Martes, 18 de Mayo del 2021

Contratan polis de secundaria para resguardar Villa Iluminada

Miércoles, 14 Noviembre 2018 00:28
Contratan polis de secundaria  para resguardar Villa Iluminada

Policías municipales se quejan de que los privados no están certificados. Los guardias de seguridad privada que trabajarán para el Ayuntamiento de Atlixco para cuidar uno de sus atractivos turísticos de temporada no realizan exámenes de control y confianza

Yessica Ayala / Atlixco

@Diario_Cambio



Guardias de seguridad privada de la empresa Fuerza Delta, firma que contrató el Ayuntamiento para resguardar la Villa Iluminada junto a policías municipales, cuentan apenas con primaria o secundaria terminada y no tienen que pasar por exámenes de control y confianza.


Al menos ocho de los miembros de esta seguridad privada no pasaron su examen de control y confianza cuando intentaban ser policías municipales, después fueron reclutados por el ex director de Seguridad Javier Castillo.


La empresa Fuerza Delta surge a raíz del reclutamiento de policías que no aprobaron sus exámenes, que salieron del área cuando el ex director de Seguridad Pública Javier Castillo estuvo al mando durante la administración municipal anterior.


Al finalizar su encargo en el Ayuntamiento de Atlixco, Castillo se ha dedicado a su empresa de seguridad privada.


El alcalde Guillermo Velázquez Gutiérrez mencionó en entrevista que el gasto de contratar a una empresa privada en seguridad será de 250 mil pesos por los días que dura el evento, aunque dicho recurso será obtenido del cobro de los estacionamientos que serán instalados en diversos puntos de Atlixco, pues por vehículo se espera cobrar alrededor de 100 pesos.


Homologan a los reales


Cabe mencionar que algunos allegados a Seguridad Pública mencionaron que los miembros de Fuerza Delta cuentan con botas iguales a los policías y radiocomunicación con la misma frecuencia policiaca, lo que es un delito pues podrían hacer mal uso de esta información, que es exclusiva de la Policía Municipal y que ahora está en manos de personas que no pasaron exámenes vitales para estar dentro de esa corporación.


Javier Castillo se hizo acreedor de varias recomendaciones por parte de Derechos Humanos cuando era encargado de Seguridad en Atlixco, así como algunas quejas en Contraloría municipal, pero ni él ni Javier Machuca, director de Seguridad Pública y Gobernanza, fueron retirados del cargo.