Mundo Rural


Hipólito Contreras


Al Secretario de Agricultura igual que a Carrillo, ya no lo quieren


Igual que en el equipo de la Franja, el Puebla, que sus seguidores lo ven tambalearse a pesar de cambio de entrenador, al que ya le armaron una manifestación para exigir su salida, lo mismo  pasa con el Secretario de  Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, Alberto Cárdenas Jiménez, la organizaciones campesinas del país también piden su  renuncia.


El actual Secretario de SAGARPA, ex aspirante presidencial en el Partido  Acción Nacional, hace recordar al anterior, el señor Javier Usabiaga, el llamado  “Rey del Ajo”, quien tampoco tenía  el reconocimiento de las organizaciones campesinas  del país, fue quien firmó el llamado Acuerdo Nacional para el Campo, mismo que sigue sin cumplirse.


Como se recordará, el señor Usabiaga presentó su renuncia como titular de la SAGARPA porque pretendía primero ser candidato y después gobernador de su estado, Guanajuato, al final no logró ni lo uno ni lo otro.


El actual Secretario, ex gobernador de Jalisco, y quien formó parte de la terna panista para  nombrar candidato a la presidencia de la república, como no lo logró lo nombraron titular de la SAGARPA, era parte del equipo, y era lógico que quedara integrado al gabinete luego del polémico triunfo panista en julio del 2006.


Lo cierto es que está terminando la primera de las tres partes del sexenio sin que se vea algo trascendente en el señor Secretario, el campo mexicano pasa por la más compleja crisis de su historia, complicada por los últimos acontecimientos en materia financiera y que han llevado a una devaluación del peso, hecho no reconocido por el gobierno federal.


Al señor Secretario de SAGARPA le ha tocado bailar con l más fea, con la peor crisis del campo nacional, en los discursos, sigue hablando de las bondades de los programas federales al sector agropecuario, habla de de superávit en la balanza comercial agropecuaria, cuando la verdad es que el déficit es alto dado la evidente dependencia alimentaria del país.


En la pasada Asamblea nacional de las principales organizaciones campesinas del país  (tema del que hablaremos en la siguiente semana), Cruz López Aguilar, dirigente nacional de la Confederación Nacional Campesina, dentro de la crítica que hizo a la política del gobierno federal al campo, hizo alusión al trabajo que desempeña  el Secretario de Agricultura, esto es textualmente lo que dijo.


“La pregunta es, ¿con quién va a operar el presupuesto para el campo el presidente? A mí me recomendó un integrante del gabinete no hablar mal del Secretario de Agricultura porque hacerlo lo fortalecía, quiero seguir el consejo y declarar aquí que el señor Secretario como lo propone el gobierno es bueno, el único problema que tiene es que piensa como suizo mientras atiende el campo mexicano, el comportamiento del Secretario, de plano, como dice un tópico nuestro, que alguien nos explique que está pasando con el Secretario,  estamos entrando de lleno a una crisis financiera y económica de proporciones inimaginables, la relación económica desmedida con Estados Unidos están convirtiéndose en una losa que puede quebrarnos la columna vertebral…”


En su visita Puebla hace unos meses tampoco le fue bien al Secretario de Agricultura, durante una reunión con organizaciones campesinas integrantes del Congreso Agrario Permanente en la sede del gobierno del estado, el discurso del Secretario fue interrumpido por un productor quien le dijo que era falso lo que decía, (algo parecido con lo que un estudiante le dijo al presidente Calderón).


La  inconformidad contra el Secretario de Agricultura ha llegado a la Cámara de Diputados en donde integrantes de la Comisión de Agricultura, incluyendo a los del Partido Acción Nacional, le han pedido su renuncia por no estar conformes con el papel que ha desempeñado.


Cuando los propios correligionarios le piden la renuncia a Cárdenas Jiménez es porque algo  anda muy mal, y vaya que andan mal las cosas en el campo,  el capitán que conduce el barco está fallando, quizás él no tiene toda la culpa, el problema se debe a las mismas circunstancias, a la realidad económica y política nacional, sin embargo, debería asumir una actitud más combativa a favor del campo nacional.


Habría que evaluar a cada uno de los Secretarios de Estado para ver  quién es el más eficiente  y el menos eficiente. Ya se verá en los próximos meses si  el titular de Agricultura es sostenible en el cargo o es relevado,  si las presiones de las organizaciones campesina siguen es probable que no concluya ni primer trienio del sexenio.


Sin embargo, es obvio que con la probable salida de Cárdenas Jiménez de la SAGARPA, no va a quedar resuelto el grave problema de financiamiento, migración, pobreza y desplome de la producción en el campo mexicano porque el problema es estructural, no precisamente se resuelve con sacar funcionarios y traer otros iguales o peores.


Aun así,.si equis funcionario ya  no es del agrado de los gobernados, en este caso de los campesinos  y productores a través de sus organizaciones ( lo mismo que  muchos miles de maestros ya no quieren a Elba Esther Gordillo en el SNTE), lo más probable es que el titular de SAGARPA termine presentando su renuncia presionando por las circunstancias.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas