Con tres focos rojos la ruta del metrobús


El Juárez-Serdán es el punto más crítico para la construcción de la red de transporte


El segundo se encuentra en la zona de Chachapa, donde los puentes peatonales aún no han sido levantados y la mayoría de corredores de El Pilar, Santa Mago y Amalucan están sin concluirse


Elvia García Huerta



La obra del metrobús avanza a contrarreloj para el inicio de operaciones previsto para el próximo 15 de enero, y aunque oficialmente tiene un 95 por ciento de avance, la obra todavía tiene varios puntos críticos a lo largo de los 18.5 kilómetros del corredor de concreto hidráulico. El más conflictivo se ubica en el distribuidor Juárez-Serdán pues aún no ha sido terminado el parador ni las escaleras y el elevador que dan acceso a él, además que la salida con dirección al bulevar Norte todavía se encuentra cerrada, por lo que el circuito no puede ser completado.


Sin embargo, el gobierno morenovallista determinó que la primera semana de operaciones de la RUTA será totalmente gratuita, con el objetivo de que los usuarios se acostumbren a los sistemas de prepago y evalúen los tiempos y mejoras del recorrido.


El segundo punto crítico se encuentra en la zona de Chachapa, en donde los puentes peatonales aún no han sido levantados y la mayoría de corredores de El Pilar, Santa Mago y Amalucan no han sido concluidos, además que el paradero de la Rivera Anaya se encuentra en total abandono y ya ha sufrido actos de vandalismo.


Mientras, en la tercera área de las dos terminales -Chachapa y Tlaxcalancingo- aún no se han instalado las carpas de las planchas y no están equipadas las estancias. En el caso de la segunda, no cuenta con la estación de abasto de combustible.


Los 36 paraderos a lo largo del carril confinado tampoco han entrado en operación, y salvo la estación San Alejandro, carecen de energía eléctrica y sistema de prepago en operación.


No sólo la obra está incompleta. El proyecto vial también tiene problemas, pues a una semana de entrar en operación la primera línea de la RUTA continúa el caos vial a lo largo del recorrido, pues a pesar de que la Secretaría de Transportes ha colocado los señalamientos que prohíben 27 vueltas a la izquierda en igual número de cruces, los conductores se niegan a respetar la nueva modalidad bajo el argumento de que los semáforos lo permiten. Además, el carril confinado no cuenta con custodia de algún elemento de tránsito, por lo que la gente y motociclistas lo invaden sin mayor problema.


Del mismo modo, pese a que ya se realizaron las pruebas por parte de las nuevas unidades articuladas, en un recorrido por CAMBIO no se encontraron los autobuses, aunque se sabe que al menos uno está circulando para continuar con la medición de tiempos del recorrido y la frecuencia de espera.


En tanto, las rutas que avanzan en paralelo al carril confinado no han sido desalojadas y mantienen su actual circulación sin problema alguno.


Trabajan a marchas forzadas en Juárez-Serdán


Los trabajos del distribuidor Juárez-Serdán se han convertido en el “talón de Aquiles” del secretario de Transportes, Bernardo Huerta Couttolenc, para concluir el metrobús, pues a pesar de que más de 30 trabajadores de la constructora Cemex trabajan a marchas forzadas en tres turnos, las adecuaciones que realizó en la zona no se han podido finalizar, por lo que el carril con sentido al bulevar Norte sigue cerrado y el circuito no puede completarse.


Los trabajos en el paradero del mismo nombre y que además contará con escaleras eléctricas y un elevador, cuenta con un avance del 98 por ciento, toda vez que se puede apreciar maquinaria pesada concluyendo los acabados de la obra.


De acuerdo con los trabajadores, la Red Urbana de Transporte Articulado estará lista antes del 15 de enero, fecha en que se llevará acabo el Segundo Informe de Labores del gobernador Rafael Moreno Valle, ya que en la próxima semana se dará inicio a la limpieza del carril confinado y los 36 paraderos.


Mientras, en el bulevar Atlixco detallan aún las obras y los dos corredores, ya que hubo algunos problemas en la instalación de la luz, por lo que se tuvo que intervenir de nuevo la zona.


Finalmente, la colocación del pasto y árboles a lo largo de los 18.5 kilómetros de la línea se realizará la siguiente semana.


Paraderos


De los 36 paraderos que integran la primera línea del metrobús Chachapa-Tlaxcalancingo, el corredor de San Alejandro es el único equipado, toda vez que cuenta ya con el sistema de prepago para usuarios y luz eléctrica, sin embargo, los demás paraderos no cuentan con las adecuaciones necesarias y están en total abandono.


Tan sólo los cinco primeros paraderos de la terminal de Chachapa, denominada “zona cero”, en su mayoría están en mal estado y lucen abandonados, pues se aprecian en obra negra, incluso el corredor de la Rivera Anaya se encuentra ya grafiteado.


Además, los dos puentes peatonales que estarían colocados en los corredores de Santa Mago, El Pilar, Mixatlac y Amalucan, están lejos de concluirse, ya que sólo se aprecian los cimientos.


Por su parte, los paraderos Universidad Tecnológica, La Rosa, La Ciénega, Tecnológico, Los Fuertes, Ignacio Zaragoza, Puente Zaragoza, Los lavaderos, China Poblana, El Rayito, Constitución Mexicana 1917-11 Norte, cuentan con un avance del 90 por ciento, ya que aún falta que la secretaría coloque el sistema de prepago y el servicio de luz.


En el caso de Santa Anita, Pestalozzi, 18 Poniente, Defensores de la República, aún cuentan con montones de tierra invadiendo los corredores. En tanto, los corredores de Hermanos Serdán, Matamoros, 25 Poniente, Las Ánimas, Estrellas del Sur, Niño Poblano, Carmen Serdán, Casa de Ángeles y Emiliano Zapata son los que ya cuentan con los torniquetes de prepago.


Las terminales de los carriles que tendrán encierros, talleres y estaciones de abasto de combustible, Chachapa y Tlaxcalancingo, y que albergarán las 22 unidades articuladas que conforman el proyecto, no cuentan ni siquiera con un avance del 90 por ciento, pues en la segunda aún no se ha construido la estación de gasolina, colocado las carpas, ni equipado las oficinas. Además, se observa una flotilla de menos de 20 trabajadores en la zona.


Mientras, la terminal de Chachapa está en total abandono, no cuenta con señalética que indique a los usuarios que el nuevo modelo RUTA circulará por la zona, y también los trabajos en la periferia se encuentra en condiciones deplorables.


Vueltas a la izquierda no son respetadas


A pesar de que la Secretaría de Transportes (ST) colocará a lo largo del tramo que comprende el metrobús la señalética para indicar a los automovilistas que las vueltas a la izquierda están prohibidas, éstos han hecho caso omiso, argumentando que los semáforos ubicados en los principales cruces del recorrido cuentan con la flecha que indica que la vuelta está permitida.


La operación de la primera línea de RUTA implica la eliminación de 27 vueltas a la izquierda a lo largo del corredor. Los cruceros más importantes donde no estará permitido el retorno son bulevar Atlixco y circuito Juan Pablo II, bulevar Atlixco y 31 y 35 Poniente, diagonal Defensores y avenida Tecnológico, así como calle Matamoros, para subir al cerro de La Paz.


Cabe recordar que la Comisión de Transporte y Vialidad del Ayuntamiento de Puebla realizó más de 60 modificaciones al capítulo X del Código Reglamentario Municipal (Coremun) para ajustar la normatividad previo al inicio de operaciones del metrobús. En el documento se establecieron multas de hasta 5 mil 900 pesos.


Las sanciones van de 80 a 100 días de salario mínimo a quien realice vueltas a la izquierda, quien no respete los semáforos y utilice el carril dispuesto para el metrobús o los paraderos, sin importar que sean particulares o permisionarios.


En este sentido, los automovilistas criticaron que la ST a cargo de Bernardo Huerta Couttolenc no haya implementado otra alternativa para el sector particular, toda vez que indicaron que la prohibición de dichas vueltas afecta sus tiempos de traslado, por lo que se manifestaron en contra del nuevo transporte en la entidad.




Copyright 2008 / Todos los derechos reservados para M.N Cambio /


 
 
Todos los Columnistas