En 6 fechas, Puebla es el equipo más indisciplinado


Llevan 26 cartones amarillos


La temporada en la que mayor número de cartones amarillos recibieron los que en aquel entonces eran dirigidos por José Luis Sánchez Solá, fue el Apertura 2009, campaña en la que sumaron 71 cartones preventivos

 

Germán Reyes


Después de seis jornadas disputadas en el torneo Apertura 2010, los Camoteros del Puebla se colocan como el equipo más indisciplinado del campeonato, además de que en dicho número de cotejos han sumado la mitad de las amonestaciones que acumularon a lo largo del torneo Bicentenario 2010, pues hasta ahora ostentan 26, mientras que la campaña anterior obtuvieron 52.


El renglón de la disciplina no ha sido el más destacado para el Puebla de La Franja, pues si se tratase de una estrategia de juego, la realidad es que durante los últimos tres torneos han liderado la tabla general de amonestaciones, situación que hasta el momento están repitiendo.


El Apertura 2010 ha visto hasta ahora seis jornadas y las cosas comienzan a tomar forma dentro de él, desde los equipos que se perfilan para clasificarse a la Liguilla hasta aquellos que tendrán que sumar unidades para evitar la quema del descenso.


Así, el renglón disciplinario no es la excepción y hasta el momento Puebla ocupa la primera posición con 26 cartones amarillos, que lo colocan como el que más ha acumulado; incluso siete cartones arriba de Tigres y Atlante, que ostentan la segunda plaza con 19 tarjetas preventivas.


Además, cabe resaltar que Rodrigo Salinas es el jugador que más amonestaciones ha recibido por parte de La Franja, pues tiene cuatro, así como también una tarjeta de expulsión.


Encabezar la tabla de mayor número de amonestaciones parece comenzar a convertirse en algo habitual para los Camoteros ya que, volteando la mirada a la temporada de su ascenso, el promedio de tarjetas recibidas desde 2007 es de 58 por torneo, siendo el Clausura 2008 en el que menos recibieron, 47.


Sin embargo, una temporada antes, es decir, la que significó su regreso al máximo circuito, el equipo acumuló un total de 25, mismo número que recibió en el pasado torneo Bicentenario 2010.


Para el Apertura 2008, el número de tarjetas se elevó a 58, tan sólo diez menos que en el Clausura 2009, en el que sumaron 68.


Finalmente, cabe recordar que la temporada en la que mayor número de cartones amarillos recibieron los que en aquel entonces eran dirigidos por José Luis Sánchez Solá, fue el Apertura 2009, campaña en la que sumaron 71 cartones preventivos y que al mismo tiempo resultó de los más productivos del equipo, ya que logró acceder por segunda ocasión consecutiva a la Liguilla.

 

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas