Pulso Político


Gabriel Sánchez Andraca

07/06/2011

 

El tema político del día


En los círculos políticos de Puebla y seguramente del país, el tema del día es la detención, muchos dicen que arbitraria, de Jorge Hank Rhon, hijo de Carlos Hank González, exgobernador del Estado de México y una de las figuras más importantes del priismo nacional en los finales del siglo XX.


La percepción general sobre esta detención, es la de que el gobierno federal, ante la proximidad de las elecciones del 2012, pretende debilitar al PRI, partido que según las encuestas, está en la preferencia del electorado. Las justificaciones de algunos panistas, en el sentido de que se está actuando de acuerdo con la ley, no son creídas por nadie. Si de hacer justicia contra quienes abusaron del poder en la era priista se tratara, los panistas hubieran procedido así hace diez años que llegaron al máximo poder de la República y no precisamente cuando hay un proceso electoral en el Estado de México, que gobierna el posible candidato del PRI a la Presidencia de la República, que pertenece al grupo Atlacomulco, uno de los grupos priistas más poderosos del país, que tuvo durante mucho tiempo como jefe al padre del ahora detenido.


La acusación es de posesión de armas de fuego exclusivas del Ejército, y el operativo se implementó, por una denuncia anónima. El acusado, dice en carta escrita de su puño y letra y dirigida a la Comisión Nacional de Derechos Humanos, que no se le presentó ninguna orden de cateo, que fue despertado en su casa por unos militares y otros encapuchados, que lo tuvieron parado frente a la pared en la sala de su casa y que le dijeron que se colocara al frente de un lote de armas que no son suyas y que tampoco había visto y le tomaron fotos.


Muchos creen que se trató de la versión calderonista del “quinazo” dado por Carlos Salinas de Gortari, contra “La Quina”, el líder del sindicato petrolero.


Nadie ignora que el tal Jorge Hank Rhon, no ha sido una “blanca paloma”; que es un empresario exitoso, como ahora se dice, porque gozó de influencias políticas, sobre todo en vida de su padre, pero eso no justifica las arbitrariedades cometidas en este caso.


Y todo por una simple llamada anónima.


Manilo Fabio Beltrones, senador de la República, refiriéndose a este asunto, hizo un llamado a esmerarse en los asuntos públicosy “a cuidar el lenguaje y las formas políticas”.


Si algo ha caracterizado a los gobiernos federales panistas de Vicente Fox y de Felipe Calderón, ha sido precisamente eso, no se esmeran en los asuntos públicos y ni cuidan el lenguaje y menos las formas políticas.


Y no es por mala fe, sino por absoluta ignorancia de la importancia que en política tienen la forma y el lenguaje políticos, que finalmente nos sirven para conocer el fondo y en este caso, aunque se diga lo contrario, el fondo es eminentemente político. La detención del personaje que nos ocupa, se hace a destiempo, sin guardar las formas legales, sin mediar acusación alguna, sino en base a una denuncia anónima y quien procede a hacer la detención y el cateo, es el Ejército. O sea, que todo se ha hecho mal.


Así como Vicente Fox pretendió meter a la cárcel a Andrés Manuel López Obrador, para inhabilitarlo como candidato, ¿se pretende ahora revivir el desprestigio de los priistas?


Si la gente, el ciudadano común, quiere en un alto porcentaje que vuelva al poder nacional el PRI, según las encuestas, se debe no a que los priistas sean una maravilla gobernando al país, sino a que comparados con el PAN, son menos peores, eso es todo.


Pues ojalá y esto se resuelva pronto y bien y no sirva para enfrentar a los mexicanos más de lo que ya estamos, por la falta de sensibilidad política del valiente presidente Calderón, empeñado en una guerra que nadie quiere, que ha hecho sufrir a tanta gente y que además, según perciben altos porcentajes de la población, está perdiendo. ¿Para qué complicar más las cosas, si el PAN ni siquiera tiene un buen candidato para la Presidencia?

 

La importancia de la UAP


La visita que el domingo hizo el gobernador del estado, Rafael Moreno Valle Rosas, a la Universidad Autónoma de Puebla, para inaugurar nuevas y modernas instalaciones, ha servido para poner punto final a los rumores infundados sobre una mala relación entre el jefe del Ejecutivo estatal y el rector de la institución de educación superior más importante del estado.


El gobierno estatal y la UAP, no pueden estar distanciados sin que ese distanciamiento provoque problemas que afectarían a toda la entidad.


Es la institución de educación superior, más importante de Puebla y una de las más importantes del país.


60 mil jóvenes estudian en sus aulas, se preparan en diversas especialidades para servir después a la comunidad. Serán los profesionistas del futuro y quienes tendrán en sus manos el destino de Puebla y de México.


La petición de apoyo que hizo el rector Enrique Agüera Ibáñez al gobernador, recibió inmediata respuesta afirmativa y es que Moreno Valle está consciente de la importancia que en los momentos actuales, de crisis generalizada en el país y en el mundo, tiene la educación, una educación de calidad, como se ha reconocido nacionalmente, que imparte la UAP.

 

Entre mejores elementos materiales y técnicos tenga la máxima casa de estudios del estado, mejor podrá cumplir con su misión, de formar a los jóvenes poblanos para enfrentar el futuro que no parece que vaya a ser fácil.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas