Viernes, 03 de Julio del 2020

En tres de cada diez investigaciones en 2019 no hubo delito que perseguir: FGE

Jueves, 30 Enero 2020 01:25
En tres de cada diez investigaciones en  2019 no hubo delito que perseguir: FGE

Gilberto Higuera reveló en comparecencia que la Fiscalía inició 322 procedimientos en contra de menores de edad por diferentes delitos, incluyendo narcomenudeo y portación de arma de fuego

Carlos Cózatl

@cr_cozatl



Durante el año pasado, en tres de cada 10 carpetas de investigación que inició la Fiscalía General del Estado (FGE) no hubo delito que perseguir, por lo que alrededor de 23 mil casos fueron desechados; además la dependencia ha iniciado 322 procedimientos en contra de menores de edad por diferentes delitos, entre los que destacan narcomenudeo y portación de arma de fuego.


Así lo dio a conocer el encargado de despacho, Gilberto Higuera Bernal, durante su comparecencia ante el Congreso como parte de la glosa del Primer Informe de Gobierno de Miguel Barbosa Huerta, donde detalló que se presentaron durante el 2019 un total de 76 mil 557 carpetas de investigación, siendo los robos los de mayor incidencia con el 43.3 por ciento.


El titular de la FGE aseguró que heredó del ex fiscal Víctor Carrancá Bourget una dependencia plagada de insuficiencias y deficiencias, detallando que existían al menos 200 mil averiguaciones previas atendidas por sólo 300 agentes del Ministerio Público.


Durante su informe, la Fiscalía General del Estado (FGE) señaló que logró recuperar un monto de 104 millones 169 mil 144 pesos a favor de las víctimas como reparación del daño a través de cinco mil 230 acuerdos reparatorios, de los cuales cuatro mil 933 fueron por mediación, 43 de conciliación y 242 restaurativas.


“En el sistema actual no todos los casos concluyen en judicialización, incluso en tres de cada 10 delitos se concluyó que no hubo delito”, dijo Higuera Bernal, por lo que de los más de 76 mil 500 delitos con carpetas de investigación, aproximadamente 22 mil 967, no fueron determinados como un hecho delictivo.


Sólo el 6.5 % de las CDI cuentan con un detenido


Asimismo, del total de las carpetas que se iniciaron durante el año pasado, sólo en el 6.5 por ciento del total de las carpetas de investigación hubo un detenido; es decir que sólo cinco mil 50 investigaciones que se iniciaron se pudieron judicializar.


En este sentido, se advirtió que la FGE realizó más de 301 mil actos de investigación para poder resolver los casos que se han presentado en los últimos 12 meses.


Robo, violencia familiar, lesiones y amenazas


De acuerdo con los datos presentados por Higuera Bernal, en 2019 se denunciaron 76 mil 557 delitos, de los cuales los robos registraron la mayor incidencia con 33 mil 221 casos; seguido por las denuncias de violencia familiar, con ocho mil 341; lesiones, con cinco mil 844, de las cuales el 90 por ciento fueron dolosas, y por último las amenazas, con cuatro mil 115 casos.


Todos estos delitos representaron el 67.3 por ciento de la incidencia delictiva total en el estado, es decir dos de cada tres delitos que se denunciaron en el estado durante el año pasado.


Bandas delictivas reclutan menores


Asimismo, detalló que la FGE investiga 527 carpetas de investigación en las que los imputados son menores de edad, de las cuales en 322 casos se puso a disposición a un niño o adolescente por narcomenudeo o portación ilegal de arma de fuego.


Gilberto Higuera refirió que estos menores de edad son reclutados por distintas bandas delictivas para evadir la justicia.


Casos como este se han localizado en la zona del Triángulo Rojo, donde CAMBIO documentó la presencia de ‘halconcitos’, menores de edad que abandonaban la escuela para ser usados por los huachicoleros como una ‘alarma’, para avisar de la presencia de elementos policiacos.


Desarticuló 37 bandas


El encargado de despacho precisó que durante el 2019, en Puebla se desarticularon 37 bandas delictivas, de las cuales 27 estaban dedicadas al secuestro y 10 al narcomenudeo.


En este sentido, Higuera Bernal refirió que fueron detenidos 279 secuestradores, además de atender 82 extorsiones telefónicas, mismas que en su mayoría provenían de los Centros de Reinserción Social ubicados en Altamira, Matamoros, Topo Chico y Santa Martha Acatitla.


 

archivo historico