#YoSoy132 denuncia golpes y maltratos de la Policía municipal


Acusaron a los elementos de violar sus garantías individuales en el operativo realizado en la madrugada del 15 de septiembre


Ante el secretario General de Gobierno también denunciaron que sus familiares han recibido amenazas vía telefónica


Víctor Hugo Juárez


Integrantes del movimiento #YoSoy132 denunciaron abusos de autoridad y de fuerza por parte de la Policía municipal, durante el desalojo del 15 de septiembre, donde cerca de 200 elementos los retiraron del zócalo a punta de golpes y manteniéndolos incomunicados, sin comer, además de obligarlos a firmar una declaración para obtener su libertad, también señalaron haber recibido amenazas vía telefónica en contra de sus familiares.


Fueron los mismos detenidos quienes en presencia del secretario general de Gobierno, Fernando Manzanilla Prieto, y el subsecretario de Asuntos Políticos y Protección Civil de la SGG, Mario Rincón González, narraron uno a uno sus experiencias en los distintos juzgados calificadores a los que fueron remitidos, donde aseguraron que fueron violados sus derechos por los uniformados y jueces en turno, quienes de acuerdo con su versión, los obligaron a firmar declaraciones falsas en las que aceptan su responsabilidad en alterar el orden e ingerir bebidas alcohólicas en la vía pública.


Hilda Velázquez, doctora y una de las presuntas lesionadas, asistió al lugar para compartir su testimonio, en el que denunció a mujeres de la Policía municipal de haberla golpeado mientras era detenida: “es una pena que sean las propias mujeres quienes se presten a tanta violencia, una de ellas me ató con mi propio chal y me estaba asfixiando”.


La mujer comentó que durante el arresto fue humillada en múltiples ocasiones, pues señaló que una de las mujeres policías le bajó los pantalones mientras era trasladada al juzgado calificador con el objetivo de intimidarla, además de responsabilizarlas de las lesiones en el cuello que le hicieron portar un collarín.


Los uniformados arribaron a la plancha del zócalo con el equipo antimotín minutos después de las 3 de la mañana, donde detuvieron a 64 manifestantes de los cuales 54 fueron obligados a firmar su declaración para salir libres, sin embargo, los quejosos acusaron que los oficiales no contaban con el equipo necesario para arrestarlos, pues les pidieron que fingieran ir esposados para que sus superiores no los regañaran.


Finalmente, dieron a conocer que familiares de los miembros de este movimiento han recibido amenazas vía telefónica, esto según como medida de represión, aunque no señalaron directamente a ningún probable responsable.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas