Pactan tregua; Segob ofrece un peso de aumento al pasaje


El chantaje de los concesionarios con el paro de labores dio frutos, pero los dueños analizan propuesta


Valentín Meneses aseguró que no doblaron las manos y que el gobierno de Mario Marín Torres siempre ha tenido voluntad para encontrar una alternativa de solución a las demandas de los transportistas

 

Elvia García Huerta

 

La administración marinista dobló las manos y cedió al chantaje de los transportistas para aumentar la tarifa del transporte público pues, ayer, tras el paro de más de mil unidades por nueve horas, ofreció incrementar un peso el costo del pasaje.


No obstante, la propuesta oficial aún será cabildeada entre los concesionarios, pues su petición mínima es de 2 pesos.


Ayer, la Secretaría de Gobernación (Segob) y la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) sostuvieron una reunión con concesionarios y dueños de rutas a fin de evaluar las peticiones, por lo que después de tres horas de diálogo, el titular de la Segob ofreció un incremento en la tarifa en no más de un peso; además de solicitar una tregua para no realizar más paros que afecten a los ciudadanos.


Asimismo, la administración de Marín Torres pidió que se mantenga sin cambios el costo del pasaje para personas de la tercera edad (3 pesos) y para discapacitados (sin costo).


Valentín Meneses Rojas aseveró que el gobierno de Mario Marín Torres siempre ha tenido voluntad para encontrar una alternativa de solución a las demandas de los transportistas.


Por lo que advirtió que, de concretarse el incremento, los transportistas deberán garantizar un mejor servicio, capacitación para sus conductores y modernización. Además, garantizó el compromiso de la actual administración de dar solución a este tema antes de que concluya el año.


Sin embargo, no se llegó a un acuerdo, por lo que este día continuarán las mesas de trabajo formales para estudiar la posibilidad de implementar en Puebla una fórmula tarifaria que permita establecer el precio del pasaje con base en el incremento que registren los combustibles.


Posteriormente, ambas partes señalaron que dejarán atrás las dificultades y las acusaciones en vías de lograr un acuerdo; no obstante, los concesionarios anunciaron que comenzarán a ampararse ante las amenazas de la autoridad de retirar las concesiones de los transportistas que apoyaron el paro.


Cabe recordar que la Secretaría de Gobernación amenazó a los transportistas que participaran en el paro con revocarles la concesión, además de que el subsecretario de la SCT indicó que se les aplicaría una sanción de 50 días de salario mínimo, amenaza que minimizaron los transportistas.


Cabe destacar que en el encuentro estuvieron presentes el titular de la SCT, José Guadalupe Castillo Méndez; el subsecretario de la dependencia, Lázaro Jiménez Aquino; el subsecretario de la Segob, Joé Hernández Corona; el representante de la Alianza de Camioneros de Puebla, Delfino Reyes Bocardo; el representante de la ruta Puebla-Cholula y Anexas, Juan Antonio Galindo López; el representante de la ruta 3, Florentino Moreno Magaña, entre otros.

 

Empieza el paro
de madrugada


Ayer alrededor de mil unidades causaron caos en la ciudad de Puebla, ya que en punto de las 5 horas dieron inicio al paro laboral que anunciaron en días anteriores, con la finalidad de presionar al Gobierno del estado para aumentar la tarifa del transporte público.


Las avenidas más perjudicadas en la capital fueron la 11 Norte-Sur, además de la 11 Sur y 16 de Septiembre, las cuales se encontraron desoladas, puesto que las rutas más importantes de esta zona brillaron por su ausencia, como es el caso de la ruta 2000, Galgos del Sur, Loma Bella, afectando a más de 15 mil usuarios.


Aparte de la falta de unidades, algunos capitalinos sufrieron el incremento desmedido que realizaron operadores de la ruta 46 al norponiente de la ciudad, ya que los choferes cobraron hasta 8 pesos a los pasajeros pese a que el aumento aún no se otorga.


Sin embargo, las molestias terminaron, pues el paro concluyó a las 14 horas, tal como lo había asegurado Delfino Reyes Bocardo, representante de la Asamblea Permanente del Transporte.


Asimismo, los usuarios fueron ayudados por 30 unidades de transporte público que otorgó el Gobierno del estado.
Por su parte, el subsecretario de la SCT, Lázaro Jiménez Aquino, señaló que tras una reunión sostenida con la Asamblea de Transportistas acordaron que se reanudarán los recorridos de las siguientes rutas: Cree-Madero, CU-Bulevares, 38 y 12, las cuales interrumpieron funciones desde las primeras horas de ayer.


Pese a ello, se constató que la mayoría de las rutas trabajaron de manera normal, luego de un recorrido de supervisión que efectuó la dependencia por las principales zonas de afluencia donde operan las unidades de transporte.


Jiménez Aquino comentó que el servicio estuvo cubierto desde las 5 horas de este lunes, con más de 160 rutas que operan en la ciudad de Puebla, entre ellas: 4, 54, 54 A, 20, 2 A, Libertad-Cuauhtémoc, 61, Línea Azteca, 30 A, Tercer Milenio, Zaragoza, Jaguar, 34, 34 A, 19, 14, 10, 76, 7 A, 24 y 63.


Adicionalmente, se contó con el apoyo de transporte de pasajeros alterno sin costo y centrales de taxis como Angelópolis, Sagitario y Xonacatepec, entre otras, que dieron tarifa preferencial en sus traslados, además de camiones de escuelas que ayudaron a los ciudadanos a llegar a su destino.

 

 

 

Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas