Posted inPolítica

Lalo Rivera busca un dirigente monárquico en el PAN: Lupita Leal

La aspirante a la dirigencia estatal del blanquiazul dijo que hay muchos panistas que quieren poner fin al cacicazgo del Yunque y que dejen de agandallarse las candidaturas
Lalo Rivera busca un dirigente monárquico en el PAN: Lupita Leal
La diputada local, Guadalupe Leal

La diputada Guadalupe Leal se sumó a las voces críticas que han reprobado el desempeño de la dirigencia estatal del PAN, encabezada por Augusta Díaz de Rivera, después de que no respetó acuerdos nacionales, y solo benefició al grupo político de Eduardo Rivera. Incluso, impuso hasta regidores en la planilla de Mario Riestra Piña en la alcaldía de Puebla.

La legisladora cuestionó que el grupo del Yunque, que encabeza Eduardo Rivera quiera prolongar su poder en el Comité Directivo Estatal para blindarse de cualquier denuncia ante posibles anomalías durante su gestión y la aprobación de sus cuentas públicas.

“Eduardo Rivera lo que busca es un dirigente monárquico y donde hipoteque el futuro del PAN. Rivera busca que el Partido de Acción Nacional pierda su registro en el 2027, y aún más, que tenga un conflicto de interés para que le puedan aprobar sus cuentas públicas y ser silencioso ante los gobiernos”, comentó en entrevista con DIARIO CAMBIO.

En búsqueda de la dirigencia estatal, la aspirante Guadalupe Leal sentenció que “hay muchos panistas” que quieren poner fin al cacicazgo del Yunque y no terminar tomando “las malas prácticas” de los aliados del PRI de promover el “dedazo”.

Por eso promoverán que sea la militancia que con su voto elija a su dirigente, que dará la batalla en 2027.

El primer bloqueo de Rivera

En el periodo 2011-2013, cuando fungía como secretaria general en el Comité Directivo Municipal del PAN con Gerardo Maldonado, Guadalupe Leal declaró que buscó una posición en el partido como consejera nacional, pero denunció que fue bloqueada por el grupo de Eduardo Rivera.

 “Buscaba ser consejera nacional (…) en ese momento Gerardo Maldonado se repartió ser suplente en ese momento de Tony Gali (en la alcaldía), Osvaldo Jiménez se repartió como regidor, y así sucesivamente. Y yo lo único que había levantado la mano era para ser consejera nacional. Levanto la mano y en ese momento Eduardo Rivera es el que da la instrucción de que no soy del grupo tan compacto y tan lleno; ocurre un acto de exclusión y de violencia política de género”, comentó.

Fue Gerardo Maldonado quien le pidió que se “bajara” de la posición de consejera nacional y se congeló su carrera política.

Hasta 2021 cuando la entonces dirigente de Acción Nacional en Puebla, Genoveva Huerta la suma al proyecto por la diputación local que gana en el distrito 16.

“Ella llega y me pregunta que qué ha sido de mí, y le respondo esta historia que te estoy platicando, que fui excluida, que al grupo de Eduardo Rivera no le gustan personas que tengamos capacidad, él busca mujeres sumisas, no personas con capacidad, y es cuando me invita por la diputación”, dijo

El segundo bloqueo de Rivera

En el reciente proceso electoral recordó que su dirigente nacional Marco Cortés había dicho que todos los diputados locales con resultados, iban a tener la oportunidad de la reelección, sin embargo que “el filtro iba a ser Eduardo Rivera”.

Aunque desde ese momento consideró que no avanzaría con su relección como diputada después de que al entonces alcalde de Puebla le rechazó el cobro de impuestos como el DAP y cuestionó en tribuna la renovación de la concesión del relleno sanitario en la capital.

“Augusta (Díaz) me recibió, pero me dio el avionazo. Platiqué con Eduardo Rivera y me dijo que había alguien más competitivo en mi distrito, que mi trabajo no había sido suficiente y que no soy institucional. Me pidieron que no me registrara, por lo cual me registré en un acto completo de demostrar que nadie puede posibilitarte, y bueno, ¿cuál fue la designación? Dedazo (…) porque ya le tocaba”, acusó.

Aunque reconoció que quien fue nombrado candidato, Manolo Herrera ha trabajado durante muchos años en el Distrito 16 local, sin embargo se rompieron los acuerdos nacionales.

Reconoció que pese a que fue excluida apoyó a los candidatos panistas, incluso organizó un evento en Puebla a favor de Xóchitl Gálvez.

“Y claro que estuve participando en campaña, pero si eres excluida, ¿cómo te vas a presentar? Si no eres invitada, ¿cómo vas a aportar? El único que me invitó a participar fue Mario Riestra, e hicimos algunas cosas en temas de movilidad. Pero claro que participé, estuve caminando con Genoveva Huerta en Tepeaca y estuve caminando también algunas cosas con Xóchitl Gálvez”, comentó.

Renovar al partido

Por otra parte, destacó que en su proyecto como aspirante a la presidencia del Comité Directivo Estatal busca consolidar a perfiles panistas que ya existan, “hacerlos competitivos” para que ganen proceso electorales.

Porque ahora lo que prevalece es el miedo y las amenazas del Yunque a varios comités municipales para que firmen una carta en la que sea el Consejo Estatal quien elija el próximo dirigente, de lo contrario no tendrán sus prerrogativas.

“Hoy la propuesta es muy sencilla, recuperar la confianza, primero de las y los panistas y después de la ciudadanía en general, porque todas y todos los que votaron por el PAN buscan un equilibrio ante una dictadura, ante una decisión de poder, buscan que el partido sea oposición responsable”, comentó.

La legisladora también declaró que es momento de dar oportunidad a los panistas que llevan muchos años en el partido a que le sirvan a su país, “que vayan en una planilla para ser funcionarios del comité, que vayan como miembros del comité, como consejeros”.

“Que el 40 por ciento de las candidaturas se abran para la sociedad civil. Trabajar con personas y con causas, colectivos, asociaciones, sociedad civil, eso es lo que hace falta. El PAN dejó de trabajar desde hace seis años con Jesús Zaldívar, con la sociedad civil y con Augusta, pues tampoco lo trabajaron. Solamente se dedicaron a hacer ventanilla del Partido Acción Nacional”, comentó.

También dijo que quien llegue a la dirigencia estatal debe tener claro que no puede estar en la boleta del 2027 y debe entregar hombres y mujeres entrenados y competitivos para ganar las elecciones.

“No poner a la esposa de diputada, a la hermana de diputada, a los hijos de suplentes, al primo, no. Eso le hace daño al Partido Acción Nacional. No es una monarquía (…) Mira, legal y estatutariamente es posible. Y claro que es posible cuando tu cónyuge muestra un trabajo de tiempo. Pero en el caso de Mario Riestra, su hermana estaba en Nueva Alianza y fue regidora del PAN en el cabildo de Puebla. Y en el caso de Eduardo Rivera, pues su esposa, el cargo que ha tenido es de presidenta del DIF. Pero nunca ha tenido un puesto”, dijo.

Leal se definió como una mujer en contra de la corrupción, ilegalidad, la sumisión y la exclusión a las minorías, pero que cambiarán con su política en el PAN, una vez que se definan los procesos internos en el blanquiazul.

Imagen de síguenos en Google news
KAREN MEZA

Karen Meza

Licenciada en Comunicación de la Escuela de Comunicación y Ciencias Humanas. Reportera de temas sociales, educativos, municipales y de seguridad pública en medios impresos así como digitales desde...