Freaks
Un clásico de lo grotesco


Zeus Munive


No habrá final feliz


Hace aproximadamente un año, un poco más o un poco menos, en este espacio se publicó que la Secretaría de Finanzas transfería recursos del Gobierno del estado a Casa de Bolsa Vector de Puebla.


A partir de dichas publicaciones una serie de personajes se acercaron al que esto escribe para acusarlo de quién sabe cuanta tontería por lo publicado.


El tema quedó ahí detenido, porque no había respuesta de la mentada secretaría y varios emisarios le buscaban paternidad a lo revelado, de manera injusta y a veces hasta absurda.


Ayer, cuando leí la nota de Efraín Núñez en el sentido de que el secretario de Finanzas reconocía que Vector era una de las empresas en las cuales se metía el dinero de la administración estatal, recordé lo que había publicado, me acordé del silencio cómplice, y de la bola de mentadas de madre que recibí en ese entonces.


En fin, el tiempo fue justo:


Lo publicado el 21 de enero del 2007 en Freaks era lo siguiente:


“La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) investigará a Casa de Bolsa Vector de Puebla porque supuestamente Margarita Rojas, pareja sentimental del secretario de Finanzas, Gerardo Pérez Salazar, transfiere los recursos del Gobierno estatal a través de Eduardo ‘El Chacho’ Lichtle, director de Tesorería de la Secretaría de Finanzas.


”Pérez Salazar metió en un grave aprieto a la administración estatal. Se sabe que otras casas de bolsa de Puebla presentaron una queja por un supuesto tráfico de influencias, al enterarse de que la señora Maggy recibía el dinero que Pérez Salazar le enviaba.


”Los recursos que transfiere no son unos cuantos pesos, son millones y millones. Maggy supuestamente cobra jugosas comisiones, de ahí proviene la molestia de los competidores de Vector, pues aseguran que hay un tráfico de influencias de parte del funcionario, ya que Maggy vive con el funcionario y aprovecha su relación.


”Según algunas versiones, este tráfico de influencias falta al código de ética de la Casa de Bolsa Vector.


”Habrá que ver qué pasa con esta investigación que iniciará la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, y cómo deja parado al secretario de Finanzas, quien ahora sueña con la idea de volverse presidente municipal de Puebla. (…) Por cierto, Eduardo ‘El Chacho’ Lichtle también se compró auto nuevo y es un Audi último modelo. No cabe duda de que es cierto el dicho aquel: ‘Es mejor meterles la mano que meter la pata’.”


Hasta aquí la cita: siendo claros en lo personal le tengo un absoluto respeto a la señora Margarita o Maggy, como le dicen sus amigos de cariño.


Nada más que en ese momento se cuestionó un presunto tráfico de influencias, por la cercanía de Pérez Salazar con la señora Luna, pues ahí lo público intervino con lo privado o por lo menos eso parece.


Ahora que el secretario reconoció que Vector también recibe el dinero estatal y que existe la duda, sería bueno que se retomara el tema. Y que el funcionario ahora sí aclare, deslinde o transparente lo que sucede ahí.


Lo mejor es que en Cambio no se mintió y que mientras la mayor parte de los periodistas se la pasan acusando a la procuradora de Justicia, a los secretarios de Turismo, Cultura o Sedeco, pues aquí sí entramos a un tema candente.


Digo, qué chiste es pegarle a Blanca Laura Villeda, cuando ella carece de padrinos políticos y no les da su sobre amarillo a los directores. A ver quién investiga lo que sucede al interior de Finanzas, si bien es algo atrevido, tiene algo más de sustento.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas