Debate


Roberto Desachy

27/11/2009

Sucesión bananera, 1ra parte (caso Parametría)


Sin duda, el escándalo político de la semana lo ocasionaron Francisco Abundis y su encuestadora Parametría, que publicó en Cambio un estudio de opinión que reconoce empate técnico entre 3 precandidatos al gobierno (Enrique Doger, Rafael Moreno Valle y Javier López Zavala) y en Intolerancia difundió otro que pondera la supuesta ventaja zavalista.

 

A raíz de que Cambio cuestionó la ética de una encuestadora que hace sendos trabajos demoscópicos para dos diferentes precandidatos al gobierno y que les dice a sus dos clientes que ambos van ganando (cosa imposible, por lógica), Francisco Abundis se ha negado a puntualizar quién le pagó por el estudio prozavalista que publicaron Síntesis, Puebla sin Fronteras, Intolerancia y Status, mientras Arturo Rueda ya señaló que el difundido por este diario fue cubierto por Rafael Moreno Valle.

 

Este miércoles, por fin, el director de Parametría aclara que la encuesta que le da una abrumadora ventaja a López Zavala se refiere a las preferencias internas en el PRI de Puebla, de Mario Marín y compañía, aunque ninguno de los medios que la pusieron a 8 columnas entre lunes y martes de esta semana se tomaron la molestia de aclarar ese punto a sus lectores.

 

Entonces, es obvio que la empresa de Francisco Abundis, los medios que difundieron la supuesta ventaja zavalista y el propio delfín omitieron aclarar que su nota de 8 columnas NO se refería a intención de voto generalizada en el estado de Puebla, sino solamente a las preferencias al interior de un priísmo controlado por el propio López Zavala a través de Alejandro Armenta.

 

Queda más que claro, pues, que a la encuesta que difundieron media docena de medios se le dio un manejo periodístico parcial y tendencioso, para tratar de manipular a la opinión pública haciéndole creer que López Zavala aventaja en la contienda a la gubernatura.   

 

Finalmente y respecto al hecho de que en el tricolor aventaje zavalandia, no es de extrañarse que el delfín tenga una preferencia “avasalladora” al interior de un PRI de Puebla manejado por Mario Marín Torres, sino que llama la atención que Enrique Doger Guerrero y Jesús Morales Flores también hayan recibido un porcentaje notorio de adhesiones en una estructura partidista creada, controlada y usufructuada solamente por y para el marinismo.

 

Elementos

  • La presidenta Blanca Alcalá Ruiz promocionó bien su participación en el evento de Los Pinos, donde reiteró su repetidísimo discurso de la no violencia contra las mujeres. El problema es que la alcaldesa no tiene la más mínima congruencia en materia de equidad de género, debido a que por un lado se la pasa pregonando por los derechos de su sexo y, por el otro; se quedó callada cuando el Cabildo que ella preside apoyó la ley “Bailleres” que penaliza a las féminas que abortan.

  •  

  • Y esta misma semana la ONU sentenció que la ley Bailleres (promovida también por el neozavalista Pablo Fernández del Campo) es una grave violación a los derechos de las mujeres. Pues bien, Alcalá Ruiz dejó que el ayuntamiento que encabeza cometiera ese atropello contra las garantías humanas de sus congéneres.

  •  

  • En materia laboral, la edilesa tampoco practica la equidad de género que exige a los demás niveles de gobierno, como lo demuestra el hecho de que en su gabinete solamente haya una secretaria de Estado (Gabriela Maldonado, de Administración y Técnicas de la Información), mientras que el resto de sus colaboradores cercanos son hombres.

  •  

  • La UAP pronto sacará otra encuesta a favor de López Zavala. Este miércoles, al mediodía, en el hotel Colonial, se reunieron Rigoberto Benítez (ex director del CISO, cuando todavía se manejaba en mayúsculas) y Damián Hernández, brazo derecho del rector Agüera Ibáñez, para acordar los términos y fechas en que publicarán otro “estudio de opinión” a favor del delfín marinista.

  •  

  • Habrá que esperar un poco, para constatar si este nuevo “trabajo desmoscópico” prozavalista sale con las siglas del ciso de la UAP o de Opina, la empresa de Rigoberto Benítez; por cierto, ex colaborador cercanísimo a Enrique Doger Guerrero.



  •  
     

     

     
    Todos los Columnistas