Desde las Galias


César Musalem Jop y Gerardo Cepeda Cárdenas

20/03/2009

EL AGUA


El concepto mas usual de inteligencia (Larroyo), refiérese a la capacidad serena e instantánea de resolver un problema, tomar alguna determinación, o crear manual o intelectualmente algún objeto o artilugio.


De ahí nacen diversas clasificaciones según las escuelas de estudios neuronales: Inteligencia abstracta, mecánica, concreta, por citar algunas.


El problema nacional (sírvase si lo desea leer los diarios) es que desde hace décadas (¿siglos?) mal-gastamos o derrochamos el agua, amén que actualmente la contaminamos.


Una acción que mostraría nuestra inteligencia en el uso racional del agua es conocer su clasificación en la forma mas sencilla, para que a la vez podamos explicarle a los vecinos nuestros conocimientos sobre la existencia de las variadas clases de agua:


1.- El agua potable, a la que denominaremos como agua blanca.
2.- El agua gris, es una agua resultante del lavado de ropa, y de la limpieza de los trastes.
3.- Las aguas negras, que son las utilizadas para el excusado.
4.- Las aguas pluviales, a veces llamadas residuales.
5.- Las aguas industriales, técnicamente contaminadas.
6.- Las aguas de riego, que acarrean los elementos de plaguicidas y otros contaminantes.


Con este conocimiento de la clasificación de las aguas ¿qué puedo hacer? para no desperdiciar el agua que Dios nos dá; y si no soy creyente y presumo de racionalista mayormente obligado estoy a cuidarla.


¿Qué puedo hacer?.


En el lavabo.
1.- Utilizar un solo vaso para lavarte los dientes, así cinco personas podrían ahorrar hasta 40 litros de agua diariamente.
2.- No dejar que corra el chorro mientras te lavas las manos o la cara, o te rasuras, tapa el desagüe y llena el lavabo, o usa una palangana.
3.- Enjuagar y limpiar tu navaja o rastrillo de afeitar en un recipiente no en el chorro de agua.


En la regadera.
1.- Tomar duchas breves, cierra la regadera mientras te enjabonas o te lavas el cabello.
2.- Mientras sale el agua caliente, poner una cubeta que recoja el agua fría y aprovéchala después en otra cosa.


En la cocina.
1.- Lavar todas las verduras en un recipiente a la vez; si lo haces en el fregadero tapa el desagüe.
2.- No hace falta mucha agua para cocer verduras, el vapor nutritivo suele quedar alrededor de la olla, después vuelve a ser líquido, y puede utilizarse para regar las plantas.
3.- El agua de las verduras puede utilizarse para hacer sopa.
4.- Para lavar los trastes, remójalos sin tirar el agua, no lo hagas en el chorro directamente, porque desperdicias mucha agua, tapa el desagüe, enjabónalos fuera y límpialos con el agua almacenada.


En la lavadora.
1.- Hay que tallar a mano, las manchas complicadas, para evitar dobles o triples lavadas.
2.- Hacer cargas completas de ropa y usar de preferencia poco jabón.


En el excusado.
1.- Asegúrate de que tu mueble, tenga una mochila o caja de 6 litros, no de 16 como antes, de no ser así sería buena idea cambiarlo.
2.- Los herrajes del excusado podrían provocar derrames, por estar viejos u oxidados, hay que revisarlos con regularidad y arreglarlos en caso de encontrar fugas.
3.- No jales la palanca sólamente para arrastrar un papel o residuos que no produzcan mal olor, hazlo solo cuando sea necesario.


En el jardín.
1.- Riégalo solo cuando sea necesario, de preferencia temprano o después de que se meta el sol.   
2.- No se debe desperdiciar agua cuando el pasto esta seco, en época de sequía es normal que este así, ya revivirá con la lluvia normal.
3.- El auto debe lavarse con jerga y cubeta, se desperdicia menos agua, que haciéndolo con manguera.

4.- No arrojes aceite, líquido de frenos, o anticongelante al drenaje, son altamente contaminantes, infórmate en tu localidad debe de haber empresas o lugares donde reciben aceite gastado.

 

email:[email protected]

[email protected]

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas