Desde las Galias


César Musalem Jop

30/09/2009

¿QUÉ HACER?


1.- He dejado por sentado anteriormente que la “Universitas” Mexicana adolece de nuevos diseños arquitectónicos educativos.  Y que tanto las universidades públicas como las privadas siguen impartiendo la enseñanza y matriciado de carreras desdeñadas por el saturado mercado laboral desde hace décadas.  Y que hoy (gracias a las prácticas neo-liberales) existen en números redondos un millón de jóvenes mexicanos con estudios sistematizados pero sin empleo expreso a su preparación.


2.- Entre las licenciaturas no requeridas por el aparato productivo agrícola, industrial, y de servicios y que seguirán acrecentando la desocupación de los letrados con título, están las de: Leyes, arquitectura, ingeniería civil, ciencias de la comunicación, ciencias químicas, turismo, gastronomía, filosofía y letras, y otras más.


2.1. ¿Qué hacer para solucionar este grave predicamento?.


En primer lugar los tres Poderes de la Unión, bajo consultas con la Intelligentzia Nacional, e incluso apoyados con la información de los mas serios institutos generadores de inteligencia de occidente, deben pactar bajo una hoja de ruta las líneas de acción necesarias para desmontar los artificiosos intereses que actualmente poseén académicos, sindicatos y dependencias gubernamentales educativas.


Intereses nacidos legal y legítimamente bajo el amparo de una connivencia, donde los involucrados han estado a salvo por décadas, pero que en estos momentos ante el embate del proceso de mundialización, y el fenómeno globalizador poco pueden hacer ante la miseria generada diariamente y la indigencia por venir.


3. Mientras esto acontece, deseable es que los rectorados públicos y privados entre familia (la académica y la sindical) empiecen a limitar la existencia de estudios no demandados en estos días.


3.1.- Y dejando a salvo sus derechos laborales como vendedores de fuerza de trabajo, puedan ser ubicados en líneas educativas novedosas y necesarias para la sociedad.


3.2.- En las universidades de primer mundo, es común la venta de la enseñanza de estudios laterales que la sociedad demanda, y que van desde la fundación de talleres de alta creación cultural, pasan por actividades de simple re-creación, y llegan a grupos que sólamente buscan como seres humanos el conocimiento para atesorarlo.


3.3.- Otra alternativa y la mas simple ahí donde se encuentra la ciencia y la tecnología, es la venta de trabajos de investigación.

 

En 1994 Mitsibushy, y Sony le compraron a Harvard y Yale 5,000 millones de dólares en investigación científica y tecnológica para ser aplicada a sus industrias, aún partiendo de la idea que estos contratos son modelos multi-nacionales, México necesita involucrarse para ayer en la venta de inteligencia científica y tecnológica con sus productores del rango que sean.

 

email:[email protected]

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas