Saturday, 17 de April de 2021

Lunes, 19 Septiembre 2016 10:58

Se arman con tubos y machetes en Moyotzingo para agarrar a El Japonés

Culpan al delincuente, prófugo desde el año pasado, de todos los atracos cometidos en la zona

  • Héctor Tenorio / San Martín Texmelucan



Pobladores de Santa María Moyotzingo se armaron con palos, tubos y machetes para intentar capturar a Armando Xolalpa, alias "el Japonés", delincuente prófugo desde el año pasado del penal de Huejotzingo, al cual culpan de todos los robos registrados en la comunidad.



La tarde de este domingo se reunieron con el presidente auxiliar, Germán Cerón; el delegado de Gobernación, Roberto Solano; así como con el director de Gobernación Municipal, Antonio Ávila Cruz, con el fin de darles a conocer lo acontecido la noche del sábado 17 de septiembre en la comunidad, cuando se armaron para perseguir a El Japonés y se registraron enfrentamientos con disparos de arma de fuego.



Los pobladores señalaron que viven con el temor de ser víctimas de este delincuente prófugo de la justicia desde diciembre del año pasado, cuando se escapó por un boquete del cereso de Huejotzingo, en compañía de otros diez internos. 



Aseguran que si logran detener a alguna persona que esté delinquiendo en la comunidad tendrán que hacer justicia por su propia mano, ya que hasta este momento no han recibido el apoyo del presidente municipal, Rafael Núñez Ramírez.



Las autoridades estatales y municipales se comprometieron a que este lunes 19 de septiembre tendrán otra reunión con los habitantes a fin de definir las estrategias que habrán de tomarse en materia de seguridad, ya que exigen en primera instancia la presencia del ejército, la colocación de alarmas de pánico y más policías, debido a que actualmente sólo cuenta con 5 por turno.



Cabe resaltar que durante la plática de ayer se habría registrado un nuevo atraco, por lo que se montó un operativo policial con la participación de ciudadanos, los cuales los cuales portaban palos machetes, tubos y bates de beisbol, para agarrar a los responsable de este atraco.