Martes, 19 de Octubre del 2021

Peritos vuelven a clínica Epmac donde ejecutaron a El Kalimba

Peritos vuelven a clínica Epmac donde ejecutaron a El Kalimba
Martes, 07 Noviembre 2017 08:12
Carlos R Cózatl / @cr_cozatl

Buscan nuevos elementos para ubicar al comando que ultimó al capo huachicolero. Después de una semana de los hechos, policías ministeriales y estatales cerraron la calle Porfirio Díaz para continuar con las investigaciones



A una semana de que el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) asesinó al líder huachicolero Jesús Martín Mirón López alias 'El Kalimba', en la clínica Epmac –mientras intentaba cambiarse de identidad alterando sus huellas dactilares y con cirugías en el rostro– elementos de la Fiscalía General del Estado (FGE) continuaron este lunes con las diligencias, por lo que volvieron a cercar el inmueble ubicado en la colonia Lomas 5 de Mayo.


Alrededor de las 11:00 horas, peritos y policías ministeriales acudieron al edificio marcado con el número 133 de la calle Porfirio Díaz, ubicado a escasos 500 metros del Centro Expositor, y en medio de curiosos, buscaron nuevos elementos que conduzcan a ubicar a los integrantes del comando armado que ejecutó a ‘El Kalimba’ y a otras tres personas.


Frente a la clínica, se encontraban instalados algunos juego mecánicos debido a las festividades religiosas de una parroquia que se encentra en la siguiente esquina, por lo que la FGE atravesó dos patrullas sobre la calle General Miguel Negrete para impedir que los curiosos se acercaran al lugar.


Las patrullas de la Fiscalía 423, 439 y 421, así como una unidad de la policía Estatal, custodiaron la entrada, de donde descendieron al menos ocho uniformados, para verificar las instalaciones y recabar mayor información del lugar. Las operaciones que se llevaban a cabo en dicha clínica fueron para encontrar más indicios sobre el comando armado que el pasado 30 de octubre acribilló a ‘El Kalimba’ junto con su novia, uno de sus guardaespaldas y al doctor que lo operaba.


Vecinos se sienten ‘vigilados’


En un recorrido que realizó CAMBIO en la zona, los vecinos indicaron que temen por su seguridad pues se sienten vigilados por hombres que llegan en camionetas en esos rumbos.


La mayoría de los residentes de la colonia permanecen en silencio ante los cuestionamientos de este medio sobre la situación que se vivió el pasado 30 de octubre en la clínica Epmac, donde uno de los capos huachicoleros más buscados por la Marina en el Triángulo Rojo fue acribillado.


"Se escucharon los tronidos muy cerca, la mayoría de nosotros nos resguardamos y nos pusimos boca abajo, no fuera que nos tocara una bala... Eran poco más de las cuatro, después de media hora salimos a ver qué pasó cuando ya estaban las patrullas y vimos un cuerpo en el balcón", dijo uno de los pocos vecinos que se decidieron a hablar.


Asimismo, otro señaló que han visto rondar algunas camionetas con vidrios polarizados que pasan por las calles a muy baja velocidad, que se detienen brevemente y siguen su camino, pero que a veces pasan dos o tres veces dando vueltas a las manzanas.


"Ya son como tres veces que las veo, no se puede ver cuántos van adentro por los vidrios negros, pero parece que estuvieran checando algo o vigilando", dijo en entrevista con CAMBIO.