Pulso Político


Gabriel Sánchez Andraca

28/03/2011

 

No será fácil recomponer al PRI

La primera reunión convocada por el PRI estatal para tratar de reunificar a los grupos e iniciar los preparativos para las elecciones del 2012, difícilmente podría considerarse exitosa.


Fueron invitados los exgobernadores, los exdirigentes del PRI estatal, los diputados federales y locales… y fueron muchos los que faltaron.


De los exgobernadores sólo asistió el ahora senador de la República, Melquiades Morales Flores. Faltaron Guillermo Jiménez Morales, Mariano Piña Olaya, Manuel Bartlett y Mario Marín. Desde luego que no estuvo el doctor y general Rafael Moreno Valle, por obvias razones.


De los exdirigentes del PRI, no estuvieron: Guillermo Pacheco Pulido, Marco Antonio Rojas, Carlos Palafox, Víctor Hugo Islas, Juan Manuel Vega Rayet, Valentín Meneses y Alejandro Armenta.


Sí asistieron: Melitón Morales Flores, Miguel Quirós Pérez, Ignacio Mier, Víctor Manuel Giorgana, Mario Montero Serrano, Javier Bolaños y algunos otros.


Faltaron también muchos diputados federales y hubo buena asistencia de diputados locales.


Siempre hemos dicho aquí que todos los inicios, todos, son difíciles, y si de reorganizar, reestructurar un partido político que perdió las elecciones después de 80 años de haber ganado siempre se trata, las dificultades son mayores.


El intento del dirigente priista local, Juan Carlos Lastiri Quirós, es bueno y debería ser apoyado por los militantes del PRI, de todos los grupos y de todas las categorías, si quieren realmente recomponer a su partido.


Pero hay muchos resentimientos, muchas heridas no cicatrizadas, que impiden que esto se facilite. Cuando un grupo llega a la dirigencia del PRI y se cree dueño absoluto del partido, surgen divisiones, deserciones, enojos, resentimientos y finalmente fracturas que conducen al fracaso.


El pasado fin de semana también hubo una reunión de priistas en Atlixco, convocada por el licenciado Javier López Zavala, excandidato perdedor a la gubernatura del estado. En ella, el también exaspirante a la dirigencia estatal del PRI habló de priistas traidores, de gente “que nos traicionó el pasado 4 de julio”, y se congratuló de que esos “traidores” no estuvieran presentes.


¿Podrá lograrse así la unidad del partido tricolor?


En esa reunión, la diputada federal Isabel Merlo Talavera dijo en un discurso que es urgente que los priistas estén juntos, para que se logre trabajar en equipo y se eviten los vicios que tanto han polarizado al partido.


Pidió el apoyo de los presentes para los proyectos políticos del señor López Zavala.


Entonces los proyectos son de don Javier y no del PRI. ¿O cómo está la cosa? Que alguien me expliqueeeee.

 

El vicecoordinador de Gestión Social del grupo parlamentario del PRI en el Congreso de la Unión, Alberto Jiménez Merino, está imparable


Quienes pensaron que al moverlo de la coordinación de la diputación cenecista iban a frenarlo en su carrera política, parece que se equivocaron, pues ha hecho propuestas sensatas y muy útiles que han merecido el apoyo de todos los diputados para resolver graves problemas del país, como el de la producción de alimentos y ahora el plan de diez años para resolver el grave problema educativo.


México tiene a 33 millones de personas de más de 15 años con educación inferior a la requerida para poder llevar una vida digna: hay 6 millones de analfabetos, 17 millones que no terminaron la primaria, y 10 millones que no han terminado la secundaria. Eso es causa de que un total de 54 millones de mexicanos vivan en la pobreza total.


Al ritmo actual, el problema quedará resuelto dentro de 46 años, casi medio siglo. El plan propuesto por Jiménez Merino, de aumentar cada año mil millones al presupuesto para educación, el problema se resolvería en sólo diez años. ¿Alguien puede negarse a eso?

 

Hacer de Puebla un estado modelo en el país en el renglón de impartición de justicia, es un proyecto del gobernador Rafael Moreno Valle Rosas


Para eso, ya está en pláticas con los representantes de los poderes Legislativo y Judicial del estado.


El proyecto requiere de infraestructura física y humana y eso no se logra de la noche a la mañana, pero tiene que iniciarse ahora para alcanzar las metas en el menor tiempo posible.


Pide Moreno Valle Rosas que se aprovechen los avances logrados en otros estados del país y que se implemente en Puebla un sistema de justicia igual para todos, es decir, que garantice a los habitantes del estado, desde el más rico hasta el campesino más pobre, un trato igual, una justicia sin distinciones de ninguna especie. Se refirió incluso a los indígenas poblanos de siete etnias reconocidas, que muchas veces van a parar a la cárcel porque las barreras del idioma les impiden explicarse.


El mismo gobernador del estado, en otro acto, se mostró partidario de que México firme un tratado de libre comercio con las naciones centroamericanas. Eso sería beneficioso para Puebla, que es la entrada del sureste y que tiene una industria de autopartes que se vería altamente beneficiada con una apertura comercial de esa índole. Dijo que entre más apertura comercial tenga México, mejor será para todos, porque propiciaría la creación de empleos.


Y ya que hablamos del gobernador, le informamos que tuvo una cordial entrevista con el arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa, en Casa Puebla. Aunque nuestro país es laico, es importante que quien gobierna a un estado, sobre todo un estado considerado bastante religioso, como Puebla, mantenga buenas relaciones con los líderes religiosos, sobre todo con el líder de la religión mayoritaria.

 

Ser un país de gobierno laico es lo mejor que nos pudo pasar en el siglo XIX, y que sigamos manteniendo ese modelo actualmente, incluso con gobiernos de derecha como los de Fox y Calderón, habla de que los mexicanos hemos entendido que el laicismo no es persecución, como algunos afirman, del Estado contra las religiones, sino de respeto mutuo. Las buenas relaciones entre la máxima autoridad de la iglesia mayoritaria con la autoridad civil, en un marco de absoluto respeto, ha existido y por lo que vemos seguirá existiendo, lo cual es bueno para todos.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas