La transparencia es incómoda para los gobiernos: Peschard


La comisionada presidenta del IFAI, señaló que a 10 años de la aprobación de leyes en materia de transparencia, el acceso a la información aún es un lastre en el país


Durante la séptima semana de transparencia, lamentó que gobiernos y funcionarios pongan resistencias para impedir que estos temas se adentren en la normalidad institucional


Elvia García Huerta


Jacqueline Peschard Mariscal, comisionada presidenta del Instituto Federal de Acceso a la Información (IFAI), aseveró que el acceso a la información y la rendición de cuentas son aún temas incómodos para cualquier orden de gobierno, por lo que es difícil que un organismo local que busca garantizar este tema se mantenga autónomo de la administración estatal.


“Esa es su naturaleza, esa es su razón de ser, ser incómoda para así generar cambios en la forma de trabajar en la gestión pública, estos temas alimentan a la vida democrática de la sociedad y generan un gobierno más eficaz”, afirmó.


En el marco de la Séptima semana de la transparencia “Municipios y Transparencia”, organizada por el CAIP, Peschard Mariscal, señaló que la propuesta de reforma en materia de transparencia presentada por el presidente electo, Enrique Peña Nieto, a través de los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y Verde Ecologista de México (PVEM), busca reconocer la necesidad de fortalecer a los organismos garantes de hacer más eficiente el acceso a la información, así como de mejorar la documentación pública.


Indicó que a 10 años de vigencia de leyes de acceso a la información en el país han existido fuertes resistencias para impedir que estos temas se adentren en la normalidad institucional del país.


“A lo largo y ancho del país, es posible encontrar legislativos dispuestos a generar leyes regresivas y a imponer a los solicitantes de información requisitos que son ilegales, y violar el principio constitucional de gratuidad, o la necesidad de mostrar interés jurídico para acceder a la información”.


En este sentido, agregó que existen gobiernos y funcionarios que de manera sistemática minan el acceso a la información de las personas mediante dilaciones, negativas o incluso a través de la entrega de información en formatos inservibles.


De tal manera, comentó que su percepción es que existe una pulsión por cooptar a los organismos garantes del derecho al acceso a la información haciendo que los nombramientos de quienes ocupen esos cargos sean de personas claramente vinculados a alguno de los poderes.


Subrayó que es evidente que ha habido avances significativos en el acceso a la información, sin embargo, “sigue habiendo grandes tentaciones regresivas y resistencias a que se pueda generar una verdadera cultura de la transparencia y el acceso a la información”.


Por su parte, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Francisco Rodríguez Álvarez, lamentó que haya una falta de credibilidad en las instituciones y que, por lo tanto, las que hoy representan en este tipo de organizaciones están pasando por la misma situación.


Por ello, exhortó a la ciudadanía hacer un esfuerzo para que las buenas prácticas no den un paso hacia atrás, puesto que son ellos quienes tienen que ocupar y garantizar que esos espacios y esos avances, no sufran un retroceso.


En su oportunidad, el presidente municipal, Eduardo Rivera Pérez, se pronunció por que los sindicatos deban ser sujetos obligados a rendir cuentas, si estos reciben recursos públicos.


“Los partidos políticos, locales, estatales y nacionales, deben ser sujetos obligados para la transparencia y rendición de cuentas, toda vez que utilizan dinero de todos y cada uno de los mexicanos. Así como las universidades públicas, todas las instituciones tienen que rendir cuentas sobre cómo se utilizan los recursos”.


Finalmente, el rector de la BUAP, Enrique Agüera Ibáñez, reiteró la importancia de la transparencia y rendición de cuentas como parte de la responsabilidad de todos pero, principalmente, de quienes son responsables de tareas públicas.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas