Lalo-escándalo llega al Congreso


El diputado del PRI, Gerardo Mejía, provocó que se desatara una guerra entre la fracción del PAN y el tricolor, al pedir que el alcalde se separara de su cargo


Juan Carlos Espina von Roehrich aseguró que el diputado está violando los acuerdos que se tomaron al inicio de la legislatura, de no involucrar al Congreso del Estado en los asuntos electorales


Luz Elena Sánchez


La petición impulsada por el diputado del PRI, Gerardo Mejía, de que el alcalde Eduardo Rivera se separe del cargo mientras se resuelve el audioescándalo que involucra a la administración municipal en el uso de su estructura para promover el voto a favor del PAN, desató una guerra al interior del Congreso entre las fracciones tricolor y blanquiazul.


La propuesta -que fue enviada a la Comisión de Gobernación- generó una confrontación entre los legisladores, iniciada por Juan Carlos Espina von Roehrich, quien aseguró que el diputado está violando los acuerdos que se tomaron al inicio de la legislatura de no involucrar al Congreso del estado en los asuntos electorales.


A las críticas se sumaron el diputado del PT, Zeferino Martínez y el perredista Eric Cotoñeto, quienes señalaron que el Congreso del estado no debe utilizarse como “arena política”, pues para esos asuntos existen las instancias correspondientes como la FEPADE, por lo que al igual que el panalista Guillermo Aréchiga se pronunciaron a favor de que se respeten los acuerdos de no abordar temas políticos.


PAN reprueba punto de acuerdo


En asuntos generales de la Comisión Permanente del legislativo, Mejía Ramírez citó los audios que el pasado miércoles fueron difundidos por la dirigencia del Revolucionario Institucional en los que se involucran a funcionarios municipales en la operación electoral del PAN, lo que señaló, son una evidencia del uso de los recursos de la Comuna a favor del blanquiazul.


En este contexto, al desaprobar los hechos se pronunció porque Rivera Pérez deje el cargo pues recordó que el panista fue el primero en presumir que su administración no permitiría el mal uso de los recursos y que sería transparente en su ejercicio para evitar especulaciones al respecto, indicó que esta acción apela a la congruencia y requiere “aseo político”.


En respuesta, Espina von Roehrich, quien también fue denunciado por el PRI por haber estado presente en el cónclave panista, indicó que no se debe permitir que el “apasionamiento” de las elecciones permeé en la tribuna del Congreso ni de que se entre en una guerra sucia, pues se está violando el acuerdo para no entrar en este tipo de descalificaciones que desconoce “el nuevo diputado” -y es que hace unos meses el legislador entró a suplir el espacio que dejo el diputado Víctor Hugo Islas- por lo que enfatizó que ni él ni la fracción panista “contestará los señalamientos fuera de contexto porque fue un audio editado”.


Resaltó que para no contaminar el trabajo legislativo, el partido ya está iniciando las aclaraciones ante las instancias correspondientes.


El blanquiazul aprovechó para criticar las declaraciones del líder del Congreso, Edgar Salomón Escorza, quien ante el audio escándalo, señaló que el legislativo no va solapar a ningún presidente municipal que incurra en violaciones a la ley: “es inadmisible que el diputado entre en el tema político, que dé una explicación (…) que se mantenga el acuerdo en el Congreso”.


Además, recordó que un audio -el del exgobernador Mario Marín- le costó la gubernatura al PRI, por lo que Gerardo Mejía reviró y mencionó que ahora le costará perder las elecciones al PAN, además, señaló que ningún acuerdo se puede anteponer a la ley.


Por su parte, Zeferino Martínez convocó a una reunión para que los legisladores replanteen su trabajo en el legislativo para ratificar el acuerdo y evitar ensuciar el trabajo: “el llamado es a los coordinadores de los grupos legislativos, para que podamos convocar una reunión urgente y poder revisar si podemos anteponer la construcción de una nueva agenda legislativa que pueda permitir discutir temas que tienen que ver con la función específica de los diputados y cuidar de no meternos en lo político(…) no hace falta abrir la puerta del chiquero para ensuciarse de lodo”.


Además, dijo que el tema de los audioescándalos no es nuevo, las cuales desilusionan al electorado y mancha la imagen de los políticos, pero ante la posible falta de respetar al Congreso señaló: “si nos vamos a poner los guantes avisen para que nos los pongamos todos”.


Guillermo Aréchiga coincidió con sus compañeros y señaló que se debe exigir a las instituciones que cumplan con sus funciones correspondientes, para que el Congreso del estado pueda centrarse en trabajar por el desarrollo de Puebla.


Por otra parte, el también diputado tricolor Miguel Quiroz propuso que se cree la Comisión Especial de Vigilancia y Blindaje Electoral para evitar el uso de los recursos públicos a favor de los partido políticos. La propuesta fue enviada a la Junta de Gobierno y Coordinación Política.


Propone Aréchiga que castiguen campañas negras


En la misma sesión de la Comisión Permanente, el diputado de Nueva Alianza, Guillermo Aréchiga Santamaría, propuso un punto de acuerdo para exhortar al Tribunal del Poder Judicial de la Federación a sancionar las “campañas negras” que los partidos políticos impulsen en la presente contienda electoral.


Recordó que por el Cofipe ya están penadas este tipo de acciones, por lo que pidió una correcta aplicación.


Indicó que es importante que no se polarice al país con los ataques entre los partidos políticos, pues no abona a la vida democrática del país ni permite a la ciudadanía contrastar propuestas y proyectos de los abanderados.


Aseguró que la petición de no hacer “campañas negras” incluye también al candidato de su partido al Senado, Víctor Hugo Islas, quien a lo largo de la campaña se ha dedicado a descalificar a su contrincante del PRI, Blanca Alcalá Ruiz: “es para todos los candidatos, y cuando digo todos, por supuesto que busco que sea la posición de mi partido. Yo lo que creo es que las cosas que se señalan se deben mostrar, las descalificaciones deben dar paso a las ideas, y si algo hay que señalarlo, hay que hacerlo de manera fundada, no se puede descalificar para buscar los reflectores y luego no sustentar con fundamentos”.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas