Economía y Política


Luis Antonio Godina Herrera


12/09/2011


No somos tontos


El pasado 8 de septiembre el entonces Secretario de Hacienda entregó al Congreso de la Unión, el llamado paquete económico para el año 2012, fue la primera vez que el titular de la dependencia llevaba personalmente el proyecto al Legislativo. Desde siempre había sido una tarea que cumplía la Secretaría de Gobernación como la responsable legal de la relación entre los poderes.


La propuesta del Presidente Calderón se ubica en un escenario internacional en donde la amenaza de la desaceleración y el estancamiento están presentes, y a nivel nacional esos signos se asomaron pues la economía creció menos el segundo trimestre de este año, mientras que en los Criterios Generales de Política Económica se estima un crecimiento de 3.5%, el cual parece un tanto optimista, éste contrasta con el estimado para 2011 que es de 4.0%, todavía más optimista que el primero.


En cuanto a los ingresos se debe destacar la entrada en vigor de la desaparición de la tenencia, lo cual es un signo de aliento para la economía de las familias, pero en contraste se incluye la posibilidad de que las entidades federativas establezcan un impuesto a las ventas de hasta 5%, excluyendo un gran número de actividades, todas vinculadas con temas federales, lo que no solamente reduce la base sino que se constituye en un golpe a la economía de las regiones. Por ejemplo, si el Congreso del Estado de Tlaxcala decide no imponer el gravamen y el de Puebla sí lo hace, tendríamos la presencia de competencia desleal y el comercio de Puebla experimentaría un deterioro considerable. Si escalamos esto a la Zona Metropolitana de la ciudad de México en donde se genera más del 30% del PIB el problema cobra proporciones más que preocupantes.


En 2007 el Gobierno Federal y el Congreso festejaron que la Tenencia desaparecía, para 2012 Calderón nos deparaba otra sorpresa: como ya no hay Tenencia (la cual se destinaba por completo a las entidades federativas) pues ahora que los estados asuman el costo político. Sin duda se trata de un problema real: de un año a otro se pierde una fuente de ingresos estimada en más de 20 mil millones de pesos, un monto similar a lo que se recaudaría con el 5% de impuesto a las ventas.


No nos engañemos, no somos tontos, es otra vez el viejo chiste de la noticia buena y la noticia mala: la buena ya no hay tenencia, la mala ahí viene el impuesto a las ventas. Considero que se tienen diversas alternativas para cubrir ese faltante. A nivel local se tiene que ajustar el gasto corriente de manera severa, a nivel federal existen los márgenes dentro del presupuesto para compensar a los estados, también reduciendo el crecimiento del gasto corriente. La premisa debe ser una: el dinero en 2012 debe estar en el bolsillo de la gente y no en el del gobierno. Para los estratos de menores ingresos ese 5% sería letal.


Por lo que hace al presupuesto, el proyecto enviado por el gobierno al Congreso es totalmente inercial, pero incluye disminuciones importantes en carreteras, agua y campo completamente inaceptables. Para el caso de Puebla el presupuesto contempla recursos por 46.6 miles de millones de pesos (21.3 en participaciones federales y 24.1 en aportaciones). Destaca que los recursos para financiar proyectos suman para Puebla 1.1 miles de millones de pesos, los cuales son la mitad de lo destinado a Baja California; 10% de la propuesta para Guanajuato; la mitad del monto para Guerrero; una cuarta parte de los proyectos para Oaxaca; y la mitad de lo proyectado para Sinaloa. En estos dos meses, el presupuesto se aprueba el 15 de noviembre, los legisladores federales y el propio gobierno del estado tendrán que trabajar horas extras para corregir esta distorsión.

 

Los senadores y diputados deben tener claro que la gente quiere un mejor gobierno y un gobierno que no la agobie con trámites y más impuestos. Ellos tienen que enmendarle la plana al Presidente. Su proyecto no puede pasar. Una visión así no la merece el pueblo de México.

 

Para intercambiar opiniones sobre los temas que trato en CAMBIO te invito a visitar mi página web: www.luisgodina.org. Mi Twiter: @godinaluis

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas