Lalo demandará a Huepa por daño patrimonial


Por cobrar impuestos en la zona limítrofe, anunció el síndico municipal


Solicitará a la SCJN que San Andrés regrese el monto total de lo que recaude en el territorio que se defenderá como poblano


Luz Elena Sánchez


El Ayuntamiento de Puebla “le declaró la guerra” al municipio de San Andrés Cholula, pues a través de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) exigirá que le reintegre el monto de lo que ha recaudado en la zona limítrofe y además exigirá una indemnización por el daño patrimonial que le ha causado a la Comuna, según reveló ayer el síndico Municipal Ernesto Bojail Andrade.


A pesar de que se trata de dos gobiernos emanados del PAN, por primera vez desde hace 12 años que existe el problema limítrofe se iniciará un procedimiento legal en contra del Ayuntamiento vecino, y es que anteriores administraciones ambos municipios se limitaban a discutir el tema del territorio pero nunca se había iniciado ningún proceso directo.


Bojalil Andrade al calificar a los legisladores de irresponsables, insistió en que la aprobación por parte del Congreso local de las Leyes de Ingresos para estos municipios en donde coinciden las tablas catrastales de las colonias ubicadas en la zona limítrofe, constituyen una ilegalidad.


El funcionario municipal explicó que la administración de Eduardo Rivera solicitará a la SCJN antes de que termine enero, que San Andrés regrese el monto total de lo que recaude en el territorio que se defenderá como poblano, más una suma por concepto de daño patrimonial: “Todos los efectos de las decisiones que se llevan a cabo a través de una controversia tiene efectos restitutorios (…) con la sentencia favorable para el municipio de Puebla, tendría la obligación de restituir y pagar los prejuicios y el daño patrimonial, en teoría legalmente ese es el reclamo”.


Indicó que hasta el momento el Ayuntamiento de Eduardo Rivera Pérez aún no tiene el monto de cuánto podría reclamar por daño moral, pues la Tesorería Municipal está realizando un estudio al respecto.


En lo que se da una respuesta al recurso legal, señaló que se pedirá al municipio encabezado por Miguel Ángel Huepa Pérez suspenda el cobro en la zona limítrofe: “Se va a solicitar la suspensión del cobro de contribuciones por parte de San Andrés en la zona de conflicto, se le va a pedir a la Corte que en cuanto no resuelva lo que se va plantear de la ilegalidad del Congreso al aval tablas catastrales contraviniendo el decreto del 62, se le va a pedir la suspensión el cobro de contribuciones de San Andrés, que se deje sin efecto sus tablas catastrales para que no pueda cobrar y Puebla sí”.


En este contexto explicó que también se buscará impugnar la decisión de los legisladores bajo el argumento de que sigue vigente el decreto de 1962, en donde se hizo una delimitación territorial, y por lo tanto la coincidencia en la zona de tributación no tiene cabida: “En el decreto están muy claros los nuevos límites que incluye parte de lo que eran ejidos y parte de terrenos que ahora están en disputa con San Andrés Cholula (…) por lo tanto debieron haber estado comprendidos como se aprobó en nuestra Ley de Ingresos y nuestras tablas catastrales, como se venía haciendo todos los años”.


Bojalil Andrade aseguró que en el decreto se establece que 8.5 kilómetros cuadrados de la franja limítrofe, que incluyen 35 colonias y asentamientos irregulares, pertenecen a la capital.


Acusa a la administración sanandreseña de presionar a los contribuyentes


Ante la ventaja que ha tomado de esta situación el municipio de San Andrés al atraer contribuyentes -más de 300- que pertenecían a la capital debido a que sus cobros son menores, Bojalil Andrade señaló que se trata de una estrategia aventurada y chantajista.


“Esa zona le corresponde al municipio de Puebla. Hay una especie de presión que se puede convertir en chantaje por el tema de hacerles atractivos el pago de menores cantidades y se me hace un atrevimiento muy grande que no debería hacer San Andrés”, aseveró el funcionario municipal.


Dijo que la doble jurisdicción que aplica es irregular y una trampa para los ciudadanos, pues estos no dejan de tener una responsabilidad fiscal ante el municipio de Puebla.


Contrario a lo que ha manifestado la administración de Miguel Angél Huepa, el síndico municipal dijo que la capital es la que se ha encargado de proveer a esa franja compuesta de 10 mil predios de servicios y obra pública.


Comentó que los servicios que irregularmente llega a prestar el municipio vecino en alguna parte de ese territorio no son constantes ni de calidad, incluso presumió que los desechos de esa parte de la ciudad van a parar al Relleno Sanitario de Puebla.


Sí habrá incentivos en la zona limítrofe


A pesar de que el alcalde de Puebla, Eduardo Rivera Pérez, aseguró ayer por la mañana que no habrá incentivos especiales para asegurar a la capital contribuyentes de la zona limítrofe, Bojalil Andrade informó que en breve se dará a conocer un paquete de estímulos fiscales.


Aseguró que mientras no se resuelva la controversia constitucional, el Ayuntamiento hará una convocatoria para que los ciudadanos de esta franja cumplan con su tributación para que no incurran en una irregularidad.


Además, insistió en que cabe la posibilidad de que los poblanos que pagaron a San Andrés realicen una doble contribución para subsanar sus cuentas con la Comuna.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas