¡PURO CAMOTE!


Fernando Zulbarán y Rojas


Incertidumbre


Afirman que “Chelis” se queda, otros que se va. Unos están seguros que Ricardo Henaine  Mezher ya compró, otros lo desmienten. Lo cierto es que ya el tiempo se viene encima, las vacaciones de los jugadores están a escasas 3 semanas de concluir y por lo pronto no hay nada en concreto.


José Luis Sánchez Solá se fue a España, sin una respuesta, sin un proyecto aprobado y sin haber puesto en marcha las negociaciones para renovar el plantel. Jugadores como el “Ruso” Zamogilny, Cámpora, “Bola” González, Nicolás Olivera, Walter Vilchez viajaron a sus respectivos países sin conocer su futuro en el equipo poblano y el balompié mexicano.


¿Cómo va haber pláticas con los jugadores y cuerpo técnico sin una directiva sólida? Un equipo no puede caminar sin tener una estructura, tal es el caso de la Franja, que siguen sin tener nada en claro respecto a la compra de acciones y mucho menos saben quiénes quedarán al frente de la administración, contratación y manejo deportivo de la institución. Estamos a la espera de una respuesta que parece nunca llegará.


Por otro lado se dice que el gobernador del estado dio un ultimátum a la directiva, exhortándolos a armar un equipo competitivo y que figure en la liga, condicionándolos que en caso de no hacerlo solo les prestaría el estadio dos veces por semana. Cabe destacar que otra de las cosas que pidió fue el cese del estratega poblano.


Me voy pero te vas conmigo


Esa parece ser la actitud que tomaron los jugadores de los Jaguares de Chiapas el sábado pasado cuando, ya sabiéndose eliminados, realizaron una corretiza a los jugadores cruzazulinos. No justifico los golpes, patadas e insultos pero habrá de considerar quienes provocaron y quienes contestaron la agresión.


Durante este año el equipo capitalino se vio inmiscuido en dos batallas campales, contra el América y la del sábado. La comisión disciplinaria tendrá que analizar a fondo los videos, pues hasta el mismo árbitro no entregó un informe completo y preciso.; tal y como ha sucedido durante esta liguilla, los dueños del silbato han dejado mucho que desear.

 

Es claro que las suspensiones vendrán, pero tendrán que tomarse medidas más enérgicas para evitar este tipo de acciones y actitudes, que además de demeritar y manchar al fútbol, no dejan ejemplos a seguir a los niños y jóvenes que ven como ídolos a estos guerreros de la cancha.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas