Vigilarán publicidad en comercios del Centro


Con la intención de regular el uso de dicha propaganda


En caso de que los locatarios incumplan con la norma, podrían ser sancionados con una multa de hasta 114 mil pesos


Ana de la Fuente

 

Personal del Ayuntamiento capitalino y del INAH visitará los comercios del Centro Histórico para regular su publicidad. En una primera instancia, los locatarios que incumplan, se les invitará a regularizarse; en caso de reincidencia, se multarán hasta con 114 mil pesos.


En entrevista telefónica, el titular de la Agencia de Protección al Ambiente municipal, Blas Villegas Lara, señaló que será a partir de la segunda quincena de marzo cuando personal del ayuntamiento y del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) recorra 600 negocios ubicados en las sendas capitalinas.


La idea es mantener el certificado de ciudad patrimonio para lo cual se deben cumplir ciertos criterios: “En conjunto con el INAH se quitarán estructuras o toldos, pues debe haber cierta uniformidad en colores, ya que es parte de los requisitos para mantener la certificación (…) el aspecto del Centro Histórico es importante para que se pueda mantener como patrimonio de la humanidad”.


Blas Villegas abundó que existen construcciones que se agregaron a las edificaciones originales para poder publicitar los pequeños negocios que también serán retiradas: “Hay estructuras que invaden la vía pública, aunque van en la marquesina, hay veces que salen. Son estructuras que se han prefabricado y no corresponden a la arquitectura propia de los edificios o construcciones del Centro Histórico. En las estructuras que sí son originales, el INAH hará las sugerencias pertinentes”.


Luego de que el presidente del Consejo de Organismos Empresariales (COE), Javier Maldonado Moctezuma, acusó el cobro a pequeños comerciantes, el titular de la Agencia de Protección al Ambiente pidió a los locatarios que no se dejen extorsionar por los visitadores, pues en todo caso el único desembolso que realizarán será su regularización, pago que deberá efectuarse en la Tesorería Municipal.


Además de ciertas estructuras, las cartulinas fosforescentes también se encuentran prohibidas: “En la calle 5 de Mayo junto a un hotel y una rosticería, existe un pequeño detalle, una cartulina fosforescente y que da al traste con la imagen que se pretende, sobre todo ahora con la construcción de las sendas”.

 

En caso de que los pequeños comerciantes del primer cuadro reincidan, serán sancionados con multas que van de los 20 hasta los 2 mil días de salario mínimo, es decir, entre mil y 114 mil pesos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas