Thursday, 22 de April de 2021

Martes, 10 Marzo 2015 02:29

PGJ realiza pruebas de ADN al hermano de El Calavera

En noviembre de 1959 Jorge García Romero vio por última vez a Enrique, antes de que en una expedición al Pico de Orizaba la nieve de un alud lo sepultara. A sus 85 años, Jorge recupera la esperanza de encontrar el cuerpo de su hermano, que era conocido por los alpinistas como “El Calavera” y que podría ser uno de los dos cuerpos momificados que se localizaron en el volcán.

  • Alberto Melchor Montero @_BetoMM

Jorge García Romero vio por última vez a Enrique en 1959, antes de que en una expedición al Pico de Orizaba la nieve de un alud lo sepultara. A sus 85 años, Jorge recupera la esperanza de encontrar el cuerpo de su hermano que era conocido por los alpinistas como “El Calavera” y que podría ser uno de los dos cuerpos momificados que se localizaron en el Pico de Orizaba, por lo que ya se ha sometido a los estudios de ADN para que estos sean cotejados con los restos cuando logren recuperarlos.

Debido a que es la familia que más pruebas hemerográficas tiene y coincide con la edad que se presume que tienen los restos, el fin de semana fueron entrevistados por el Ministerio Público y el presidente municipal de Chalchicomula de Sesma —Ciudad Serdán—, quienes les pidieron datos acerca de su familiar desaparecido para establecer el posible nexo que sólo se podrá corroborar con los estudios genéticos.

En entrevista para CAMBIO, Patricia García Cortés, sobrina de Enrique García “El Calavera”, narró lo que ha significado la noticia para la familia y para su padre, quien buscó sin éxito a su hermano por 25 años en el Pico de Orizaba, y que el reciente hallazgo lo ha llenado de ansias y de expectativas para cuando recuperen los cuerpos.

“Enrique García Romero era mi tío, él desapareció cuando escaló el Pico de Orizaba”, explica vía telefónica y agrega que era el menor de tres hermanos, Sergio, Jorge y Enrique. Si viviera, tendría 80 años, cinco años menos que Jorge, el único de los García Romero vivo.

Luego de conocer la noticia de las momias del Citlaltépetl, la familia comenzó a buscar los hilos que unieran a su familiar desaparecido con los cuerpos, por lo que fueron encontrando documentos que avalan su carrera como alpinista y miembro destacado de la extinta Legión Alpina de Puebla.

“Recuerdo que en la temporada 1957, invité a una ascensión a un compañero universitario (…) Se trataba de Enrique García Romero, un amigo íntimo el cual cursaba los mismo estudios que yo cursé en la Universidad Autónoma de Puebla”, se puede leer entre las páginas de un libro de la Legión Alpina de Puebla y que es dedicado precisamente a “los que hicieron su última ascensión”.

Las historias se empalman, su tío Enrique García es el mismo compañero de expedición que narró Luis Espinosa para este rotativo. Es el mismo alpinista que estudiaba Ciencias Químicas en la máxima casa de estudios de Puebla y que tenían un tendejón en la 2 Poniente y 9 Norte, mismo que según cuenta su sobrina, fue fundada por su abuelo en 1905.

Aunque Patricia apenas comienza a familiarizarse con la historia de su tío “El Calavera” —como incluso ahora ella lo llama—, no ha dudado en apoyar en todo momento a su padre para que se pueda demostrar un nexo biológico con los restos momificados que yacen a 5 mil 270 metros de altura sobre el nivel de mar en la cara noreste del Pico de Orizaba.

 

PGJ de Puebla y MP de Chalchicomula ya los entrevistaron

A pesar de que sus hijos son profesionistas con un trabajo demandante, el señor Jorge García viajó acompañado de dos de sus hijas y de uno de sus nietos para entrevistarse con el presidente municipal de Chalchicomula y con el Ministerio Público para adelantar las pesquisas y la identidad de los cuerpos se pueda cotejar ágilmente.

Del mismo modo, indicó que este lunes fue canalizado a las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia en Puebla, donde se le tomó una muestra de sangre que será almacenada para realizar las pruebas de ADN y compararlas con los restos cuando estos sean recuperados.

Cabe señalar que hasta ayer por la noche, Protección Civil nacional confirmó que las labores de rescate serán reanudadas hasta que cese el mal tiempo que ha provocado el frente frío 41, por lo que el próximo miércoles se reunirán nuevamente para valorar nuevamente el ascenso que será histórico para recuperar los dos cuerpos, que podrían convertirse en tres.

Last modified on Martes, 10 Marzo 2015 03:13