejo democrático, dijo que debido a que los maestros no han sido escuchados, el consejo determinó convocar a todos los docentes del estado para que participen en una gran marcha para que miles de maestros le pidan una vez más al mandatario estatal que su gobierno de una vez por todas se “sacuda” del compromiso con la profesora Elba Esther Gordillo y dé marcha atrás a la Alianza por la Calidad de la Educación.


Lamentó que los legisladores locales se hayan declarado incompetentes para representar al pueblo y hacer un exhorto al gobernador Mario Marín Torres para que se cancele la alianza en Puebla.


“Estamos descontentos porque los diputados se declaran incompetentes para hablar con el gobernador, son legalismos en los que se apoyan para decir que ellos no tienen atribuciones para hacer un exhorto al gobernador.”


Recordó que hay un pequeño grupo de “disidentes” o “traidores” al consejo, que están tratando de tener la representación para dialogar con el gobierno del estado, quizá a través de ellos “encuentren cobijo” para aplicar una “alianza muerta”.

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas