Perro no come perro


Luca Brazzi


Soy priista y qué


Estoy verdaderamente orgulloso porque leí con atención la columna que escribe los martes en Croqueta sin Fronteras, mi amigo, mi compayito: Javier Jaramillo y él sin pelos en la lengua lo dice retebonito: “Soy un orgulloso priista y estoy agradecido con Valentín Meneses por haberme dado un cargo en el partido. Orgulloso por servir al Jefe político de este estado”.


Del partidazo, diría yo. Y no sólo el Jefe sino el Jefazo de jefazos. No es por nada, pero denle más croquetas a Jaramillo porque me hizo hasta llorar.


Cuando leía esas líneas me cai que me atraganté de una cabeza de pollo con arroz y tortillas viejas que me había invitado el jefe Magori, a quien respeto y admiro por ser uno de los pilares del periodismo poblano. Yo recuerdo cómo salíamos a reportear ahí para el Novedades, para el Nueva Era, para el Jefe Bigos en la revista Momento, como le decíamos de cariño a Baraquiel Alatriste, que en Paz descanse nuestro admirado bigotón.


Eso sí era periodismo.


En La Flor de Puebla y en el Portal hacíamos de la pluma el oficio diario del reporteo. Trabajamos con el linotipo y esas cosas tan bonitas, me cai.


Pero regreso de ese flashback, les decía que me atraganté de la cabeza de pollo que me preparó mi amigo Mauro González porque qué emoción leer que alguien reconoce de qué está hecho. Eso sí es veracidá, eso sí es congruencia, es amor al hueso.


Vamos es profesionalismo, me cai.


Es como cuando leí a mi otro amigo que festejó el triunfo de nuestro otro jefazo y el fator zeta: “El factor Z. Fue a inicios del mes de diciembre cuando Javier López Zavala por instrucciones de su partido se trasladó al estado de Quintana Roo para operar un proceso electoral que estaba por demás complicado para las huestes del tricolor. Fue entonces cuando el operador del marinismo tomó las riendas el proceso electoral en este lugar, organizó a los candidatos, metió la mano incluso en temas como el manejo de imagen de la campaña y enderezó la nave.”


Qué bonito es lo bonito, diría el literato Campos Ramos. Y es que si todos nos unimos y nos queremos, podremos hacer del periodismo notas bonitas, así arregladitas, que informen de los logros, que seamos un puente de comunicación entre el Jefe político y sus gobernados, nuestros amables lectores.

 

Croqueta sin fronteras se apunta otro triunfo


El año próximo pasado 2007, logramos concretar nuestras proyecciones para el periódico “Croqueta sin Fronteras” nuestros objetivos, aun que modestos, no dejaron de ser importantes ya que quienes hacemos posible este medio de información hemos hecho esfuerzos sostenidos para, por ejemplo, mantener nuestro tiraje y nuestra circulación.


Nuestros forros a colores, nuestras 20 páginas y… por supuesto, la calidad en nuestros contenidos. Para muchos los logros anteriores pueden parecer muy pequeños, pero para nosotros, y también para usté, amable lector, si está imbuido en el medio periodístico y de editores, sabe que no es nada fácil y lo satisfactorio que resulta decirle a usté (aunque suene a una vanidá) lo planeamos, lo anunciamos al inicio del 2007 y ¡lo logramos!


Este año lo comenzamos con nuevos bríos y con nuevos proyectos, uno de esos, ire usté porque usté puede juzgarlo pues lo tiene en sus manos, son los nuevos contenidos que tendrá nuestro medio periodístico; entre otros: una mejor calidá en los diseños y las imágenes, así como algunos juegos interactivos, como laberintos, crucigramas, sopa de letras, acertijos, etc.,. Todos con connotación cultural y política.


Tome usté su lápiz y /o un bolígrafo porque lo vamos a poner a jugar con nosotros.







 
 

 

 
Todos los Columnistas