Martes, 02 de Marzo del 2021
Viernes, 18 Diciembre 2020 01:19

"La muerte: ¿una preocupación menos?"

"La muerte: ¿una preocupación menos?" Escrito Por :   Monica Kuri

Todos los días me levanto, me arreglo, salgo de mi casa y a media calle me regreso porque se me olvidó el cubrebocas. 


 

Sí, es odioso traer cubrebocas todos los días, sudar y que se te llene la cara de granos, sentir que te ahogas mientras hablas porque no te entra suficiente aire, hablar por teléfono y sentir que la persona al otro lado no te escucha, sentir que te escurre la nariz porque el perfume de alguien casi te hace estornudar y no poder pasarte un Kleenex, es una total pesadilla.

 

¿Pero saben qué pesadilla es peor? Llegar al hospital cuando no puedes respirar incluso sin cubrebocas y con oxígeno; y que no te puedan atender porque ya no hay espacio o médicos disponibles, ver cómo tu papá se va consumiendo y no poder ni siquiera acercarte a darle un beso de despedida porque sabes que no sobrevivirá, o llegar a casa con pánico todos los días por contagiar a tu madre, que es una señora de la tercera edad y sabes que si se contagia no la va a brincar. 

 

Este año he reflexionado mucho, pero sobre todo me ha quedado claro que lo único a lo que los seres humanos le tenemos verdaderamente miedo es a la incertidumbre. Al principio de la pandemia todos teníamos mucho temor del bicho, pero poco a poco nos fuimos acostumbrando a vivir al filo del peligro, y de pronto nos encontramos con el poco respeto que muchas personas le tienen a la vida. ¡Qué ironía! ¿Quién diría que lo único que jamás podremos conocer sea lo primero que nos dejaría de importar? Sí, la muerte. O al menos eso me viene a la cabeza cuando veo los videos de la gente en el antro, o en fiestas, o en eventos sin cubrebocas y sin tomar ningún tipo de medida de sanidad.

 

Si tú que estás leyendo esto, no quieres usar el cubrebocas y no te importa morirte, está bien, cada quién toma el sentido de la vida como quiere, pero detente un minuto a pensar que a lo mejor tu papá, tu mamá, tus vecinos, o la señora que está formada frente a ti en la fila del mercado sí tienen muchas ganas de vivir, y tú por tu egoísmo les estás quitando probabilidades de llegar al próximo año. Piénsalo, tú puedes ser culpable de muchas muertes, y a lo mejor ni siquiera lo sabes. 

 

Cerramos este 2020 con una ola monstruosa de muertes por COVID-19, así que por favor usa el cubrebocas y danos a los demás la oportunidad de pasar un 2021 un poco más en paz. 

 

Feliz navidad y feliz año nuevo a los que sí usan el cubrebocas.

 

comments powered by Disqus