Olga Lazcano y Joel Paredes quieren ratificarse en el IEE


Aseguran que les encantaría darle continuidad a algunos proyectos


Los legisladores han fijado su postura sobre la renovación del Consejo General del IEE, pues en octubre termina el mandato de los actuales consejeros


Luz Elena Sánchez


Olga Lazcano Ponce y Joel Paredes Olguín, consejeros del IEE, manifestaron su interés para ratificarse en el cargo, pues aseguraron que aún hay proyectos a los cuales les gustaría dar seguimiento o incluso impulsar. Al señalar que respetarán la convocatoria que emitirá el Congreso local, indicaron que aún no hay certeza de si buscarán mantener el cargo, pues se conocen los términos y condiciones en que ésta se emitirá.


En las últimas semanas, los legisladores han fijado su postura sobre la renovación del Consejo General del IEE, pues en octubre termina el mandato de los actuales consejeros. Diputados del PRI, del PAN, Panal y Verde Ecologista se han manifestado a favor de la continuidad en el cargo de los consejeros que en sus seis años de gestión hayan sido productivos. En contraparte, los diputados piden que la renovación sea total para evitar que de cara de las elecciones locales, el órgano electoral se politice.


Entrevistado al respecto por esta casa editorial, Lazcano señaló que repetir el cargo les permitirá avanzar en proyectos establecidos en estos seis años. Los consejeros coincidieron en que aún hay tareas pendientes en el Instituto Electoral de las que les gustaría participar, entre ellas el posicionamiento del IEE en el que no se siga confundiendo con las labores que realiza el IFE, así como hacer más eficientes sus áreas.


Ambos tienes planes a futuro si sus labores ya no continúan en el instituto. Lazcano Ponce señala que continuará con un su participación con la sociedad civil en Puebla, así como en actividades académicas. Paredes Olguín seguirá una ruta similar, o incluso en labores periodísticas, como ya lo ha hecho con anterioridad.


Olga Lazcano recordó que con la reforma electoral se plantea la posibilidad de una renovación total o parcial del Instituto Electoral del Estado, en donde se debe tomar en cuenta la experiencia de los consejeros actuales y del servicio profesional de carrera. Por lo tanto, dijo que será decisión de los consejeros determinar en qué sentido vendrá la convocatoria y qué parámetros se utilizarán para la evaluación de la labor de los ocho consejeros electorales.


Desde su punto de vista, la evaluación de las acciones en el órgano se tiene que plantear en dos vertientes. Las acciones realizadas por el Consejo General y la trayectoria personal de cada consejero sobre todo en las relacionadas con los procesos locales electorales que se vivieron.


-¿Sí el gustaría repetir en el cargo si las condiciones se dan? -se le preguntó.


-Sí, exactamente, y si no tendré otros nichos de trabajo (…) Yo no he dejado de ser académica (en la UDLA) soy investigadora nacional honoraria. Mi formación es antropóloga social de licenciatura, maestría y doctorado y siempre he estado construyendo proyectos de impacto social, y aquí hay mucho que hacer, entre otras cosas, como una mejor vinculación con la sociedad civil en la organización de los procesos electorales.


Sobre la renovación total que pide la izquierda bajo los argumentos de que algunos de los consejeros sesgaron su trabajo a favor del gobierno en las pasadas elecciones, la consejera se dijo respetuosa de esta postura: “seré respetuosa como siempre lo he sido con las diferentes posiciones, y vamos a esperar cómo concluye esta discusión. Todas las voces son respetables”.


Joel Paredes señaló que es viable la continuidad en el cargo para continuar con acciones que impulso desde la consejería: “pienso que sería muy favorable, siempre y cuando los diputados del Congreso establecieran dos cuestiones importantes, el análisis del perfil de los consejeros y también la especificación clara de los términos en los que se podrá dar la nueva convocatoria. Antes de tomar cualquier decisión es importante saber en qué términos se daría la ratificación”.


Señaló que si los términos de la convocatoria le son favorables y le permiten ratificarse, para él sería un privilegio seguir trabajando en el IEE, pero pidió que su postura no se tome como adelantada, pues dijo que sólo es la disposición para seguir con su labor: “lo que no quisiera es que la manifestación del interés o del gusto de participar en este proceso es que se entendiera como un anticipo de un apresuramiento de las cosas, simplemente es la disposición de que sucedieran estos términos”.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas