De Fondo


Jesús Rivera

28/09/2010

+ El PRI sin unidad
+ CFE, reconocimiento a Marín


El martes 21 de septiembre, que Alejandro Armenta Mier, presidente  del Comité Directivo Estatal del PRI, cerró su oficina y puso al partido en manos de José Alarcón Hernández, presidente de la Comisión de Procesos internos, ese día arrancó el proceso para elegir la nueva presidencia del partido.

 

Seguramente, Mario Marín, primer priista del estado, le recomendó a Armenta dar señales  para hacer más transparente y abierto el proceso de renovación de la dirigencia del PRI estatal.

 

Los priistas están atentos en espera de que el Comité Ejecutivo Nacional emita la convocatoria  correspondiente. Mientras, son más las  voces que se expresan a favor de que el procedimiento se haga mediante consulta a la base,  que por Consejo político o asamblea de delegados.

 

El PRI es un partido nacional y a ese nivel es que se acuerdan los términos de las convocatorias  para renovar dirigencias en los estados, no   únicamente la de Puebla. Sin embargo, hay una reglamentación que si se puede variar y es ahí que se sabrá si el documento está “cargado” a favor de alguna expresión política de las que se disputan la conducción del PRI.

 

Javier López Zavala, Alberto Jiménez Merino, Jorge Estefan,  y Lucero Saldaña, entre otros, figuran entre quienes más luchan por quedar al frente del partido.

 

En el grupo de los que quieren se da una paradoja: el ex candidato a gobernador, Javier López Zavala es quien abiertamente más apoyos recibe, pero es también el que más opositores tiene. De todos los que se mencionan, no hay uno que unifique.

 

La consulta a la base o a la militancia,  o el Consejo político o la asamblea de delegados, ¿por cuál  método se inclinará el PRI para elegir dirigencia en Puebla?  Pronto se sabrá. El PRI sigue siendo el partido que mayor interés despierta en el estado  porque, aunque en las últimas décadas  sus directivos lo  han  apartado de sus bases amplias, estas siguen, ahí peleando por recuperarlo.

 

Juan de Dios Bravo Jiménez, secretario de Gobernación municipal, realiza sus funciones normalmente en esa dependencia. Hay “fuego amigo” en su contra, dicen proviene de una secretaría cuyas oficinas están ubicadas exactamente atrás de la de  él a una calle, por lo pronto, en Gobernación no se ha registrado ningún movimiento de personal y menos de  funcionarios. 

 

LUZ.     En la ceremonia por la conmemoración del 50 Aniversario de la Nacionalización de la Industria Eléctrica, Carlos González Ríos, gerente de la División Centro Oriente de la CFE, informó que en la  presente administración se invirtieron 468 millones de pesos en obras para beneficiar a más de 200 mil habitantes de comunidades rurales y colonias populares más necesitadas. Este año se alcanzó  una cobertura casi total del  servicio eléctrico en el territorio poblano, lo que coloca a Puebla como uno de los tres estados más electrificados del país. Esta acción no ha sido fácil dado lo difícil que es llevar electricidad a poblados donde el relieve del suelo es en extremo irregular, como en las sierras.  Tanto la gerencia como los trabajadores hicieron un reconocimiento al gobernador Marín por este logro. González Ríos entregó a Marín una placa alusiva a ese hecho ante el aplauso del dirigente sindical Víctor Manuel Carreto y del secretario de Economía, Antonio López Malo.

 

[email protected]

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas