La Bruja justifica sus buenos manejos


Hugo Fernández desmiente los señalamientos de Sergio Bueno, pues asegura que nunca lo obligaron a lanzarse contra la administración estatal


“La elección de jugadores estuvo a cargo de él, y no fue de risa el presupuesto, y si lo dice es porque él no lo paga, pero aquí no es de risa ningún presupuesto, se trajeron 22 jugadores”, le responde al ahora técnico del Querétaro


Luis Ángel Cabrera


Hugo Fernández desmintió las acusaciones realizadas por Sergio Bueno, extécnico del Puebla -en el programa Futbol Picante de ESPN- en el sentido de que Ricardo Henaine obligó al estratega a criticar al gobierno del estado en medios “cómodos”, el vocero del Puebla dijo: “este señor miente cuando dice que se le pidió que hablara mal del gobierno, miente totalmente, eso se lo desmiento hasta en su cara también. Ricardo Henaine nunca tocó ese tema con él ni con nadie que yo sepa, y menos que yo haya influido en eso. Los dueños son Ricardo y Roberto Henaine, y en ningún momento hablaron de darle instrucciones para que hablara mal del gobierno, y si es así que me lo compruebe".


En el portal de internet Central Deportiva, el directivo camotero salió en defensa del club, pues ante las acusaciones de Bueno, en el sentido de que al negarse a declarar en contra de la administración estatal fue corrido del Puebla, Fernández dijo que fue despedido del Puebla por su bajo rendimiento como estratega: “me da tristeza que él quiera buscar elementos para confundir a la gente, y decir que en Puebla se le sacó por cosas extra futbol, cuando no fue así. Se le despidió exclusivamente después del resultado contra Tigres en casa, en el que perdió 1-0, se le despidió por eso, por no calificar al equipo y porque la cantidad de puntos no satisfacía a la directiva, y yo estuve presente".


El miércoles por la noche, el ahora técnico del Querétaro en la cadena televisiva de ESPN acudió a Futbol Picante para encarar a Ignacio “El Fantasma” Suárez, ante los supuestos actos de corrupción que realizó el técnico cuando dirigió al Puebla en 2011.


El periodista acusó a Bueno de contratar al portero Mario Rodríguez -quien venía del recién descendido Tecos- que según documentos oficiales, presentando por el comentarista, el jugador que venía en calidad de agente libre siendo contratado a préstamo, ganaba una cantidad 400 mil pesos al mes, superando el sueldo del portero titular Alexandro “El Mostro” Álvarez.


Ante esto, Bueno se deslindó al decir que los contratos de los jugadores los arregla la directiva, que lo único que hizo fue: “si algo hice en el Puebla fue armar un plantel de 22 o 23 jugadores con un presupuesto de risa… de 6 millones de pesos", mencionando que el equipo regularmente invertía alrededor de 20 millones de pesos en contrataciones.


El timonel explicó que de hecho él no pidió al arquero, pues no era su primera opción, sino Óscar “El Conejo” Pérez -quien en esa campaña se fue a Necaxa-. Sin acusarlo directamente, “El Fantasma” insistió a Bueno: “si para ti es muy normal que un arquero suplente de los suplentes cobre lo cobraba, dices, es cuestión de los directivos, entonces que poco sabías de los jugadores”.


Es más, Bueno tiró la estocada, pues acusó al comentarista deportivo de dejarse manipular por “La Bruja” Fernández, al asegurar que el vocero del Puebla fue quien le filtró los documentos de los contratos del equipo. Además, reveló que a partir de su llegada al equipo se transparentaron acuerdos ante la Federación Futbol Mexicano.


Ante esto, Fernández respondió al asegurar que el cuadro camotero lo armó el técnico, y que la directiva le dio una jugosa cantidad para contratar a los 22 jugadores: "la elección de jugadores estuvo a cargo de él, y no fue de risa el presupuesto, y si lo dice es porque él no lo paga, pero aquí no es de risa ningún presupuesto, se trajeron 22 jugadores, entre los cuales estaban un montón que nunca jugó, algunos que ni habían debutado y que tampoco jugaron aquí. Fue una serie de contrataciones que no tenían ni pies ni cabeza y todas por instrucciones de él".


Sobre el tema donde Sergio Bueno habló de que a Luis García y a DaMarcus Beasley no los ponía a jugar los 90 minutos debido a la inactividad que habían tenido con sus anteriores equipos, Fernández aclaró: "aunque Luis García hubiera estado 10 años sin jugar, con el nivel que tiene, él lo tenía que haber puesto siempre los 90 minutos, y eso lo veía cualquier aficionado, ya que cuando lo sacaba siempre era abucheado, y ningún técnico lo hubiera sacado como lo sacaba él. Los dos llegaron en perfectas condiciones, pues lo único que tuvieron que hacer es adaptarse a la altura".


La historia parece que no terminará aquí, pero por el momento Sergio Bueno se tendrá que concentrar en trabajar con el club Querétaro, ya que necesita puntos para salir del fondo de la porcentual.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas