Domingo, 05 de Julio del 2020

Fulle Hen exhibe a Claudia: sabía que los ventiladores eran usados y reconstruidos

Lunes, 25 Mayo 2020 02:11
Fulle Hen exhibe a Claudia: sabía que los ventiladores eran usados y reconstruidos

La empresa Fulle Hen exhibió que el gobierno de Claudia Rivera Vivanco tuvo conocimiento desde un principio que los 12 ventiladores mecánicos que le serían entregados eran usados y no nuevos, como aseguraba la administración municipal, pues estos últimos tardaría entre tres y cinco meses para ser entregados, según el comunicado enviado por dicha compañía.

David Meléndez

@dav_ms6



 


Una semana después del escándalo de los ventiladores ‘baratija que Fulle Hen iba a vender al ayuntamiento, la empresa exhibió que el ayuntamiento encabezado por Claudia Rivera tuvo conocimiento desde un principio que los equipos que le serían entregados eran de segunda mano y no nuevos, como aseguraba la administración municipal.


Tras ser exhibidos por Fulle Hen, el gobierno municipal negó que tuvieran conocimiento de que los equipos que le serían entregados fueran de segunda mano, argumentando que en el contrato se estableció que estos tenían que ser nuevos.


Esto después de que en un comunicado la empresa de origen mexicano señalara que desde que se iniciaron las negociaciones con el Ayuntamiento, se les informó que se entregarían 12 ventiladores médicos reacondicionados, pues en caso de querer equipos totalmente nuevos estos hubieran tenido un tiempo de entrega de hasta cinco meses.


“Fulle Hen sostiene que desde un principio aclaró a las autoridades que los equipos eran reacondicionados, ya que el tiempo de entrega de un equipo nuevo marca Medtronic va de tres a cinco meses, y por la urgencia en la entidad, se necesitaban de inmediato”, dice el comunicado.


De igual manera, la empresa aseguró que los equipos ofrecidos al ayuntamiento contaban con certificaciones que avalaban su correcto funcionamiento, pues inclusive fueron sometidos a pruebas en laboratorios de Estados Unidos y avalados por la Cofepris.


Por lo que atribuyó la cancelación de su venta a los conflictos que existen entre el Gobierno del Estado con la administración municipal, inclusive destacando que ya se tienen compradores de sus ventiladores médicos en otras partes del país.


Además,  Fulle Hen se defendió acusando al gobierno municipal y a la Secretaría de Salud del Gobierno del Estado de hacer una revisión efímera de los ventiladores médicos sin probar su funcionamiento.


“Ante los desencuentros entre ambos niveles de gobierno, no se permitió a la empresa instalar los equipos altamente efectivos (…), Fulle Hen ya tiene compradores en otras entidades del país, ante el aumento en los casos positivos de COVID-19”, señaló.


De acuerdo con el contrato entre ambas partes, se pactó la compra de 12 ventiladores médicos, los cuales serían entregados por Fulle Hen a cambio de un pago de 15 millones de pesos, sin embargo, tras haber entregados equipos de segunda mano, la administración municipal determinó cancelar el contrato y aplicar la cláusula de fianza por incumplimiento.


Niegan haber aceptado ventiladores reacondicionados


Ante los señalamientos de Fulle Hen, el gobierno municipal a través de un comunicado negó que se hubiera acordado la compra de los equipos reacondicionados, señalando que incluso en el contrato de recisión la empresa reconoce que los equipos no fueron entregados conforme lo solicitado.


De igual manera, aseguró que se tuvo conocimiento del estado en el que se encontraban los equipos médicos, hasta el día en que fueron presentados, ante funcionarios de la administración municipal y la Secretaría de Salud estatal.


“El Ayuntamiento de Puebla aclara que nunca solicitó a la empresa Fulle Hen SA de CV los 12 respiradores médicos como equipos reacondicionados, tal y como se constata en el contrato con la empresa proveedora”, dice el comunicado.


El pasado viernes, la alcaldesa Claudia Rivera Vivanco aseguró que la Secretaría de Salud estatal también se encontraba al tanto del proceso que se realizó para la compra de los 12 ventiladores.


Incluyendo la cantidad que se pagaría y la empresa que había sido designada para que fuera el proveedor, toda vez que los ventiladores médicos le serian donados a la dependencia estatal.


“En todo momento fuimos de la mano, actuando la Secretaría de Administración del Municipio con la Secretaría de Salud de estado, insisto, el estado conocía el precio y todo lo relacionado con la empresa, ellos lo aprobaron pero el día de la entrega,  nos llevamos la sorpresa de su trato, porque trabajamos de manera conjunta para tener los ventiladores que ellos nos solicitaron”.


Ventiladores donados tenían que ser “nuevoooos”


Tras el escándalo del gobierno municipal y Fulle Hen, el gobernador Miguel Barbosa Huerta, aseguró que los equipos que serían donados tenían que ser “nuevoooos”, además de que ya no se aceptará ningún tipo de apoyo por parte de la administración de Rivera Vivanco.


El mandatario estatal recordó que su gobierno solamente aceptará donaciones en especie, descartando que se vayan a aceptar donaciones en efectivo, como lo había dicho la presidenta municipal.


“Esa es la respuesta y entonces desde una vez lo digo, no vamos a tener relación con el Ayuntamiento relacionado con relaciones del tema COVID (...). El Gobierno del Estado no admite donaciones en efectivo, sólo en especie”, dijo.


Asimismo, reiteró que la Secretaría de Salud dio a las características que debían tener los ventiladores médicos que le serían donados, destacándose que la principal de ellas es que debían ser nuevos.


* Con información de Ricardo Juárez, Iván Reyes y José Alberto Rosas



  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto

  •