Marchan mil poblanos en contra de la violencia


Al grito de “¡no más violencia!” se juntan en el zócalo de la capital


Apoyaron de esta forma el movimiento convocado por el poeta Javier Sicilia por el asesinato de su hijo y seis jóvenes más. La protesta ocurrió en 19 estados de manera simultánea


Daniel Hernández Cruz


Casi un millar de poblanos marcharon en el centro de la ciudad para respaldar la movilización contra la violencia convocada por el escritor Javier Sicilia -tras el homicidio de su hijo Juan Francisco Sicilia Ortega y seis de sus amigos-, en la que también participaron 19 estados del país.


La protesta civil inició en la plaza de la Democracia y finalizó en el zócalo de la ciudad. Al llegar al corazón de la capital poblana leyeron la carta abierta a políticos y criminales publicada en la revista Proceso, de la que extrajeron la frase: “Estamos hasta la madre”, que fue la sentencia más emblemática de la marcha.


Los manifestantes llegaron a las 17 horas a la plaza de la Democracia convocados por las redes sociales Twitter y Facebook en donde mostraron pancartas con frases: “No más sangre”; “más poesía, menos Policía”; “más estudiantes, menos criminales”.


Las casi mil personas llegaron por su propia decisión, no había acarreados, no había camiones que llevaran y trajeran a la gente, todos dirigían las frases con las que reprocharon al gobierno de Felipe Calderón las más de 35 mil muertes consecuencia de la guerra contra el narcotráfico que sumieron en el temor y la indignación a todo el país: “No más sangre, alto a las masacres”.


Los manifestantes exigieron al gobierno federal que se frene la violencia que azota al país, había estudiantes, profesores, empleados, niños, víctimas de la delincuencia: “Al gobierno de Felipe Calderón que deje de meterse en una lucha por legitimar su elección fraudulenta (…) que no siga esta guerra absurda, todos esos niños muertos son también mis hijos, así nos alcanzó la violencia, todos son nuestros muertos, cada uno de ellos son parte de nosotros”.


Durante la marcha los ciudadanos exigieron la salida del Ejército de las calles y que no haya un muerto más víctima de las balaceras: “Entre narcos y autoridades, narcos contra narcos o quien no tiene nada que ver y lo acusan de ser narcotraficante para justificar su muerte”.


A las 18:30 horas se registró el mayor número de gente, en ese momento una estudiante leyó una carta abierta a los políticos y criminales que conmovió a los asistentes: “Estamos hasta la madre de ustedes, políticos -y cuando digo políticos no me refiero a ninguno en particular, sino a una buena parte de ustedes, incluyendo a quienes componen los partidos-, porque en sus luchas por el poder han desgarrado el tejido de la nación, porque en medio de esta guerra mal planteada, mal hecha, mal dirigida, de esta guerra que ha puesto al país en estado de emergencia, han sido incapaces -a causa de sus mezquindades, de sus pugnas, de su miserable grilla, de su lucha por el poder- de crear los consensos que la nación necesita para encontrar la unidad sin la cual este país no tendrá salida; estamos hasta la madre”.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas