Viernes, 07 de Agosto del 2020
Jueves, 30 Julio 2020 02:57

Genoveva: otra osamenta en el Valle de las Calacas

Genoveva: otra osamenta en el Valle de las Calacas Escrito Por :   Javier Arellano Ramírez

Hace unos días en esta Cúpula mencionamos la reunión que se llevó a cabo entre connotados panistas.


 

En medio de diferentes argumentos los protagonistas coincidieron en el riesgo que implica sostener a Genoveva Huerta al frente del PAN estatal, por lo que acordaron pedir a Marko Cortés una ruta de salida.

 

Los hechos nos conceden la razón.

 

Figuras prominentes ya expresaron de manera pública sus discrepancias con la dirigente. En días recientes Ana Teresa Aranda, Pablo Rodríguez Regordosa, Jorge Aguilar Chedraui, Rafael Micalco Méndez, Fernando Sarur Hernández, entre otros, descalificaron la consulta de Genoveva que busca auscultar posibles alianzas y la selección de candidatos.

 

Panistas de cepa, morenovallistas y operadores de Eduardo Rivera se lanzaron contra la dirigente del Comité Directivo Estatal en una minuciosa nota que recopiló Héctor Llorame para e consulta.

 

Es evidente que la señora cada día tiene menos consenso al interior de la ‘nomenklatura’ albiazul.

 

De nada le sirvieron todos los denuestos lanzados contra el gobernador.

 

Huerta se ha convertido en una pesada carga para diferentes proyectos panistas que trabajan con detenimiento y estrategia rumbo a la elección de 2021. Saben que los momios les favorecen, habida cuenta del desastre llamado Claudia Rivera Vivanco.

 

Paulatinamente comienzan las discrepancias públicas. Estamos ante el principio del fin de Genoveva, quien en un acto de congruencia y dignidad debería retirarse del cargo por propia voluntad, antes de que una embestida mayor pueda liquidar su apagada carrera.

 

Genoveva es otra osamenta en el Valle de las Calacas, el corrompido emporio de Eukid Castañón.   

 

Dulcería poblana.

 

Los inexplorados intereses de Juan Collado en Puebla.

 

 

La justicia federal se ha convertido en un Reality Show; meses de persecución contra Emilio Lozoya terminaron en un aterciopelado pacto de impunidad.

 

Mientras tanto, otras figuras no gozan de la misma gentileza. Rosario Robles y el abogado Juan Collado son el ejemplo de la máxima: “A los amigos justicia y gracia. A los enemigos la ley a secas”. Aquí se podría extender a los amigos… e informantes.

 

Sin embargo, en estos meses poco se han explorado los intereses que Juan Collado tiene en Puebla. El hombre de leyes es socio y accionista de Libertad Servicios Financieros que tiene varias sucursales en Puebla capital y una en Tehuacán.

 

Su preponderancia jurídica se expandía al terreno de las finanzas, a través de empresas que aún operan en todo el país.

 

En la acusación que presentó la Fiscalía General de la República (FGR) se señaló textualmente a Libertad Servicios Financieros como la firma con la cual Juan Ramón Collado Mocelo, Roberto Isaac Rodríguez y José Antonio Rico, hicieron transferencias internacionales; concretamente a España y Andorra.

 

Pero hasta el momento no se han revelado con detalle las operaciones que la financiera realizó en Puebla. Estaremos pendientes. 

 

Manzanilla: el caballero de la triste figura.

 

Corría el año 2011; bastaba una pequeña alusión en Twitter sobre Fernando Manzanilla Prieto -el entonces poderoso cuñado y omnipresente secretario General de Gobierno-, para que un ejército de bots cayera sobre cualquier osado tuitero.

 

Eso fue en 2011, ahora en 2020 Fernando tiene que recurrir a los mecanismos de promoción en Twitter y Facebook para que alguien lo lea.

 

En días recientes publicó su “Nuevo Pacto de Bienestar para Puebla” y para la clase política pasó completamente desapercibido.

 

Es el momento en que Fernando considere trazar una perspectiva no solo política, sino personal. Porque para él todos los caminos se han cerrado.

 

Manzanilla no es poblano y nunca lo será. Ya no es aceptado en el PAN y tampoco en Morena.

 

La preeminencia que tuvo fue por ser un apéndice de Rafael Moreno Valle y posteriormente de Miguel Barbosa. Pero su peso político personal se puede medir en gramos.

 

¿Cuál es su proyecto en Puebla?

 

Ninguna de las principales fuerzas locales lo va a postular a la presidencia municipal. El Partido Encuentro Social (PES), que ha perdido su registro, tampoco podría impulsarlo en 2024 a una senaduría.

 

El caballero de la triste figura debe aceptar que sus momentos de gloria siempre fueron bajo la sombra de alguien más.

 

Pero hoy ya no tiene árbol que lo cobije.

 

Como siempre quedo a sus órdenes en  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

comments powered by Disqus
  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto

  •