Saturday, 22 de January de 2022

Retiran apoyo al niño que nació con ambos sexos en Puebla

Lunes, 25 Noviembre 2013 15:50
Requiere de una sexta operación, que consiste en reconstruirle el pene, luego de que los cirujanos del Hospital del Niño Poblano (HNP) determinaran, tras varios diagnósticos que se quedaría con el aparato reproductor masculino.
  • Elvia Cruz



A Javier, el niño que nació con “ambigüedad sexual”, -ambos sexos en Puebla-, le fue retirado el apoyo que venía recibiendo desde hace dos años por parte del Hospital del Niño Poblano (HNP), luego de que se diera a conocer su caso, ya que hasta los 12 años no había sido admitido en ninguna escuela por haber sido considerado por maestros como “anormal”, además que su familia necesitaba grandes cantidades de dinero para sus estudios y operaciones.



El menor, quien ahora tiene 14 años de edad, ya nadie lo quiere apoyar para seguir con sus tratamientos que entre otras cosas consisten en recibir suministración de hormonas asexuales, hormonas de crecimiento ante su baja estatura, además de anestesias y más cirugías para terminar de reconstruirle el pene, luego de que en 2011 los doctores determinaran retirarle el órgano femenino, y únicamente dejarlo con el masculino, tras varios estudios que determinaron que generaba más hormonas de hombre que de mujer.



Según denunció la madre, Blanca Estela Méndez a este medio, hace dos semanas recibió la noticia de que hasta aquí llegó la ayuda gubernamental, situación que dijo preocuparle, debido a que, si el niño no continúa con el proceso, puede sufrir alteraciones.



Reconoció que desde hace dos años que se dio a conocer por primera vez este caso, tanto políticos como los tres niveles de gobierno se ofrecieron en apoyar a Javier con el fin de que ya no fuera discriminado por su condición; sin embargo, la señora asegura que ha tocado puertas y ya nadie le responde.



El caso cobra relevancia debido a que Javier tiene programado su sexta operación para el 12 de diciembre en el HNP, intervenciones que se oscilan entre 20 a 40 mil pesos, además de que dice no contar con recursos para la compra de los medicamentos que, por ejemplo, las hormonas de crecimiento cuestan más de 4 mil pesos, y cada anestesia sale en más de 7 mil.



El único político que ha apoyado a esta familia de manera esporádica es el diputado local  del Partido Acción Nacional (PAN), Rafael Von Rasfel, según Méndez, pues recientemente fue discriminada por la presidenta del Sistema Municipal DIF, Liliana Ortiz de Rivera, cuando ella se acercó para plantearle su situación y pedir apoyo.



“No voy a sacar de mi dinero para darte para esos medicamentos. No tengo ninguna obligación, si quieres manda un escrito al DIF, pero no es seguro”, fue la respuesta que Ortiz de Rivera le dio personalmente a la señora cuando pidió su apoyo para la recuperación de Javier, según contó a esta reportera.



Recurrió a este medio para solicitar al gobernador, Rafael Moreno Valle no le sea retirado la ayuda, ya que aún no se sabe cuántas intervenciones quirúrgicas más necesita Javier para poder desarrollarse bien como un niño.



Sin saber leer ni escribir



A dos años de que la Secretaría de Educación Pública (SEP) le designó un profesor, -tras la denuncia de que en varias ocasiones fue expulsado de las escuelas al ser discriminado-, Javier aún no ha aprendido a leer ni a escribir.



La madre admite que la dependencia sí dio el apoyo, pero el menor no ha podido acudir a la escuela de adultos en donde acude en la junta auxiliar Ignacio Romero Vargas, -en donde habita-, debido a sus constantes operaciones que se lo han impedido.

Rate this item
(0 votes)
Last modified on Lunes, 25 Noviembre 2013 16:14