Crecen las quejas por la mala atención en el Hospital General


Traslados tardíos y deficiente atención médica, señalan los usuarios Huauchinango


En dicho nosocomio se cuenta con una ambulancia, pero en ocasiones no hay quien la maneje, “esto ocasiona que los traslados sean retrasados, causando muertes o empeoramiento del estado de salud de los pacientes”


Heriberto Hernández Castillo / Corresponsal / Huauchinango, Pue

 

Usuarios del Hospital General de Huauchinango se quejan de la mala atención que se da en la institución, la cual se debe “a la falta de médicos y de operación del sistema de traslados de enfermos, algunas veces se les han muerto algunos pacientes que llegan mal y por lo tardío de canalización, no han llegado con vida a otro hospital”.


Las quejas por la mala calidad en la atención del Hospital General son recurrentes y cada vez se da en mayor medida.


Gente que ha vivido las malas experiencias con familiares y testigos que han presenciado el caos que se hace al momento en que se necesita una atención inmediata de parte del Hospital General de Huauchinango, atestiguaron las deficiencias con las que se opera en el nosocomio.


Los testigos aseguraron que ante la falta de un operador de ambulancia, capacitado en el Hospital General, “en una ocasión en que llegó una persona que se había accidentado por caída libre, de unos cuatro metros aproximadamente presentando traumatismo en el cráneo, no pudo ser atendido de manera eficiente en el nosocomio, se tenía que haber trasladado de manera rápida, pero no encontraron a un operador, y por lo tanto, echaron mano de un vigilante de la institución, siendo él el que manejó la unidad, pero el paciente ya no llegó con vida a su destino”.  


En el Hospital en cuestión se cuenta con una ambulancia, pero en ocasiones no hay quien la maneje, “esto ocasiona que los traslados sean retrasados, causando muertes o empeoramiento del estado de salud de los pacientes”.


Quienes se acercaron a este medio de comunicación señalaron que el trámite burocrático también es cansado en el Hospital, “los médicos que están a cargo de las emergencias tardan para dar una atención rápida, en ocasiones no es porque haya mucho trabajo, sino porque están echando café en plenas horas de trabajo y con una acumulación de pacientes”.


En algunas semanas pasadas, este reportero entrevistó al director del Hospital, Rogelio Cuautle, quien contestó que “la mayoría de las deficiencias se deben a la sobrecapacidad en la que se atiende a los usuarios, pero muchos de esos problemas se solucionarán cuando se echen a funcionar las nuevas instalaciones”.

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas