Dios en el poder


Selene Ríos Andraca
[email protected]

17/06/2010


Homofobia, el arma electoral



Esta columna iniciaba con una fuerte crítica a los portales de internet e-consulta de Rodolfo Ruiz y Puebla Online de Arturo Luna por la difusión de un video pueril sobre el fotomontaje del candidato de Compromiso por Puebla, Rafael Moreno Valle, en una fiesta gay.


Sin embargo, el debate entre los abanderados a Casa Puebla me obligó a modificar esta entrega de último momento.


¿Seré la única que piensa que Javier López Zavala brilló por su actitud homofóbica y retrógrada, mientras que Rafael Moreno Valle por su tibieza y su silencio?



El candidato de Puebla Avanza actuó como el abanderado de la oposición y con su pésima dicción y la mano en la cintura hizo tres acusaciones graves en contra de su adversario: que no es doctor por Harvard; que su padre estuvo en la cárcel en Milán por un fraude, y que nunca trabajó en Dresdner Bank como tanto ha presumido.


Señalamientos que Moreno Valle ¡nunca respondió!


Su golpe brutal fue la revelación de que los padres del candidato priista son sus prestanombres de 26 propiedades en Puebla y Veracruz que en conjunto suman mil 800 metros cuadrados.


¿Y la madriza prometida?


¡¿Dónde quedó la famosa y cacareada madriza?!


¡Exijo explicaciones!


El senador con licencia quedó a deber muchísimo en el debate.


Honestamente, esperaba que corriera sangre zavalista y empapara las minimalistas paredes del Complejo Cultural Universitario.


Qué pena, Rafa, te diminuiste en el peor momento de la campaña.

 

**

 

Pero más allá de la falta de coraje de Moreno Valle, me sorprendió la personalidad homofóbica de Javier López Zavala.


Leamos las frases célebres que salieron desde el fondo del corazón del priista:


“Yo sigo con la misma esposa y vivo en la misma casa, mientras que otros cambian de partido y de sexo”.


“El candidato de las mentiras que apoya el aborto y que pondrá a niños inocentes en manos de personas del mismo sexo”.


Wow.


La homofobia como arma para devastar al enemigo.


¡Qué estupidez!


¡Y qué bajeza!


La verdad, qué enano resultó Javier López Zavala, cuyo criterio termina en paradigmas y tabúes ya enterrados en el mundo globalizado.


¿Un gobernador intolerante, discriminador y retrógrada se merecen los poblanos?


Parece que sí.

 

**

 

Y con el discurso discriminante de López Zavala, comprendí la difusión del video “Las princesas de Atlixco” por los portales de internet antes citados.


Considero lamentable, abominable y atroz que sean los medios de comunicación los conductos para fomentar el odio, el desprecio y el miedo a los homosexuales, bisexuales, transexuales, transgénero y lesbianas.



Lo grave de la situación no es la mención del candidato de la megacoalición, sino el fondo del mensaje contra la minoría que representa la liga LGBTTT.


A Rafael Moreno Valle lo pueden atacar por corrupto, por berrinchudo, por incumplir en sus cargos e, incluso, por ser un protegido de la lideresa del Sindicato Nacional de los Trabajadores de la Educación, Elba Esther Gordillo.


Es más, si el video fuera real le podríamos reclamar su pésimo gusto para las pelucas y su necesidad de acudir a fiestas tan ramplonas.


Pero no se le puede atacar por sus preferencias sexuales.


La sexualidad de las personas no es un tema público, ni un elemento para “denigrar” a alguien.


La homosexualidad no es una agravante, es una preferencia, una íntima preferencia que a veces ni siquiera sale de una alcoba.



El zavalista Fernando Maldonado reveló el mencionado video y, aunque él intenta denostar a Moreno Valle, lo único que hace es ofender a las personas con preferencias sexuales diversas.


“Bajo el título de ‘Las princesas de Atlixco’, en Youtube apareció un video tan inédito como escandaloso: Rafael Moreno Valle Rosas luce divertido durante una fiesta con personas de dudosa reputación. Según se corroboró, el video no es trucado ni editado ni una falsificación. El candidato de la coalición Compromiso por Puebla aparece extrañamente vestido y es imposible no reconocerlo. La exclusiva es del periodista Fernando Maldonado, autor de la columna ‘Parabólica’. Quienes lo subieron advirtieron que hay parte dos”, reza el pie del video en el portal Puebla Online, que paradójicamente hace unas semanas recibió un reconocimiento por su respeto a la pluralidad.


Es una verdadera lástima que Arturo Luna y Fernando Maldonado hayan evidenciado el hambre que tienen.


Patéticos.


¿Los gay son personas de dudosa reputación?


Dudosa su reputación, señores.


Par de mercenarios y chiquitos, que es lo peor.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas