Aréchiga también va contra la Gran Comisión


Se apuesta por crear la Junta de Coordinación Política


Yonadab Cabrera Cruz


El diputado electo de Nueva Alianza, Guillermo Aréchiga, se pronunció por la desaparición de la Gran Comisión en el Congreso del Estado, pues considera que es una figura que obedeció a regímenes en el pasado y ahora no garantiza la división de los poderes, por lo que se manifestó a favor de la creación de una Junta de Coordinación Política, aunque dejó en claro que no debe de ser a modo.


En entrevista, el panalista justificó la postura de Fernando Manzanilla, coordinador del equipo de transición morenovallista, en el sentido de dejar a la Gran Comisión como figura de dirección en el Congreso local, ya que los priistas pretenden hacer un “traje a la medida” con la Junta de Conciliación Política.


Para Guillermo Aréchiga no sería aceptable una reforma a modo por parte del PRI para crear la Junta de Coordinación Política, ya que significaría un atraso para la entidad poblana más allá de garantizar un verdadero equilibrio de los tres poderes del estado.


“Yo creo que tiene razón Fernando Manzanilla, en tanto lo que pretendan sea hacer una Junta de Coordinación Política que sea un traje a la medida para quienes la están promoviendo. Esto no es de ninguna manera aceptable para el estado ni para nadie, significaría un gran atraso”.


Según Guillermo Aréchiga, el Congreso estatal requiere de una verdadera Junta de Coordinación Política donde haya una buena administración, y se pronunció porque este sea un tema en la próxima Legislatura: “Que sirva para coordinar agendas, señalar prioridades, es otra cosa, yo creo que es preferible que lo discutamos en la próxima Legislatura”.


Sin embargo, el panalista señaló que es necesario modificar la Gran Comisión, pues la calificó como una cosa del pasado: “Obedeció a regímenes con otras características, lo que yo aprecio es un gobierno democrático que pasa por el equilibrio de poderes por todas las formas y reclama una forma distinta de gobierno en el Congreso”.


Dijo que lo más sano para un gobierno democrático es que haya una división de poderes y eso sólo lo garantiza una Junta de Coordinación Política que sea plural, que incluya a todas las fracciones parlamentarias.


“Me pronuncio por una Junta de Coordinación Política donde participen todos los coordinadores de los grupos parlamentarios, que se atiendan los asuntos prioritarios para el estado de forma objetiva”.


Al preguntarle si considera pertinente las declaraciones de Fernando Manzanilla para que prevalezca la Gran Comisión, Guillermo Aréchiga respondió: “Mas allá de pertinencia o no, independientemente de esto, yo atiendo más a la propuesta y la propuesta es una Junta de Coordinación Política que le sirva al estado para establecer el equilibrio de poderes”.


Para concluir, dejó en claro que una Gran Comisión no le sirve al nuevo gobierno, por lo que es preferible una Junta de Coordinación Política, ya que se necesita democratizar el Estado y sus tres poderes.

 

 

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas