Palabras Mayores


Héctor Hugo Cruz Salazar

04/03/2009

Anatere no será candidata

Definidos tres de los cuatro candidatos del PAN por la capital


Aunque oficialmente aún no se definen las cuatro candidaturas del PAN a las diputaciones federales por la capital, los panistas tienen claro que en tres distritos ya todo está escrito. Por el XI irá Miriam Arabian; Eduardo Morales Garduño por el XII y Luis Mora Velasco por el IX, además de que por el VI se menciona a Enrique Rojas.


Y es que prácticamente es un hecho que La Doñano será candidata, ni si quiera por la vía plurinominal, por lo que ya no hay mucha tela de donde cortar para definir a sus gallos.


La negativa inicial de Ana Teresa Aranda para aceptar un distrito se mantuvo hasta el último minuto. Se montó en su macho y se encaprichó, a pesar de que se decía que la orden para hacerse candidata había sido dictada desde Los Pinos.


Circulan entre los panistas dos versiones en torno a dicha posición:


La primera, ya manejada en varias columnas locales, en el sentido de que La Doña temía que le jugaran las contras, perdiera la elección y con ello su oportunidad por buscar Casa Puebla.


La segunda versión, y más reciente, es que la subsecretaria de Gobernación quería vender caro su amor y pedía a cambio, de aceptar la candidatura, que le cedieran la dirigencia estatal del PAN, para que desde ahí operara su campaña y evitara cualquier intento de bloqueo.


Por supuesto, la negativa a dichas pretensiones fue rotunda y ya no se le buscó más.


Además, en los hechos, Anatere no se registró ni en Puebla, ni en México, por lo que de acuerdo a la convocatoria emitida por su partido no puede ser contemplada para competir por ningún distrito. De hecho, tampoco solicitó su registro para ser considerada como aspirante a candidata plurinominal, pero ese requisito podría ser subsanado si es que el CEN del PAN la propone para incluirla en la lista de cualquier circunscripción.


No obstante, los panistas poblanos dicen que su dirigencia nacional ya no la buscará más, pues no les sería redituable electoralmente allanarle el camino hacia la Cámara de Diputados.

 

De la milicia, el sustituto de Vigueras

 

Desde hace dos semanas, al interior del Ayuntamiento de Puebla, comenzó la versión de que el futuro secretario de Seguridad Pública del municipio será un militar en retiro y hasta juran que la alcaldesa ya tiene en su escritorio por lo menos dos propuestas, y que muy pronto habrá de entrevistarse con ellos —si es que no lo hizo este día—.


Dicen que Blanca Alcalá tiene claro que necesita mano firme, y sobre todo experiencia para poner orden en la dependencia y hacerle frente a la delincuencia.


Y es que los índices de inseguridad en la capital no están en su mejor momento, y hasta el propio Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras ha reconocido que los números en la materia se han disparado en los primeros dos meses de la administración.


Descarte por completo a José Ventura Rodríguez Verdín, su nombre nunca ha pasado por la mente de la alcaldesa para darle esa posición. Digamos que los estilos de ambos personajes no compaginan, sobre todo por las formas del Mayor, ya vetustas.


Las fuentes consultadas señalan que si se ha retrasado el relevo de Vigueras, es porque a la alcaldesa no le han llenado el ojo ninguno de los candidatos que tenían contemplados y con los que incluso ya tuvo un contacto son Eduardo Barklay, Jesús Morales Rodríguez, Rolando López Villaseñor, Víctor Díaz Palacios, Manuel Alonso y Fernando Fierro Aldana.

    



 
 

 

 
Todos los Columnistas