Pulso Político


Gabriel Sánchez Andraca


El Cuarto Informe de gobierno


Ayer le hablamos en este espacio, de la importancia de los tiempos políticos y el cuarto informe de gobierno, que de acuerdo a la Constitución Política del Estado, rindió el jefe del Ejecutivo local ante la representación popular, nos sirve de ejemplo para reafirmar nuestro dicho.


En la vieja tradición política priísta, le dijimos, los dos primeros años de un gobierno, sirven para el afianzamiento en el poder de un gobernante. Los tres años siguientes, gobierna a plenitud y el último año de su administración, se prepara administrativa y psicologicamente, para entregar el poder.


El gobernador Mario Marín Torres, en los dos primeros años de su administración, sufrió un vendabal mediático y político organizado por sus enemigos de dentro y de fuera de su partido, que lo cimbraron, pero no lograron tumbarlo. Resistió como los buenos y superó el problema.


Con muchas tablas en el escenario público y conocedor del oficio, aguantó los dos primeros años campañas, rumores y chismes, dedicado al trabajo.


En el tercer año dio la sorpresa: se empezaron a construir hospitales, centros escolares, caminos, la Célula, el Centro Expositor, se impulsó la agricultura de invernadero....


La percepción del ciudadano común empezó a cambiar. El transporte público de la capital inició su reorganización y los resultados empezaron a ser tangibles.


Este cuarto año de la administración marinista que termina, muchas obras iniciadas en el 2007 se han terminado y otras tienen ya un avance importante. La restauración del boulevar ecológico, es un hecho y la reconstrucción del principal acceso a Angelópolis, la zona más moderna de la capital, también.


El gobernador anuncia nuevas metas. Ampliación de la carretera Izúcar a Acatlán, terminación de la Célula y del Centro Expositor, nuevas vías de comunicación en las diferentes regiones del estado y apoyo a pequeños productores agropecuarios, minifundistas y de traspatio, entre otras cosas.


Conocedor de la práctica política y sobre todo de los tiempos, está cumpliendo plenamente con su objetivo. En el cuarto año preside un gobierno fuerte, organizado y eficaz Esa fortaleza, esa eficacia, serán mayores en el quinto año de la administración que está por iniciarse y en el sexto podrá decir a la ciudadanía poblana, que sus promesas de campaña, se han traducido en hechos.


Mario Marín ha sabido esquivar los escollos que le pusieron sus adversarios de fuera del PRI y de dentro de su propio partido y los que han representado quienes sin consideraciones de ninguna especie, empezaron a alborotar la gallera con miras a sucederlo en el largo plazo.


Ayer en su cuarto informe, estuvo presente el Secretario de Salud, con la representación del Presidente de la República y el presidente del Congreso de la Unión, diputado César Duarte Jaque, además de representantes de diversos organismos públicos y privados.


Fue una ceremonia austera a la que además de los diputados locales y representantes federales, acudieron solo un centenar de invitados.


Hoy a las 9 horas, en el Centro Cultural Universitario, habrá un acto al que han sido invitadas más de tres mil personas. Ahí el gobernador dirigirá un mensaje a la ciudadanía, en el que hará importantes anuncios de interés general.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas