Pulso Político


Gabriel Sánchez Andraca


La derecha se fortalece en universidades privadas


Mientras la izquierda poblana sigue con sus ancestrales y parece que irresolubles broncas y el PRI tiende a perredizarse (dividirse en corrientes o tribus) adelantando su lucha interna por la candidatura para gobernador, cuando faltan tres años para el cambio, la derecha se hace fuerte en las universidades privadas, capacitando a los profesionales que en un futuro próximo, podrán arribar a puestos de responsabilidad dentro de los sectores público y privado, controlando la vida política, económica y social de la entidad poblana.


Hace ya tres décadas, cuando la Universidad Autónoma de Puebla era un polvorín y estaba por resolverse la candidatura del PRI a la gubernatura del Estado, para suceder al gobernador interino Aarón Merino Fernández, el dirigente nacional del Revolucionario Institucional, Alfonso Martínez Domínguez, vino a «explorar» el ambiente político de la entidad y en la ciudad de Tehuacán, pronunció un discurso que tendría plena vigencia en los momentos actuales: «Mientras los hijos del pueblo, que se educan en univesidades públicas, andan perdiendo el tiempo en algaradas callejeras, los hijos de la burguesía, que se educan en universidades privadas, están dedicados al estudio y al trabajo y el futuro será, de los más aptos, de los mejor capacitados, de los más disciplinados...»


Parodiando al que fuera brillante orador y hábil político, diríamos que mientras los partidos que representan o dicen representar los intereses de las grandes mayorías, se dividen y se pelean entre sí, las principales universidades privadas de la entidad, están capacitando a los jóvenes que irán a engrosar las filas de la derecha política y el futuro será de quienes estén mejor capacitados academicamente y se mantengan unidos por ideal o por interés económico, que éste es el caso.


LA UDLA SE VA A LA DERECHA CON RECTOR PANISTA


La designación de Luis Ernesto Derbez, como rector de la UDLA, una universidad que nació laica y apolítica y así se mantuvo durante un buen tiempo, entra al campo de la derecha al traer como rector a un alto dirigente panista, ex secretaio de Economía y de Relaciones Exteriores, en el fracasado gobierno panista de Vicente Fox.


Comentando esta designación, cuando todavía no era confirmada oficialmente por la propia Universidad de las Américas y solo se conocía la versión dada por don Enrique Monter Ponce en su noticiero vespertino de Tribuna, nuestra colega Socorro López Espinosa, del periódico digital Stratus, hizo en su columna Balance, el siguiente comentario: «Algunos faltos de memoria -al conocer la versión- destacaron que el exsecretario de Economía y de Relaciones Exteriores, «conocía» bien a la universidad y que quizás eso era positivo, porque es alguien relacionado con la UDLA, no es ajeno a la institución.


«Sólo que les faltó precisar que Luis Ernesto Derbez se desempeñó como vicerrector académico de la universidad en la época de Fernando Macías Rendón, entre 1982 y 1983, cuando empezó a hacer crisis la administración de Macías Rendón. Lo problemas con la rectoría en ese entonces -entre varios más- fueron precisamente por los aspectos académicos: la relación con los catedráticos, la asignación de recursos a los diferentes departamentos y, por supuesto, la relación con los alumnos.


«Así en 1985, cuando ya no estaba Derbez, alumnos y catedráticos finalmente tomaron la UDLA, iniciando una nueva etapa con la destitución de Marcías Rendón».


En otra parte de su interesante columna, Socorro López, recuerda la tradición apartidista de la institución, que ahora nombra a quien desde el 12 de diciembre del 2006 hasta el martes pasado, es secretario de relaciones internacionales del comité directivo nacional del PAN, con lo que esa tradición queda rota, y todavía agrega un dato más, relacionado con el laicismo que siempre practicó la UDLA, su nuevo rector es miembro ordinario de la Pontificia Academia de Ciencias Sociales, cuya designación fue hecha directamente por el Papa Benedicto XVI, en octubre del año pasado.


LAS SEIS MAS IMPORTANTES UNIVERSIDADES PRIVADAS


Con la inclusión de la UDLA, pues, en el campo de la derecha poblana, suman seis instituciones privadas de educación superior, las más importantes, las que están en dicho campo.


La UPAEP, que surgió a raíz del llamado Movimiento de Reforma Universitaria, que en un principio respondía a los intereses de la iniciativa privada angelopolitana y que ahora, nos dicen, está en poder el Opus Dei; la Universidad Iberoamericana Golfo-Centro, que es manejada por los Jesuítas, la órden más poderosa de la Iglesia Católica; la Universidad Lasalle, de los hermanos lasallistas; la Universidad Anhauac, de los Legionarios de Cristo y el Tecnológico de Monterrey, campus Puebla, que responde a los intereses del capitalismo regiomontano.


¿Se darán cuenta los partidos sedicentes de izquierda o simplemente liberales como el PRI, del peligro que representa para ellos el tener tan cerca, fábricas de profesionales y líderes que irán a engrosar las filas de la derecha, mientras ellos andan en broncas internas?. La derechización del PRI se inició con la irrupción, en sus filas, de muchos profesionales egresados de las universidades «donde se educa a los hijos de la burguesía», como dijo Martínez Domínguez en Tehuacán, hace tres décadas. ¿Vamos a la derechización total del país?




 
 

 

 
Todos los Columnistas