Tras operativo detienen a 9 sujetos en Acatzingo


La Policía Ministerial se movilizó el sábado pasado

 

Durante la captura de los sujetos, existió un enfrentamiento entre los policías ministeriales y un grupo de delincuentes que iban a bordo de una camioneta Ford Lobo

 

Daniel Hernández Cruz

 

El sábado pasado elementos de la Policía Ministerial realizaron un operativo en el municipio de Acatzingo y otras comunidades de la zona en busca de armas y vehículos robados, que dejó como saldo nueve detenidos. También fueron aseguradas cuatro personas relacionadas con el asalto a un taxista a quien degollaron y que ahora se debate entre la vida y la muerte; los familiares aseguran que son inocentes.


De acuerdo con fuentes de la Procuraduría General de Justicia, durante una investigación a cargo de la Agencia Especializada en Robo de Vehículos se montó un operativo en varios domicilios y talleres mecánicos de Acatzingo para ubicar autos robados, armas y droga.


Durante el operativo hubo un enfrentamiento entre policías ministeriales y un grupo de delincuentes que a bordo de una camioneta Ford Lobo dispararon con armas de grueso calibre.

 

Relacionados
con asalto


Dentro de las indagatorias de la Policía Ministerial se detuvo a cuatro personas en la comunidad de La Compañía de Jesús, quienes fueron sacadas de sus domicilios como probables responsables de varios atracos, entre ellos uno en contra de un taxista a quien le cortaron el cuello y su estado de salud se reporta como grave.


Los detenidos fueron identificados como Sonia López Ortiz, Luis Eustaquio Sánchez Sánchez, Juan Gabriel Guadalupe Jiménez y otra persona de la cual se desconoce su nombre.


De acuerdo con la información de la Procuraduría General de Justicia los sujetos se dedican al robo y utilizan a la mujer como señuelo para abordar taxistas y posteriormente atracarlos.


Sin embargo, sus familiares negaron que estén implicados en los hechos, y explicaron que la mujer trabaja como cobradora de la empresa Provident y que tiene un bebé de un año que, incluso, estaba durmiendo cuando entraron a detenerla: “Se la llevaron hasta sin zapatos y no presentaron ninguna orden de aprehensión”.


Por su parte, la familia de Luis Eustaquio Sánchez señalaron que trabaja en Puebla en un fraccionamiento en el área de mantenimiento y que sólo va a esa comunidad los fines de semana, por lo que aseguran que no puede estar involucrado en esos ilícitos.


Mientras que los familiares de Juan Gabriel Guadalupe Jiménez señalaron que es un obrero y no creen que se le pueda relacionar con algún acto delictivo, pues es una persona tranquila.


Los detenidos fueron presentados ante el agente del Ministerio Público del distrito judicial de Libres, en donde se determina su situación jurídica.

 

 

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas