Por las entrañas del poder


Jesús Ramos


Los patos si tiran a las escopetas


En Puebla las cosas andan de cabeza. Los patos tiran a las escopetas. Los burros hablan de orejas. Y porque se quieren quemar se meten a la cocina.


Y si de achichinarse el cuero se trata, allí están los ejemplos de:


-Jorge Estefan Chidiac.
-Ana Teresa Aranda.
-Víctor Hugo Islas Hernández.
-Ángel Alonso Díaz Caneja.
-Gerardo Pérez Salazar.
-Rafael Moreno Valle.
-Víctor Manuel Giorgana.
-Humberto El Tigre Aguilar.
-Y Jesús Morales Flores, afanosos ellos, todos, de ser tomados en cuenta por la prensa para que si Dios lo sabe, el mundo se entere que quieren ser gobernadores de Puebla con el nimodo aquel de: “No importa que hablen mal, lo importante es que hablen”.


Siendo nostálgicos, los tiempos de hoy ya no son como los de antes, decía mi tío-abuelo Canuto Ramos, un tipo alto, canoso, cachetón, feo y requetefeo, –parecidísimo al secretario de Finanzas Gerardo Pérez Salazar, al de Obras Públicas Javier García Ramírez y al contralor Víctor Manuel Sánchez Ruiz-….


…antes era un pecado ser transa, pillo y sinvergüenza, y hoy si no lo eres, pecas de otra cosa…
…antes si te movías no salías en la foto, y hoy si no te mueves no sales en el video –pregunten a París Hilton-…
…antes si te veían jodido te daban, y hoy aunque no te vean jodido de todas formas te dan…
…antes recurrías a toda clase de pretextos para no llegar temprano a casa, y hoy si no llegas a las 9 de la noche mejor procura darles tiempo para no agarrarlos cenando…
…antes era requisito ser prieto, viejo, mañoso y rollero para el liderazgo del Congreso Local, y hoy si eres todo eso nomás no puedes, debes ser güero, hablar lo básico del castellano, ocultar el dinantes, asté, te quero más que a mis ojos y presumir tu inexperiencia…
…antes negociaban maletas con la oposición en el Legislativo, y hoy lo hacen con cajas de muéganos en los trabajos de comisiones…
…antes las líneas de sus empresas las dictaban los directores y dueños de medios informativos, y ahora lo hacen las áreas de comunicación de los gobiernos en turno.


Pecado no es dar –decían los machotes mexicanos de antaño-, jodido es que te den y además te guste. O como sostiene el célebre oaxaqueño defensor de las tlayudas, las memelas y las tortas ahogadas Javier Casique: “Es mejor dar que recibir”.


Todo lo anterior “amarra” con lo que viene, porque el martes por la noche en el Museo Universitario los doctores en comunicación…


…Ismael Ríos…
…y Javier Sánchez Galicia diagnosticaron ceguera mortal a un grupo de directores, columnistas y reporteros de prensa electrónica y escrita que habían visto en el desaire del gobernador Mario Marín a Enrique Doger Guerrero y en el empresario que se le murió a la Procuraduría, lo que en lenguaje periodístico se denomina como: “la nota” o la veta informativa de la semana.


-¿Tú como los ves?, cuchicheó Galicia y su colega, mirando fijamente a los enfermos.
-¡Francamente mal, muy mal!, respondió.
-¿Pero si tienen cura?
-Yo crio que sí, contestó Ríos.
-¿Ven esas maletas gordas y pesadas que están en el rincón? interrogó Ríos a los allí presentes.
-¡Siiiiii, están bien petaconas!, fue la respuesta.
-Sí, sí tienen cura, reviró alegre y feliz Ríos a Sánchez Galicia.


Con la evaluación en mano llegó la receta de los doctores Ríos y Sánchez Galicia. Evidentemente el escándalo de la Procuraduría y el desaire del gobernador no fue más que un espejismo, un oasis en medio del desierto, una vista cansada tirándole a miopía.


-¡¡Por allí no es amigos, compañeros todos!!, recomendó Galicia.
-¡¡La nota no es la procuradora ni el gobernador profesionales de la pluma, la pantalla y el micrófono, son las comparecencias!!, reforzó. ¡¡Y no son notas, son nototototas!!, apuntaló ufano.


Y así como no queriendo, pero en el fondo sí, Ismael Ríos y Sánchez Galicia salvaron de cegueras y cataratas a la prensa poblana en la histórica y siempre viva casa de los muñecos. Salvaron pues al mundo


Las gracias -más adelante- con seguridad se las darán los beneficiarios directos de la receta:


-Bernardo Gómez.
-Don Mario Vázquez Raña.
-Raymundo Alonso.
-Y los dueños de la radio oficial y prensa local, quienes supongo están enterados que cuando sus trabajadores no encuentran “la línea y la nota” para eso están las citas y recomendaciones de los doctores…


…Ismael Ríos…
…y Sánchez Galicia. Bien dice aquel viejo y conocido pasaje bíblico: “Dale la mano a tu hermano”.


Qué bárbaros.


Qué generosos.


Qué dúo.


Qué fregonería.


Denme chance de pensar, señores doctores, si el gobernador no fue al tercer informe de Doger fue para ratificar su enemistad al presidente ante los ojos de la prensa poblana, la sociedad y el mismo Doger.


Las cosas en definitiva ya no son como antes.




 
 

 

 
Todos los Columnistas