Duelo de Espadas


Edmundo Dantés

20/02/2009

¿No que no había delincuencia organizada en Puebla?


Durante meses, el gobierno trató de ocultar la realidad negando la existencia de la delincuencia organizada en Puebla y presumiendo que la entidad —según los funcionarios marinistas— era una de las más seguras del país, pese a varios hechos que demostraban lo contrario, como el creciente número de ejecuciones, el triunfo electoral del narcoedil de Izúcar de Matamoros apoyado por lo más alto de la nomenclatura estatal, la aparición común de entambados, la cada vez más frecuente captura de Zetas en territorio poblano y hasta el atentado contra el subprocurador de la PGJ, Víctor Pérez Dorantes.

 

Incluso, durante las comparecencias de funcionarios estatales por la glosa del 4to Informe de Mario Marín Torres, hubo notorias contradicciones entre algunos miembros del gabinete que reconocían la existencia y acciones de la delincuencia organizada en Puebla y otros que la negaban, porque mientras el procurador Rodolfo Archundia Sierra aceptó que en la entidad ya operan estos grupos, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública, Mario Ayón Rodríguez, se empecinó en seguir negando su presencia.

 

Hoy los medios locales informan que cuando menos tres ex funcionarios de la Procuraduría General de Justicia están siendo investigados por supuestos vínculos con los Z: María Eugenia Enríquez Reyes (directora del Centro de Mediación), Jairo Bahena Benítez (titular de la Novena Comandancia) y Abelardo Damián López Cortés (comandante de la coordinación Operativa en Izúcar de Matamoros).

 

Nada nuevo bajo el sol, la realidad se impuso y hoy no solamente queda más que claro que la delincuencia organizado actúa en Puebla, sino que se mueve (o cuando menos lo hizo hasta hace poco tiempo) en las propias instalaciones de la PGJ y con el personal de esa dependencia.

 

Lo más preocupante es que el Gobierno estatal carece de un plan para enfrentar esta situación y es lento para reaccionar, como lo demostraron en crisis anteriores. Cuando apareció el caso del narcoedil de Izúcar, Rubén Gil Campos, el PRI y la administración marinista primero trataron de defender al acusado diciendo que había ido a EUA a hacerse un tratamiento médico y negando que hubiera acusaciones en su contra.

 

Después, los medios locales y nacionales continuaron informando sobre la detención de Gil Campos y no le quedó más remedio al PRI-Gobierno que aceptar que uno de los suyos había sido detenido en Estados Unidos por estar involucrado con el narco.

 

Cuando se supo que el ex alcalde de Izúcar había contado con todo el apoyo de la nomenclatura estatal (Javier López Zavala, Alejandro Armenta Mier, Carlos Olamendi, entre otros) para imponerse como candidato y comprar la alcaldía matamorense, el primer círculo gubernamental reculó, abandonó su discurso del “no pasa nada” y dejó de defender a Gil Campos.

 

Hoy, se evidencia que la delincuencia organizada se infiltró —cuando menos con tres personas— en la PGJ y que, muy probablemente, cuenta con información muy valiosa y delicada sobre la manera en que funciona esa dependencia. De confirmarse que los tres personajes mencionados se ligaron a los Zetas, es lógico que este grupo sepa ya las debilidades, vicios y pendientes de la procuración de justicia poblana.

 

Incluso, el hecho de que hayan podido escapar de la captura los tres ex trabajadores de la procuraduría supuestamente vinculados con la delincuencia de primer nivel, deja en claro que contaron con el apoyo y la complicidad de personal que todavía labora en dicha dependencia, ya que solamente así se explica que les hayan dato el “pitazo” de que serían capturados y que mejor huyeran.

 

Lo más grave —insisto— es que el gobierno marinista aparece pasmado, inmóvil y sin saber cómo enfrentar la situación. Parece que todavía está en la etapa de negación del problema, ni siquiera se atreve a reconocer lo que sucede y mucho menos ha dado a conocer algún plan de acción.

 

Estocadas

  • Información confiable llegada a Duelo de Espadas señala que la página electrónica rectoratulado.com se maquila desde el Centro Cultural Universitario y que quien está a cargo de ella es la maestra Carmen Santiago, quien maneja el área de Tecnologías de la Información.

  • Otros datos de la página señalan que fue registrada por Alfonso Pérez Gamez:  

     

    Domain Name: RECTORATULADO.COM
    Registrant:
    BUAP
    Blvd. Atlixcayotl 2499
    Puebla, Puebla 72190
    Mexico
    Created on: 19-Nov-08 
    Expires on: 19-Nov-09 
    Last Updated on: 19-Nov-08
     
     
    tambien se registro otro dominio .org
    RECTORATULADO.ORG
    Registrant Name:JOSE ALFONSO PEREZ GAMEZ
    Registrant Organization:X5 HOSTING
    Registrant Street1:21 PTE . 2313-2 COL. SANTIAGO
    Registrant Postal Code:72160
    Registrant Country:MX
    Registrant Phone:+52.2222405288
    Registrant Email:[email protected]

     



     
     

     

     
    Todos los Columnistas