Vale utiliza estrategia farsante


Para evitar el alza de la tarifa a siete pesos


Ignacio Morales Paz, líder de los transportistas, reconoció que a fin de año podría reiniciar la demanda del incremento del pasaje

 

Miguel Ángel Cordero

 

Valentín Meneses Rojas juega con Dios y con el Diablo, pues al implementar una estrategia para el cobro del pasaje diferenciada le prometió al gobernador Mario Marín y a los poblanos que no habría incremento a la tarifa, pero al mismo tiempo ofreció a los transportistas el aumento esperado para el próximo año.


El titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) explicó en un carrusel mediático, que hizo la mañana de ayer, que se adquirirá un nuevo esquema de cobro en el servicio del transporte que sea sistematizado y que en automático haga los incrementos justos.


Dijo que el nuevo sistema que se estudia involucra un prepago y un software que determine automáticamente el precio del pasaje en función de los incrementos de gasolina y diesel.


Por tal razón, el costo sólo se mantendrá en cinco pesos durante este año electoral, pues el líder de la Alianza de Transportistas, Ignacio Morales Paz, reconoció que para mediados de este año, o incluso a finales, podría elevarse la tarifa.


Morales Paz informó que la mañana de ayer asistió a una reunión con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y la de Gobernación (Segob) para platicar acerca del aumento.


Ante la propuesta de incrementar el precio del pasaje, los titulares de la SCT y de la Segob, Valentín Meneses Rojas y Mario Montero Serrano, respectivamente, presentaron un nuevo programa y distintas estrategias, a través de las cuales cedieron no incrementar, por el momento, la tarifa del transporte urbano.


No obstante, Morales Paz reconoció que los agremiados a la Alianza tendrán la última palabra respecto a no incrementar el costo al pasaje; el 7 de enero, en reunión, los operadores decidirán si aceptan los planteamientos del Gobierno del estado.


La propuesta consiste en tres puntos: el gobierno emprenderá una actualización tarifaria automatizada; se modificará el artículo 70 para que la duración de vehículos pase de 10 a 15 años —con ello se mantendrá en precio adecuado las unidades nuevas—; y se discutirá que Congreso del Estado dé un reglamento tarifario para todo el estado de Puebla.


Con el nuevo esquema de tarifa automatizada, consideró Ignacio Morales, pasando el proceso electoral de este año, el próximo podría incrementarse directamente la tarifa a siete pesos.


Dijo que desde antes de que finalizara el año, los transportistas advirtieron la posibilidad de incrementar los insumos, pero con el acuerdo se reservarán el incremento de manera temporal.


El líder de la Alianza de Transportistas declaró que es insostenible mantener el precio de 4.5 pesos en combis y cinco en microbuses con el alza de la gasolina. Sin embargo, admitió que esperarán a que el indicador automático señale el precio de la tarifa.

 

Insistió en que el aumento del precio de la gasolina está lacerando cada día más a la economía de los transportistas de pasaje e incluso a otros gremios, como el de grúas y transportes de carga, aunque en el caso específico del transporte público son incrementos que a la larga podrían traer consigo perjuicios económicos para miles de poblanos.

 

 

 

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas