Lunes, 16 de Mayo del 2022

Con 637 pesos indemnizan a la familia del guardia de seguridad asesinado en el Oxxo (FOTOS Y VIDEO)

Viernes, 08 Enero 2021 03:59
Con 637 pesos indemnizan a la familia del guardia de seguridad asesinado en el Oxxo (FOTOS Y VIDEO)

Con apenas dos días de trabajo como guardia de seguridad de un Oxxo en Lomas de Atoyac, José Agustín Martínez Sánchez perdió la vida por hacer su trabajo y evitar un atraco. Recibió dos tiros que lo privaron de la vida, pero para la empresa de seguridad privada Integrity Protection Services su muerte en cumplimiento del deber debía tasarse en 637 pesos.

Carlos Rocha

@rochapress



 


Dos balazos recibió José Agustín Martínez Sánchez en su segundo día de trabajo como guardia de seguridad de un Oxxo en Lomas de Atoyac. La empresa de seguridad privada Integrity Protection Services le entregó a su esposa 637 pesos como indemnización por la vida de su esposo, quien a sus 61 años recibió un uniforme y un tolete para cumplir su labor tras quedarse sin empleo varias semanas por la pandemia.


Su cuerpo aún estaba tirado en el minisúper de la zona de San Ramón cuando le avisaron a su esposa que fuera porque algo le había pasado; no sabía que estaba muerto. En el lugar, la gente de Integrity se comprometió a pagar el gasto funerario; les dijeron que sólo tenían que firmar un documento de deslinde.



Los enviados de la empresa ni siquiera accedieron a ir a denunciar el homicidio a la Fiscalía General del Estado (FGE), pero recomendaron a los Martínez que lo hicieran y les desearon suerte con los trámites del IMSS para gestionar algún tipo de indemnización, aunque José Agustín sólo estuvo inscrito dos días.


En medio del dolor de la familia y sin saber qué hacer, los representantes de Integrity le acercaron a la familia Romero Sánchez el documento en que les notificaron que ellos se harían cargo de los gastos funerarios a cambio de una firma.


En una hoja blanca, simple, sin sellos, ni membretes, se lee lo siguiente: “Por medio de la presente deslindo a la empresa INTEGRITY PROTECTION SERVICES SA DE CV de cualquier situación relacionada con el deceso de mi padre JOSE AGUSTIN ROBERTO MARTINEZ SANCHEZ (sic), ya que la empresa me da un apoyo funerario y el valor económico correspondiente. Sin más por el momento, firmo de conformidad”.



El valor correspondiente fueron 637 pesos, que concernían a los dos días de trabajo. Es decir, por cada jornada laboral de 12 horas, José Agustín recibía 318 pesos, prácticamente dos salarios mínimos por día y medio de trabajo.


“Lo que nos dieron fue una burla”, narró Ricardo, hijo de José Agustín, y quien por estar en el velorio de su padre no pudo estar presente cuando su hermana firmó el documento que les llevó la empresa.


Sólo tenía un tolete para defenderse


El pasado lunes, José Agustín llegó feliz a su casa -en la zona de centro de Puebla- a contarle a su esposa y cinco hijos que había encontrado trabajo. La pandemia los dejó sin ingresos, pues no pueden echar a andar los juegos de feria con los que se mantenían. La crisis los alcanzó y Agustín encontró empleo como guardia de seguridad.


Días antes, Agustín encontró una publicidad de Seguridad Privada Integrity, en donde supuestamente le ofrecieron un sueldo de 6 mil pesos mensuales, obtuvo el empleo con los mínimos requisitos y el lunes fue a recoger su uniforme y tolete. Llegó a casa contento porque al día siguiente tenía que presentarse en el Oxxo de la 11 Sur y calle Atlixco, de la colonia Lomas del Atoyac, al extremo sur de la ciudad.



Por la ubicación del minisúper, entre San Ramón y las colonias antorchistas, los hijos de Agustín le dijeron que no fuera, que era una zona peligrosa. Pero la pandemia no le daba opción, tenía que estar allá.


El martes 5 de enero trabajó en su horario normal de 7:00 a 19:00 horas, después se fue a descansar 12 horas para presentarse puntual al día siguiente, aunque ya no terminó el turno completo.


Alrededor de las dos de la tarde, tres sujetos entraron al Oxxo que vigilaba Agustín. Con gorra y cubrebocas los delincuentes ingresaron y amagaron con armas de fuego al personal. El guardia de seguridad apenas intentaba desenfundar su tolete cuando recibió un primer disparo en el estómago, cayó al piso y como seguía intentando reponerse, le dispararon una vez más. Pudo haber sido el tiro de gracia, pero el balazo le dio en el cuello. Ahí quedó José Agustín Roberto.



 “Un chaleco por lo menos, pero no le dieron nada, sólo un tolete, pero sin capacitación, porque hasta para eso hay que saber. Se aprovecharon de la necesidad que tenía mi papá”, dijo Ricardo, hijo de Agustín, en entrevista con CAMBIO.



Los tres sujetos que entraron al Oxxo que vigilaba Agustín tuvieron la sangre fría, pues mataron al guardia y esperaron a que la cajera les diera el efectivo que tenía en el mostrador: 2 mil pesos en varios billetes.


Los responsables huyeron en dos motocicletas por la 11 Sur. Por fortuna, elementos de la Policía municipal de Puebla lograron detener una motocicleta y se obtuvo la detención de Maxwell, de 35 años de edad y Luis, de 19 años de edad, quienes fueron señalados por su probable participación en hechos con apariencia de delito de homicidio y robo.





Integrity ofrece capacitación, pero no la da


Si bien la empresa Integrity Protection Services SA de CV se encuentra registrada en el  listado de empresas de seguridad privada autorizadas o en proceso de revalidación por la Secretaría de Seguridad Pública del Estado de Puebla, la fecha de conclusión de vigencia ya pasó.


En datos abiertos de la SSP se detalla que la empresa tiene el registro SSP/SUBCOP/DGSP/175-16/159, el cual tiene como fecha de inicio de vigencia el 5 de julio de 2019 y vence un año después, es decir el 5 de julio de 2020.



Además de esto, no cumple con la capacitación que ofrece a sus empleados, pues de acuerdo con los hijos del guardia caído, su padre nunca tuvo ningún tipo de entrenamiento. Pese a esto, en la página de internet de la empresa se ostenta: “Contamos con el Centro de Capacitación y adiestramiento en seguridad corporativa, avalada por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social”.


Por si fuera poco, en su página de internet explican que como parte de la capacitación que ofrecen a sus elementos se les adiestra en calidad y calidez en el servicio, protección y vigilancia de bienes, formación humana, leyes y reglamentos en seguridad privada, y derechos humanos.


Para rematar, en su página oficial de Facebook, facebook.com/IntegrityPuebla/, la empresa no postea desde el 26 de diciembre de 2017 y en los comentarios de su última publicación aparecen sendas quejas por falta de pago, liquidación, malos tratos de trabajo y acusaciones sobre la falta de cumplimiento de la empresa con sus propias promesas.


CAMBIO llamó a los teléfonos de Integrity para conocer su versión sobre los hechos, pero un operador que se negó a dar su nombre dijo que no había ningún responsable para hablar sobre la muerte de su más reciente guardia, José Agustín Roberto, quien murió con el uniforme puesto y el tolete a medio desenfundar.


Google News - Diario Cambio
  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto