La Manzana


Irma Sánchez

22/04/2010

¿Qué tal las conchas de La Reina?


Los polvorones, las galletas, las reinas, los gusanos, las rejas, los borrachitos.


Esta variedad de panes de nuestros hornos y amasijos mexicanos es obligada, y si se pueden adquirir de las panaderías de mayor tradición, mejor.


Hablar de panaderías de tradición en Puebla que aún mantienen el amasijo caliente, es recordar a La Flor de Puebla, El Hornito, El Rosario, La Reina.


La Reina que se localizan en la col La Paz, ha atendido el apetito y el antojo de más de tres generaciones que la sienten “parte de ellas”.


Sin visitarla al menos cada día, definitivamente no hay platillo que luzca para los comensales.


Pues bien, las riquísimas piezas de La Reina muy pronto estarán al alcance de todos, vivan en donde vivan.


No es que ahora se decida a poner al alcance del público sus panes por medio de internet, sino que está a punto de ser lanzada al mercado de los inversionistas, la franquicia de panadería La Reina.


Toda una hazaña para incorporarse a la nueva era de los negocios, y ante el gigantismo de ciudades como la nuestra, que ha crecido hacia todos los puntos perdiendo la oportunidad algunos de saborear el pan con el que crecieron.


Para comercializar la nueva franquicia que nace de un éxito empresarial en Puebla, la familia Cuevas trabaja debidamente asesorada por los expertos que anticipan el éxito.


Se reporta que ya se cuenta con un avance sustancial en los preparativos de la nueva franquicia que muy pronto saldrá al mercado.


Se ultiman detalles en la elaboración de los protocoles y manuales para incursionar en un apetitoso mercado que lo mismo se puede consagrar en Puebla que lejos de esta capital.


De tal manera que desde hoy amenaza con poner en aprietos la campaña que contra la obesidad impulsa el Gobierno federal y que tiene como blanco a “los y las gorditas”.


¡Ni modo! Recuerdan que “a barriga llena, corazón contento!


¿A usted le interesa?

 

Comienzan los preparativos


Con la proximidad de las fiestas del 5 de mayo, comenzaron los preparativos en el medio oficial.


En el estacionamiento de plaza Dorada desde hace dos semanas se trabaja en la construcción provisional de las tribunas para presenciar el tradicional desfile cívico militar del 5 de mayo, sobre el cual muchos de los que tienen que participar cruzan los dedos para que regresen los días nublados en los que el astro sol queda cubierto por las nubes.


Los chiquillos y las chiquillas que van a formar parte de la columna escolar, desde hace unos días a la una de la tarde son citados para el riguroso ensayo.


Así, arropados en abrigadores uniformes que aún en días sin nubes cuando el rayo del sol llega a los 28 grados, salen a las calles a ensayar los pasos para lograr uniformidad y marcialidad en su participación para el 5 de mayo.


Todavía más, los miembros de las bandas de música mantienen el paso al tiempo que cargan pesados instrumentos y siguen las notas de los éxitos que interpretarán en la parada ante miles de espectadores que disfrutan del paso de cada uno de los contingentes a lo largo del bulevar 5 de Mayo.


Precavidos los planteles educativos, salen escoltados por una ambulancia y una patrulla escolar, por aquello de las insolaciones y los incidentes en torno a su paso, para el que van cerrando las calles.

 

Fervor guadalupano


Los preparativos continúan en torno al proyecto para la construcción no de una basílica sino de un “santuario guadalupano” en los terrenos del Seminario Palafoxiano, ante la falta de espacio para albergar a miles de católicos en el actual santuario que conocemos como “La Villita” en la avenida Reforma.


¿El costo?, ¿los recursos?


Es la pregunta que todo mundo se hace en torno al anunciado proyecto que se ha convertido en un compromiso del arzobispo Víctor Sánchez Espinosa.


La respuesta de alguna forma compromete a todos los poblanos, que en la medida de sus posibilidades podrán contribuir con un donativo, o participar en la amplia gama de actividades que se preparan para el efecto.


Se habla de rifas, eventos, venta directa de artículos relacionados como imágenes de “La Morenita” en esculturas, lienzos, rosario, bendiciones, y en forma especial, la venta de criptas.


El comité ciudadano promotor del proyecto tiene contemplado el lanzamiento al mercado de criptas, que tal como se ha hecho en otros santuarios y en la misma “Villa de Guadalupe” bien comercializadas en una preventa al contado y en planes con facilidades, ofrecen una seguridad financiera, a fin de resolver muchas necesidades para arrancar el proyecto desde su diseño, después la construcción y luego su mantenimiento.


De acuerdo con el último reporte, el responsable del diseño arquitectónico trabaja con su equipo en el restirador, en cada uno de los trazos del santuario.


Una vez listo, el comité promotor en el que están involucrados además del arzobispo, el rector de la UAP, Enrique Agüera, y la empresaria Coral Castillo de Cañedo, dará a conocer los detalles de la obra, del financiamiento y su construcción.


Previo a todo esto, estuvo en Puebla el rector de la Basílica de Guadalupe, don Diego Monrroy Ponce, quien trajo una piedra del cerro del Tepeyac que será la simbólica primera piedra con la que se arrancará la obra en su momento.


La construcción dada la magnitud del proyecto se irá a varios años, y en parte dependerá del interés que todos los católicos y guadalupanos “sumen” al proyecto de amplias dimensiones.

 

Ensalada de manzana

 

Del 18 al 20 de junio se anuncia la II Expo Equina en la ciudad de Atlixco, en donde se resaltará el papel que en el mundo y para el progreso han tenido estos animales aliados al desarrollo.


En la exhibición se presentarán caballos criollos, curto de milla, españoles y se exhibirá la alternativa que hoy representan para atender muchos padecimientos con la famosa equinoterapia, que en forma especial se ha convertido en la mejor opción para atender problemas psicomotores en las personas, desde las más pequeñas con discapacidades.


Reconocimiento especial al joven y talentoso estudiante poblano de arquitectura Aldo Rodríguez Rivera, que recibió el premio y homenaje de todos los estudiantes de arquitectura del país que participaron en el XXII Encuentro Nacional de Estudiantes de Arquitectura, por su impecable trabajo que rebasó todas las expectativas.

 

Quedó claro


Quedó claro que las mujeres ya no son más espectadoras, que tienen mucho que decir y que su necesidad de hablar hoy la aprovechan muy bien, como se vio en el Foro de Derechos Humanos 2010 que sobre “Equidad de género y empoderamiento de las mueres” organizó Marcia Bullen Navarro con todo su equipo de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, al que vino a participar como ponente la especialista chilena María Elena Valenzuela, especialista de género y empleo para América Latina y el Caribe de la Organización Internacional del Trabajo, quien después de analizar la situación de las mujeres en el mercado laboral en distintos países, generó una natural participación espontánea de las féminas poblanas que reclaman apoyos y políticas que apoyen a todas, ya no como el caso de Suecia, en donde por maternidad se dan nueve meses a la pareja, tres meses, del sexto al noveno a la embarazada, tres para después del alumbramiento y tres más a su pareja para que el recién nacido reciba los mejores cuidados.

 

Hasta la próxima.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas